Autor: Saiz, José Ramón. 
 Consejo de ministros: Suárez concretará ante el gabinete su estrategia política. 
 La ley electoral no pasará por las Cortes     
 
 Pueblo.    30/12/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 10. 

0MISEJQ DE MINISTROS: SUAKEZ CONCRETARA AI»TE EL GABINETE St ESTRATEGIA POLÍTICA

LA LEY ELECTORAL NO PASARA POR LAS CORTES

0 Parece que el Gobierno está dispuesto a neg o c ¡ a r con las fuerzas de la oposición

POSIBLE: Ante las elecciones, tolerancia para el Partido Comunista de España, siendo las nuevas Cortes las que decidan su legalización

MADRID. (PUEBLO, por José Ramón SAIZ.)—El año político se cierra con dos acontecimientos importantes en la vida oficial. Ayer se celebró el último pleno de las Cortes de los últimos doce meses y, desde esta mañana, el Gobierno se encuentra reunido por última vez este año en Castellana, 3, en Consejo de Ministros, ya que es muy posible que con la llegada del nuevo año, e] Gabinete se reúna en la nueva sede de la Presidencia de] palacio de la Moncloa. Por otra parte, no se esperan cambios en relación con el sumario abierto contra Carrillo y otros siete dirigentes del Partido Comunista, mientras sigue esperándose un desenlace en el secuestro del señor De Oriol.

Además de acordar el Consejo de hoy diversas medidas de carácter económico, en círculos políticos se afirma que el p r e s idente Suárez con&fetat-á su estrategia política ante su Gabinete; principalmente, lo que se refiere a la negociación con la oposición y al período electoral. Posiblemente, esta mañana el Gobierno ha podido revisar el primer borrador de la ley Electoral, que ha sido redactado por Gobernación, si bien Presidencia pudiera haber trabajado en las últimas semanas en este tema.

También, en los medios políticos vuelve a hablarse de la ampliación de la amnistía, decreto, al parecer, «ccngélatto» tras el «impasse» en el que ha entrado el tema del secuestro de De Oriol.

Como se sabe, el Ejecutivo respondió con un -no» rotundo al chantaje que pretendían los secuestradores con la liberación de quince presos políticos a cambio de la vida -etel- presidente deí Consejo de Estado. En estos círculos se viene a señalar que, en cualquier momento y más si el secuestro termina con un feliz desenlace, el Gobierno podría solicitar al Rey la ampliación de la amnistía. Con esta medida, Suárez lograría completar uno de sus más anhelados propósitos cuando llegó a la presidencia, ya que la amnistía aprobada en ¡ulio fue la, posible. en aquellos momentos, en aquel contexto U-na fuente destacada ha s.eñaladA,a PUEBLO que «I» amnistía va a llegar al final del proceso democratizador», es decir, que puede ser aprobada próximamente Eil este mismo sentido se habisi pronunciado hace unos meses el anterior ministro de Justicia, señor Garrigues, al señalar que «el proceso reformista puede acabar en amnistía».

Es evidente que si la amnistía se ampliase, e! marco de los contactos Gobierno-oposición podría mejorarse de manera muy alentadora. Nadie duda, según se dice en los ambientes políticos, que si Oriol es liberado, la amnistía sería muy amplia, además de cerrar el sumario, ahora mismo abierto, contra varios dirigentes co--martistas. *ritre éltes-«4—secretario general, señor Carrillo.

Apoyando esta tesis, declaraba a PUEBLO un prestigioso político «que la Monarquía es el centro de la concordia, y la misión de este Gobierno es la de promover y fomentar esa concordia en torno al Rey. que se ha declarado de todos tos españoles».

Abundando nueva mente en el tema de la lev Electoral, parece muy probable que ésta no pasará por las Cortes;; .jsa; ítíie podrían condicionarla de forma acusada, si bien el Gobierno está dispuesto a negociarla con las fuerzas de la oposición de izquierdas como con Alianza Popular, Tampoco se sabe, por el momento, si será el mismo Suárez quien llevará directamente las negociaciones o si. por el contrario, cede esta función al ministro señor Martín Villa, titular de Gobernación, departamento muy ligado directamente a la cuestión electoral

En general, los ambientes políticos siguen preocupados ante la cuestión comunista. La preocupación de todos los sectores ante esie delicado tema es indudable, y su legalización o no lesjali´nc ¡ón se está convirtiendo en un tema clave de estos días V como tal está siendo utilizado por el Partido Comunista

Sin duda, va a ser este tema, de nuevo, la piedra de toque del Gabinete Suárez para las próximas semanas.

Es posible, según se afirma en algunos circuios, que el Partido Comunista llegue a las elecciones en un marco de amplia tolerancia, aunque sin legalizar, cuestión ésta que dependería de las Cortes democráticas que salgan de tas próximas elecciones.

 

< Volver