El debate de Rumasa. Encuesta. 
 Gran interés nacional por el debate     
 
 ABC.    03/03/1983.  Página: 22-23. Páginas: 2. Párrafos: 38. 

Gran interés nacional por el debate

Madrid

El debate sobre la expropiación de Rumasa y la constitucíonalidad del decreto-ley ha despertado un gran Interés nacional. En encuesta de urgencia, A B C ha preguntado a personalidades del mundo de la economía, la cultura, el deporte y el espectáculo su opinión sobre: 1. La oportunidad del debate. 2. La medida de la expropiación. 3. Forma y contenido de las Intervenciones de los oradores.

Miguel Delibes

1. El debate me parece una forma necesaria de actuar para esclarecer los hechos.

2. No entiendo bien si la fórmula elegida es la más oportuna o la jurídicamente aceptable, pero entiendo, por los datos facilitados, que la intervención de las empresas de alguna manera se hacía necesaria.

3. Creo que cada uno en su estilo son más o menos eficaces. Sin duda el más brillante. a mi entender, es Miguel Herrero de Miñón.

D Gonzalo Torrente Ballester

1. Supongo que habrá alguna razón juridíca por la cual el asunto Rumasa debe ir a las Cortes. Ahora, tenga usted en cuenta que yo no soy abogado, que no entiendo de leyes y no tengo ni idea cuál es la respuesta oportuna en este caso.

2. A mí me parece que la obligación del Estado es velar por la corrección de lo que pasa en el país; es decir, de que todo transcurra de acuerdo con las leyes. Si de alguna manera el grupo Rumasa había conculcado las leyes, me parece bien la expropiación. Si Rumasa no había conculcado las leyes, toda vez que el asunto está o puede estar «sub judíce», pues los Tribunales serán los que decidan.

3. He oído a Miguel Boyer cuando se presentó en rueda de Prensa y me pareció que lo que decía era satisfactorio, pero yo no he perdido el tiempo escuchando el debate, de manera que sobre el transcurso del debate mismo y sobre el comportamiento de sus oradores no puedo pronunciarme. Finalmente tengo que decir que yo soy un escritor y, por lo tanto, no me parece que mis conocimientos me permitan aportar nada válido a esta cuestión.

D Marcelino Camacho

Ha sido un debate de altura, visto desde dos ángulos y desde dos grupos de intereses. Por una parte, el Gobierno y la izquierda, que le apoyamos; ante el estado de Rumasa se hizo necesaria una intervención rápida y dentro de la Constitución, como se hizo, avalada por (os datos que el ministro Boyer aportó. De otro, la derecha y, en especial, el Grupo Popular, que, intentando echar balones fuera, desvió el tema de fondo para llevarlo a la forma.

Existe un interés nacional doble; primero conservar y mantener un espacio económic en peligro y, en segundo lugar, desde i punto de vista de los trabajadores, garantiza los puestos de trabajo. El caso de Rumasa e un caso particular y especial, pero no aisladi del contexto global. Existe una crisis económica que afecta al sistema financiero. Es necesario buscar una alternativa mediante la solidaridad de todos.

Miguel Boyer ha hecho una exposición muy documentada, con seriedad y minuciosidad Herrero de Miñón, para mí, es un polemista y es necesario ver si utiliza argumentos en si exposición.

D Carmen Conde

El deseo de todos es que alumbre la verdad absoluta, porque sería bueno para la partes en litigio y, sobre todo, para España.

Juanjo Menéndez

1. Prácticamente no he podido seguir y debate parlamentario porque mis horarios c trabajo coinciden con la sesión.

2. ¿Que qué me parece? Pues a mí tan bien me gustaría que me expropiasen, porque así el pueblo español se haría cargo de m deudas.

3. Solamente he podido escuchar alguna fragmentos de la intervención de Miguel Roc y su discurso me ha parecido muy creíble muy lógico y muy coherente.

D Pablo Porta

«Entiendo que el Congreso ha sido marco acertado, pues asuntos de esta natuteza deben ser debatidos en la Cámara B. por los representantes del pueblo español.

Por los elementos y datos que conozco través de lo escuchado en los debales parmentarios y a juicio de mis conocimientos ridicos, entiendo que no está bien plantea una expropiación, ya que existen instrumentos jurídicos de una naturaleza especial que de haberse aplicado, hubiera evitado el progroso precedente que representa esta sirx lar medida sín antecedentes en nuestro De cho positivo.

Creo que desde el punto de vista jurídico única óptica con la que he atendido a e¡ tema, el nivel ha sido muy alto y cuantos oídores han intervenido no han dejado a la improvisación cualquier planteamiento. En otras palabras: cada uno ha defendido su tests de un modo perfecto.

Juan Manuel de Hoz

1. Por mi trabajo en la Federación no he podido conocer en profundidad este asunto y, en consecuencia, no tengo muchos elementos de juicio.

De todas formas, y sólo emendóme aparte del debate que vi por televisión, diré que me pareció muy interesante. El público en general debe ser informado de estos temas. Esto es esencial y fundamental.

2. Recalco que no tengo elementos de juicio, pero me ha sorprendido que un grupo de empresas de esa categoría haya llegado a semejante situación. También me ha chocado que la decisión de expropiar Rumasa se haya tomado ahora cuando parece ser que ya se tenía conocimiento de ello hace tiempo. En mi opinión, no se ha explicado suficientenente el contexto de esta situación; me encantaría que Ruiz Mateos estuviese presente en las Cortes para exponer su opinión, defendiese su postura y que todo el mundo pudiera contrastarla.

3. Sólo pude ver una pequeña parte del lebate, la de la intervención de Herrero de linón, y me dio una gran sensación de segudad, de dominar perfectamente el tema. Esjvo muy incisivo.

Lolita

1. El debate no lo he podido seguir ni por levisión ni por radio. En el momento en que estaban retransmitiendo yo iba en un taxi y ¡cuché al señor Boyer hacer alusión al anco de España, al año sesenta y tantos y su paso por la cárcel. La verdad es que no i a qué vienen esas alusiones al pasado lando lo que tienen que hacer es mirar al turo. Si la medida que han tomado es loca, lo sabrán ellos. Que lo hagan sin más.

2. Como no tenía nada en Rumasa y tamoco estoy enterada, dé verdad, de los tejes manejes, no puedo opinar. Si lo han hecho e imagino que será por algo.

3. Con la primera he contestado ésta.

] Concha Velasco

1. No pude verlo, ya que estoy rodando la serie para Televisión .y me tengo que le mtar muy temprano.

De todas las formas es go que me interesa, como creo que le tiene je interesar a todos los españoles, y le dije mi marido que me lo grabara para poder ¡rio tranquilamente.

2. Cuando el Gobierno ha tomado esa desión, una decisión de esa magnitud, será or algo. Yo estoy de acuerdo. La medida jede ser útil en el futuro. Estoy de acuerdo, unque, como es lógico, no puedo hablar deasiado del asunto por desconocer muchos jntos que considero importantes para dar na opinión inteligente.

3. No puedo opinar de ninguno de los oraores porque, como le he dicho, no pude ver I debate, aunque, como viene siendo habilal, unos lo habrán hecho bien, y otros, para ué contar...

Raimundo Saporta

Lamento mucho no poder responder. Me onsidero un deportista nato y, sobre materia eportiva, con mucho gusto respondo a cualuier planteamiento. Pero la política es tema obre el que nunca he hablado públicamente, quienes me conocen saben que ha sido empre así.

La frase más comentada

«El Gobierno pondrá en conocimiento de los jueces los datos sobre la gestión del grupo de empresa de Rumasa»...La frase más comentada, la frase de Boyer, ha repercutido vertiginosamente en el mundo de la empresa.

El ministro de Economía, para evitar alarmas y generalizaciones, pronunció ayer un leve mensaje de tranquilidad: «Los empresarios españoles tienen problemas derivados de la crisis. La mayoría de los empresarios —como la mayoría de los trabajadores— actúan dentro de la legalidad y no tienen nada que temer.»

Empresarios hay ya en la cárcel. Otros están alarmados. La frase más comentada del debate ha introducido en la vida empresarial algunas incertidumbres. Por eso es de agradecer que ayer el ministro acallara con prudencia política el sonido de las rejas, con el elogio que hizo de la mayoría de los empresarios.

 

< Volver