P.T.E., O.R.T. Y M.C. También condenan los asesinatos de los policías. 
 La extrema izquierda protesta por la detención de sus militantes     
 
 Informaciones.    31/01/1977.  Página: 4. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

P.T.E., O.R.T. Y M.C. TAMBIÉN CONDENAN LOS ASESINATOS DE LOS POLICÍAS

La extrema izquierda protesta por la detención de sus militantes

MADRID, 31 (INFORMACIONESj.

LAS numerosas detenciones que se están llevando a cabo en todo el país de militantes de partidos de

extrema izquierda (P.T.E., M.C., O.R.T. y O.I.C.) han recrudecido la tensión creada en estos partidos

políticos respecto a la marginación de que son objeto por parte de la oposición democrática en las

reuniones para la expresión de condena del terrorismo.

El Partido del Trabajo, en un comunicado difundido el sábado, manifiesta su más enérgica condena de los

atentados a miembros de la Policía Armada y Guardia Civil. y señala la necesidad de una respuesta

política, con la legalización de todos los partidos y la amnistía. Repudia seguidamente todos los actos de

violencia de los últimos días, y subraya que el Gobierno debe recabar el apoyo popular, «que estamos

dispuestos a prestarle para erradicar las maniobras de los grupos terroristas». Finalmente protesta por la

marginación a que les someten los miembros de la oposición democrática.

El Movimiento Comunista —tras condenar enérgicamente los atentados y atribuirlos a determinados

núcleos revolucionarios—, señala que la marginación de determinados partidos de Izquierda por parte de

las fuerzas democráticas es una irresponsabilidad en estos momentos.

La Organización Revolucionaria de los Trabajadores también condena «este nuevo acto criminal, al

servicio de los «mismos intereses que el asesinato de la calle de Atocha», Hace responsable al Gobierno

Suárez de estos atentados, por «haber envalento-n a d o a la ultraderecha, aJ concederles plena impunidad

y tolerancia en sus actividades». Finalmente protestan por la detención de sus militantes y proponen un

Gobierno provisional democrático.

31 de enero de 1977

 

< Volver