Autor: Marín López, Carmen (KARMENTXU). 
 La campaña electoral. "Es un lujo inmerecido que me llamen joven". 
 González elige una discoteca para explicar el programa socialista sobre la juventud     
 
 El País.    12/06/1986.  Página: 17. Páginas: 1. Párrafos: 8. 

EL PAÍS, jueves 12 de junio de 1986

POLÍTICA

"Es un lujo inmerecido que me llamen joven"

González elige una discoteca para explicar el programa para explicar el programa socialista sobre la

juventud

KARMENTXU MARÍN, Madrid

El presidente del Gobierno, Felipe González, presentó ayer, en la piscinade una discoteca de moda de

Madrid y en un entorno de ciudadanos mayoritariamente talluditos, el programa de juventud del PSOE.

González dijo que ya no se siente tan joven —"llamármelo es un lujo inmerecido"—, y añadió: "Aunque

uno trate de mantener la frescura intelectual, hay una diferencia en la apreciación de la libertad, que para

mí es un proceso con datos y conquistas y para los que tienen la mitad de mi edad es sólo un dato de la

realidad". Tras su discurso se retiró al interior de la discoteca, sin dar ocasión a un coloquio con los

representantes juveniles invitados. Con algunos charló luego, rodeado por un corro de policías.

Vestido con pantalones negros, cazadora de lino azul plomo, camisa blanca y corbata de cuadros,

González se colocó detrás de una tribuna, situada encima de una alfombra de falso césped, y empezó a

pasar calor, porque, como la mayoría de los periodistas, estaba a pleno sol. Los ministros de Cultura,

Agricultura y Trabajo; el secretario del presidente, Julio Feo; el jefe del Gabinete, Roberto Dorado, y el

secretario de las Juventudes Socialistas, Javier de Paz escuchaban su alocución en veladores con

sombrillas.

Los únicos jóvenes asistentes —alguno con edad no muy lejana de la del presidente y el representante de

los Boy Scout, como mínimo de su quinta— eran miembros de las organizaciones que integran el Consejo

de la Juventud de España, con algunos de los cuales conversó después, mientras el secretario del

presidente pedía a la escolta que impidiera el paso a los periodistas.

Un policía que intentaba relajar ligeramente la presión física sobre una informadora, se percató de la

presencia del secretario y, volviendo a ganar terreno, dijo: "Es que está mirando Julio Feo".

El valor del futuro

Poco antes de marcharse, el presidente del Gobierno respondió brevemente a los periodistas. Dijo, por

ejemplo, que no creía que la discoteca donde se encontraba fuera "un lugar pijo"; aclaró, a renglón

seguido, que nunca había visto este local —"y si están aquí los representantes juveniles, me parece

bien"— y contestó con un "lo siento" a quien le dijo que su discurso había sido denso. ¿Le preocupa el

voto de la juventud?. González afirmó: "En democracia se gobierna con votos. El voto de los jóvenes

tiene el valor del futuro".

Y los jóvenes presentes, los de menos de 23 años, ¿veían a Felipe González tan carroza como él

pretendía? "Yo, más que carroza le encuentro mayorcito. Aparte de las canas, será la responsabilidad de

Estado, pero entre su mensaje de hoy y el de la campaña del 82 hay una diferencia notable", habló Jesús

Vacas, 30 años, representante de UGT. "Yo le veo un hombre maduro", dijo sin ruborizarse el director de

la Cruz Roja de la Juventud, Pedro Muñoz, a sus 38 años, seis menos que el presidente; "Aunque no

compartamos modas o vocabulario, es sensible a los problemas juveniles".

Enrique López Viguria, 26 años, presidente del Consejo de la Juventud, puso varios peros a la

intervención de Felipe González. Uno, que, a pesar de que lo habían pedido hace año y medio, González

sólo ha tenido contacto con los jóvenes como acto electoral, y otro, que transmitía en sus palabras un

mensaje positivo, cuando, al ponerlas en práctica en la Administración, "todos son problemas e

ineficacia" Viguria consideró positivo el contacto, pero añadió: "Sólo ha hablado él. Podríamos haber

dialogado todos, de forma más extensa y sin monopolios".

"No ha atacado a fondo el desempleo juvenil, o algo sangrante: que en el Estatuto de los Trabajadores la

droga sea causa de despido y no una enfermedad", apuntó Jesús Vacas. "No hemos podido plantearle

temas importantes, como la mayoría de edad penal", señaló Toni Bruel, presidente del Consejo de la

Juventud de Cataluña. "Me ha dado muchísima rabia que no tocara el tema de la mujer joven", dijo

Trinidad Jiménez, de las Juventudes Socialistas, quien, no obstante, como su compañero Javier de Paz,

valoró positivamente la gestión del Gobierno socialista con respecto a la juventud.

GARCÍA FRANCÉS

Felipe González se seca el sudor y departe con algunos asistentes tras su Intervención en el acto realizado

ayer en una discoteca madrileña.

 

< Volver