Rodríguez Sahagún: "El decreto-ley, nulo de pleno derecho"  :   
 El PCE se opone a la devolución al sector privado. 
 ABC.    02/03/1983.  Página: 19. Páginas: 1. Párrafos: 14. 

MIÉRCOLES 2-3-83

NACIONAL

Rodríguez Sahagún: «El decreto-ley, nulo de pleno derecho»

El PCE se opone a la devolución al sector privado

Una vez finalizados los duelos dialécticos entre Gobierno y oposición, protagonizados de un lado por los titulares de Economía y Justicia, y de otro, por Miguel Herrero Rodríguez de Miñón, diputado de AP-PDP, expusieron su postura los grupos minoritarios. Por el Grupo Mixto, el comunista Pérez Royo se mostró de acuerdo expresando su recelo de que Bancos y empresas del grupo pasen al sector privado, mientras que Sahagún, por el CDS, consideró «nulo de pleno derecho» del decreto-ley y Vicens, por ERG, se abstuvo exponiendo serias reservas a la medida del Gobierno. El grupo vasco, que cerró la sesión, que continuará hoy por la tarde, votó a favor, aunque dejando ver su temor de que sea ésta la primera de una serie de medidas nacionalizadoras.

Vicens (Esquerra Republicana): «Dudas de constitucionalidad»

El representante de Esquerra Republicana de Cataluña, Francesc Vicens, intervino muy brevemente para decir que le plantea serias dudas de constitucionalidad el procedimiento empleado por el Gobierno para expropiar a Rumasa. «Me parece evidente la rotundidad con que el artículo 86 excluye la posibilidad de la utilización del decreto-ley en un tema que afecta directamente a los derechos ciudadanos. Esto es algo que por lo menos debiera hacer dudar.»

El señor Vicens recalcó que no le ha convencido ninguno de los argumentos empleados por los ministros de Economía y Hacienda, Miguel Boyer, y de Justicia, Fernando Ledesma, en el sentido de que no es lo mismo la facultad expropiatoria del Estado que suprimir el derecho de propiedad.

Rodríguez Sahagún (CDS): «Procedimiento heterodoxo»

El diputado portavoz del CDS (Grupo Mixto), Agustín Rodríguez Sahagún, comenzó su intervención diciendo que si efectivamente tos datos y cifras facilitados a la Cámara por el ministro Boyer corresponden a la realidad, ello constituiría en principio razón suficiente para alguna forma de intervención estatal en el grupo Rumasa. Pero, en cualquier caso, un aspecto muy distinto del problema es el procedimiento seguido en esta ocasión por el Gobierno. Porque, dijo el señor Rodríguez Sahagún, en un Estado de Derecho no puede responderse con una actuación heterodoxa frente a comportamientos heterodoxos, e incluso delictivos, por parte de los poderes públicos.

En opinión del diputado del CDS, no son convincentes los argumentos que acababan de utilizar los señores Boyer y Ledesma en favor del procedimiento seguido, es decir, la vía del decreto, Seguidamente, el orador aludió a los defectos de forma del citado decreto, tanto en su texto inicial como en la posterior corrección de sus errores. La corrección, cuando ya había entrado en vigor la disposición del Gobierno y había producido sus primeros efectos, no bastaba para reparar los perjuicios ya ocasionados.

Para Rodríguez Sahagún, ese cúmulo de defectos formales y su presumible inconstitu-

Pérez Royo (PCE): «Creemos que era la única medida posible»

El portavoz del grupo subió al estrado para explicar casi exclusivamente las «razones que fundamentan el voto favorable a la medida del Gobierno». Dicha postura favorable, según matizó Pérez Royo, «no es una toma de postura apriorística, ni ideológica, sino responsable, "cuasi solemne"». «No es que a nosotros nos guste -dijo Pérez Royo— esta nacionalización en sí... o expropiación si lo prefiere el señor ministro. Pero parece claro que, teniendo en cuenta la situación del "holding", la expropiación inmediata era la única medida posible.» Reconoció estar utilizando prácticamente «la misma línea de argumentación» del ministro Boyer, aunque apuntó que sería necesario dar al Banco de España todas las competencias, e hizo hincapié en la necesidad de «aumentar la competitividad de la Banca», indicando así la postura de su grupo a favor de la nacionalización del sector bancario. Indicó, por último, su preocupación por la afirmación del ministró «sobre la posibilidad de que las empresas privadas vuelvan al sector privado».

Ollora (PNV): «Sí, con reservas»

Juan María Ollora, en nombre del Grupo Parlamentario Vasco, expresó el apoyo de su partido a la convalidación del decreto-ley, a pesar de dejar constancia de las inquietudes que te producía la medida, en el sentido de que éste pudiera ser el primer paso de una cadena de nacionalizaciones, a la que sería favorable una amplia representación del partido en el Gobierno. En ese sentido expuso su inquietud por las resistencias a devolver al sector privado las empresas expropiadas, que, en opinión del parlamentario vasco, deben entregarse en su inmensa mayoría. Dijo también que rechazaba la idea de «caza al empresario» que parece haber surgido en algunos sectores, elogiando la actuación del sector privado en la economía, cuya intervención debe favorecerse, en la búsqueda de expansión y de obtención de beneficios.

. En otro orden de cosas, admitió como buenos los números ofrecidos por el ministro de Economía y estuvo de acuerdo en que ciertas actuaciones empresariales, como las denunciadas por Boyer, la Administración no puede permitirlas.

Criticó asimismo las declaraciones del propio ministro y de Ruiz Mateos, y consideró aquéllas como una posible «vendetta» a las acusaciones vertidas por el hasta hace poco propietario de Rumasa, grupo al que coincidió en calificar de «gigante con pies de barro». Tras la intervención del representante del PNV, la sesión quedó aplazada hasta las cuatro y media de hoy.

 

< Volver