Raimundo Bassols, en Bruselas. 
 "España no firmará un acuerdo que limite los derechos pesqueros adquiridos"     
 
 Informaciones.    22/03/1978.  Páginas: 1. Párrafos: 25. 

RAIMUNDO BASSOLS, EN BRUSELAS

«España no firmará un acuerdo que limite los derechos pesqueros adquiridos!»

BRUSELAS, 22 (EFE).

LA Comisión Europea (.órgano ejecutivo de la C.E.E.) y la Administración española reanudaron ayer las negociaciones para la conclusión del aeuerdo-marco en materia de pesca. Ambas partes reconocieron al final de la sesión que no se realizaron progresos sobre el principal contencioso pendiente: el reconocimiento comunitario de los derechos pesqueros adquiridos por España eri la zona vecinal con Francia.

Hoy tiene lugar la segunda y última sesión negociadora, y todo parece indicar que no se superarán las dificultades para redactar el capítulo tercero del proyecto de acuerdo,´ dedicado precisamente a la protección de las especies en las zonas fronterizas.

En el otro punto «delicado», la fijación de los cupos anuales de captura, no existen grandes obstáculos, porque en el acuerdo sólo se fija el procedimiento para que ambas partes lo realicen conjuntamente todos los años.

Una vez redactado el texto del acuerdo definitivo, y antes de su firma, se negociarán también las cuotas para los .pescadores españoles que faenen en las aguas comunitarias durante 1978.

En estas perspectivas, las fuentes consultadas de uno y otro lado no- esperan que el acuerdo-marco se´a firmado antes del verano. Mientras tanto, el régimen transitorio impuesto por la Comunidad a España regirá hasta el 31 de mayo próximo.

La delegación española —presidida por el embajador ante las Comunidades Europeas, Raimundo Bassols, y en la que figura el director general «« Pesca, Félix Bragado— expresó ayer también su oposición- al régimen provisional pesquero impuesto unilateralmente a los pescadores españoles por la C.E.E.

El director general de Pesca hará, en la sesión de hoy, una exposición argumentada de las dificultades creadas por unas medidas «cada vez más restrictivas» y entrará a fondo en el tema de la campaña de la anchoa.

«España no -aceptará firmar un aeuerdo-marco que limite los derechos pesqueros adquiridos en el acuerdo hispano-francés de 1967», declaró el embajador Bassols al final de la reunión de ayer. «•Los comunitarios no se han pronunciado y ante nuestra insistencia van a consultar a los Gobiernos de los países miembros», añadió.

El embajador, que se entrevistó con Raymond Simonnet, alto funcionario de la Dirección General de Pesca, manifestó que éste había reconocido la necesidad de aumentar la cuota de merluza concedida a España, en el actual régimen provisional.

La revisión se haría a la luz de las conclusiones de la reunión en La Rochelle (Francia), del 28 de marzo, del grupo de estudio de la merluza del Consejo Internacional para la Exploración del Mar.

El régimen transitorio en vigor se basa en unas cuotas de merluza para España calculadas sobre un total anual de 37.500. toneladas.

Con motivo de esta sesión negociadora hispano-comunitaria, y para ser informados de sus resultados, viajaron a Bruselas, en representación de las cofradías de pescadores del cantábrico, Antón Garay y Paulino San Emeterio.

Los resultados serán examinados el próximo sábado en Bilbao por una representación de todos los pescadores de bajura del Cantábrico (unos ocho mil) y se adoptarán las resoluciones oportunas.

San Emeterio declaró a la Prensa que el régimen transitorio de la C.E.E. significa educir a un tercio las capturas españolas de anchoa de años precedentes (pasar de 40.000 a unas 15.000 toneladas)).

En su opinión si no se mejoran esas condiciones, los pescadores sólo utilizarán las 140 licencias comunitarias en el caso de que el Gobierno español indemnice las pérdidas.

La flota del Norte que se dedica a la costera de la anchoa decidió aplazar el comienzo de la temporada (previsto para el 19 de marzo) hasta conocer el resultado de estas negociaciones.

 

< Volver