Autor: Company, Enric. 
 La campaña electoral. Tamames y Puerta califican al Gobierno de autoritarista y "peronista". 
 Iglesias acusa a González y Guerra de evitar la discusión de los programas electorales     
 
 El País.    10/06/1986.  Página: 17. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

ALBERT RAMIS

Gerardo Iglesias, durante su visita a una fábrica de cerveza de Barcelona.

Tamames y Puerta califican al Gobierno de autoritarista y "peronista"

Iglesias acusa a González y Guerra de evitar la discusión de los programas electorales

ENRIC COMPANY, Barcelona

El líder de Izquierda Unida y secretario general del PCE, Gerardo Iglesias, criticó ayer reiteradamente en

Barcelona a Felipe González y a Alfonso Guerra por negarse a basar la campana electoral en la discusión

de los programas. Por su parte, Ramón Tamames afirmó en Granada: "El PSOE quiere justificarse

pidiendo un Gobierno fuerte al país, olvidándose que ya tuvimos uno, el de Franco; para este viaje no

necesitamos alforjas". Mientras, Alonso Puerta manifestaba en Murcia que el partido socialista estaba

introduciendo en la sociedad española matices "peronistas". Gerardo Iglesias afirmó: "Cada día nos

colocan por televisión la imagen de un Felipe González plebiscitado por los suyos y nosotros carecemos

de medios para romper las estrategias de no participación". El secretario general del PCE explicó, en una

conferencia de prensa, que, desde el primer momento, la campaña se ha caracterizado por frases más o

menos ingeniosas por parte del vicepresidente del Gobierno, Alfonso Guerra, "unas veces con humor bien

logrado y otras con mal gusto". Pero se negó a replicar algunas de sus afirmaciones y dijo que "todos los

partidos socialdemócratas tienen su Guerra de turno. Va de malo, pero defiende lo mismo que Felipe

González y le cubre la campaña por la izquierda". "Su objetivo", añadió, "es que no haya debate. Felipe

no ha dicho hasta ahora más que generalidades: que hay que tener paciencia, que hay que ir por buen

camino, que no perderemos el tren, y cosas por el estilo". El secretario general del PCE aseguró que el 23

de junio puede haber un Parlamento con un fuerte grupo a la izquierda del PSOE, con una presencia de

centro-derecha y una coalición popular debilitada. Añadió, dando por hecha la victoria de los socialistas,

que esta situación dará una nueva dinámica al Parlamento y ofrecerá nuevas perspectivas para continuar

la recomposición de la izquierda. Iglesias empezó su periplo catalán en El Prat de Llobregat con la visita a

una sociedad anónima laboral y a una fábrica de cervezas. A mediodía almorzó con 150 sindicalistas de

Seat, empresa en la que pasado mañana se celebran elecciones sindicales. El dirigente comunista criticó

las condiciones en las que se había efectuado la venta de Seat a Volkswagen. Las criticas de Tamames,

número dos de IU por Madrid, se dirigieron hacía la actitud del PSOE de "frenar el sindicalismo e incluso

intentar amordazarlo". Alonso Puerta profundizó en este ataque durante una conferencia de prensa

celebrada en Murcia, donde el candidato número cuatro de IU por Madrid, manifestó que en la sociedad

española se daban algunos aspectos de peronismo, "como la utilización de los sindicatos, la utilización y

subordinación del Estado y la pérdida del código moral". El PSOE, según Puerta, "tiene más matices

peronistas que el Partido Revolucionario Institucional (PRI), hegemónico en México".

 

< Volver