Los asesinatos de agentes del orden. 
 Don José María Morales: Tres semanas en la Policía Armada     
 
 Informaciones.    29/01/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

DON JOSÉ MARÍA MORALES: TRES SEMANAS DE POLICÍA ARMADA

«Era un hombre muy formal, es lo único que le podemos decir», ha manifestado a INFORMACIONES

doña Brígida Matarranz de la Hoz, dueña de la pensión donde estaba insta lado el policía don José María

Martínez Morales, asesinado en la mañana de ayer en Madrid por un comando terrorista

El citado policía armado tenia veintitrés años, era soltero y natural de frenegal de la Sierra (Badajoz , don

de residió hasta marchar a prestar el servicio militar, a cuyo licénciamiento ingresó en el Cuerpo General

de la Policía Armada

«Todo lo que le puedo decir es esto, él solía venir a la pensión sobre las nueve de la noche; a las diez y

media se acostaba, ya que la mayoría de las veces venia ya cenado. Apenas llevaba aquí veinte días. Los

únicos ratos que tuve de conversación con él era cuando en traba a hacer1e la cama, prosigue dicíéndonos

la señora Matarranz

En la misma pensión, situada en la calle de los Caños del Peral, número 6, habitaban con don José María

otros dos policías, que se encontraban igual mente en prácticas. Al preguntar por ellos un redactor de

INFORMACIONES, la dueña de la pensión llamó varias veces al coarto en donde llevaban encerrados

desde que se enteraron de la noticia del asesinato de su compañero. «Mire usted, por más que llamamos

no ños abren están mu´ asustados.)

La pensión Gracia, asi es como se llama, se halla ubi cada en la finca número (> de la calle anteriormente

citada.. Es un edificio viejo, que da cierta sensación de abandono. La mayoría de los ocupantes son

huéspedes, entre los que siempre hay algún policía que se encuentra en prácticas. Según relató la dueña de

la citada pensión a este periódico, e) precio por cama es de 2.500 pesetas mensuales, precio que nunca

llegó a abonar el polícia asesinado, pues no cumplió el mes de permanencia en la misma. «Eso es lo de

menos, señor», me comentó afligida la dueña de ls pensión

Por mas que, nos esforzamos en encontrar a alguien que conociese más de cerca a la víctima, fue

imposible. Un vecino manifestó: «Como llevaba aquí tan poco tiempo, no le conocíamos bien casi nadie

Aunque no me cruce con él mas de dos veces por la escalera, me dio la sensación de ser muy amable.» El

padre del fallecido trabaja en la Renfe, y tiene una hermana mayor, casada Tanto el padre como la madre,

nada más enterarse de la noticia, emprendieron viaje a Madrid para hacerse cargo del cadáver.

Posiblemente el sepelio tendrá lugar mañana domingo en el pueblo de origen de José María Frenegral de

la Sierra, donde será insta 1 a d a una capilla ardiente en el Ayuntamiento. A este acto tiene prevista la

asistencia una compañía de la Policía Armada, así como las diferentes autoridades provinciales, civiles y

militares.

 

< Volver