Gases y balas de goma por tercer día consecutivo. 
 Pánico en la Gran Vía     
 
 Diario 16.    14/12/1976.  Página: 7. Páginas: 1. Párrafos: 20. 

Gases y balas de goma por tercer día consecutivo

Pánico en la Gran Vía

MADRID, 14 (DI 6) .—Casi un centenar de bombas lacrimógenas y balas de goma fueron lanzadas ayer contra manifestantes en las calles más céntricas y concurridas de Madrid, donde se produjeron abundantes escenas de pánico. Era el tercer día consecutivo que se rgistraban escenas seméjantes aunque los incidentes de ayer fueron los más graves.

Los dirigentes de la Organización Revolucionaria de Trabajadores (ORT), que debían haber hablado sobre la abstención en un mitin convocado por este grupo para ayer tarde en la plaza de España, no pudieron hacerlo.

Guedán, detenido

Desde bástente antes, fuerzas de la Policía acordonaron la zona, la Gran Via y el comienzo de la calle Princesa. Manuel Guedán, dirigente de la ORT, fue pronto detenido. También resultaron detenida la abogado Paquita Vidal y un número indeterminado de jóvenes que fuentes de la ORT estiman en "cerca de un centenar".

Varios grupos, de centenares de Jóvenes cada uno, efectuaron "saltos" en diversos puntos, ante la imposibilidad de concentrarse en un solo lugar. Algunos de estos grupos —en total, los manifestantes sumarían cuatro o cinco mil personas, si bien el cálculo es difícil, por la dispersión de los " saltos "— portaban pancartas de la ORT de Universidad y banderas rojas.

Cosquilles de balalia Policía, con granadas lacrimógenas y disparando balas de goma, persiguió, Gran Vía y Princesa arriba, a tos manifestantes. Ea la plaza de España pudieron hallarse varios casquillos de bala y un joven militante de ORT, Fernando Oliva, resultó con herida leve de bala en un brazo, sin que se conozca al autor del (o de los) disparo.

Varias personas resultaron con heridas de diversa consideración en la cabeza, como consecuencia de la. acción policial: el estudiante de segundo curso de Derecho José Manuel Sáinz tuvo que ser asistido de una lesión profunda tras ser golpeado con el cañón de un fusil.

Otros resultaron contusio-nados como consecuencia de la acción de Guerrilleros de Cristo Rey que se encontraban en la zona. Los "guerrilleros" acorralaron y golpearon, entre otras personas, al guitarrista Paco de Lucia, al que -llamaron "rojo asqueroso".

Papelera, a la Policía

Un periodista, que se acreditó como tal, fue pateado y la joven de Vallecas Francisca Huertas sufre hundimiento de costillas. A los gritos de "aquí estamos, nosotros no matamos" y "España mañana será republicana", jóvenes manifestantes cortaron el intenso tráfico, durante algunos segundos, extendiendo una cuerda a lo largo de la Gran Vía, de donde colgaba UM cartel que pedía "abstención".

El conductor de un Citroen 2 CV, con altavoces, que invitaba a la abstención, fue golpeado, antes de ser conducido a una co\nlsaría.

Ante esto, algunos manifestantes arrojaron papeleras a los agentea de las fuerzas del orden, mientras el ambiente irrespirable de los gases lacrimógenos hacía intransitable la Gran Vía y la plaza de España y se formaba un enorme embotellamiento de tráfico, con coches celulares y de bomberos —una bomba lacrimógena cayó en la azotea de una vivienda particular— que circulaban arriba y abajo por el carril del autobús.

Bombas en la iglesia

Aunque no se pudo confirmar oficialmente, testigos presenciales aseguran que un automovilista, atrapado en el embotellamiento, sufrió quemaduras en la cara al introducirse una bomba de humo por la ventanilla de su coche. Un manifestante resultó contusionado cuando "guerrilleros" le rompieron la pancarta que llevaba en la cabeza.. Otra bomba de humo cayó a la puerta de la iglesia de los Mercedarios, en la calle Silva, donde fie habían refugiado algunos manifestantes. El ".hall" de la iglesia se llenó de humo y manifestantes y feligreses debieron salir.

Según informes oficiosos los detenidos fueron trasladados desde la Dirección General de Seguridad a diversas comisarias madrileñas, para evitar aglomeraciones en la DOS.

El Comité Provincial de Madrid de la OBT hizo público un comunicado protestando contra la prohibición

del acto convocado por este partido y por la represión policial.

En otros varios puntos de Madrid se produjeron también acciones aisladas pro abstención. Asi, el Movimiento Comunista colocó una gran pancarta de diez metros colgando del "sca-lextric" de Atocha: "Sin libertad, no votar en el referéndum", decía la pancarta.

Guerrilleros de Cristo Rey agredieron a varios estudiantes en la calle Princesa. Uno de tos estudiantes, Juan Saura, de la Facultad de Ciencias, fue golpeado con una barra de hierro por 11*-var una pegatina pro abstención. Ha sido internado en el Servicio de Urgencias del Hospital Clínico.

 

< Volver