Exaltación de Castilla en el Real Coliseo Carlos III  :   
 En el emocionante acto intervinieron Criado de Val y Florencio M. Ruiz y un grupo de destacados poetas. 
 ABC.    11/03/1980.  Página: 25. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

VIDA CULTURAL

EXALTACIÓN DE CASTILLA EN EL REAL COLISEO CARLOS III

En el emocionante acto intervinieron Criado de Val y Florencio M. Ruiz y un grupo de destacados poetas

MADRID. (De nuestra Redacción.) Castilla se poso en pie, pidiendo su lugar en la voz de la historia y de la poesía el pasado domingo en un fervoroso acto de exaltación en el Real Coliseo Carlos III, de San Lorenzo de El Escorial. Bajo la rúbrica «La larga creación de Castilla» el profesor de la Complutense, señor Criado de Val, atrio el amplío debata sobre Castilla que nace de un encuentro, efe una confluencia, de un cruce, bajo el signo de la duplicidad. El critico literario Florencio Martínez Ruiz expuso el reflejo en la poesía de las huellas históricas y humanas de la región castellana.

El emocionante acto —pues resultó emocionante en todas sus dimensiones oratorias, poéticas y musicales— había sido organizado por el Aula de Cultura del Real Coliseo Carlos III, que dirige Octavio Uña Juárez, quien dijo que El Escorial, además de ser la «gran piedra lírica», como decía Ortega, tiena una muy rica herencia y recrearla es la misión del Coliseo, hasta dar con su verdadero destino universitario, del arte, de la cultura. Presidió el estrado Julio Vidaurre y Jotre, presidente de la Asociación de Amigos de Carlos III, que estuvo acompañado por los conferenciantes, los poetas actuantes y el dúo Candeal, de Valladolid.

Castilla llega a su plenitud en el siglo XV, hasta el punto que es una gran potencia —afirmó el profesor Criado de Val— con seis millones de habitantes, considerando que fue la España del Norte y la del Sur la que se apoderan de ella. Señaló como un desgraciado accidente el matrimonio regio con Aragón, ya que Ja dote fue nada menos que América, que luego Europa explotarla a su favor.

Se refirió a te capitalidad llevada por Felipe II a Valladolid, cuando la corte dejó de ser trashumante.

Cuando nace Madrid dentro de Castilla lo. hace como capital de un enorme sistema internacional. El proceso a partir del siglo XIX hace que la región se duerma a la sombra de España, de su quebradiza grandeza internacional y de ese coloso que ha nacido en su centra. Madrid. La gran empresa napoleonica estuvo a punto de ingresarnos por la fuerza en Europa, lo que ahora vamos buscando. La larga creación de Castilla —afirmó— la ha habituado a desprenderse del exclusivismo nacionalista. La tendencia a formar mosaicos necesita una fuerza Inversa de unificación. En todo caso —finalizó eí profesor Criado de Val— Castilla volverá a tomar su plena responsabilidad de ser catalizador y crisol de esa civilización que, gracias a Castilla, se extiende a los dos lados del Atlántico.

A continuación, Florencio Martínez Ruiz analizó la tesis de que los poetas del Sur —Antonio Machado— o los del Norte —Unamuno— bajan a Castilla a encontrar el jugo nutricio de su inspiración. El tema de Castilla en la poesía es fascinante y decisivo, en el siglo XX, y atrae tanto al Modernismo como 98, a la última inflexión de los poetas litorales o de la Escuela Veneciana o los mesetarios, sin olvidar a Guillen y Alberti, y los grandes poetas del cincuenta —Claudio Rodríguez, Eladio Cabañero, Diego Jesús Jiménez, etc.— que le hacen jugar como un polo de tensión máxima en le renovación y evolución de la poesía española.

El acto de exaltación castellana continuó con una lectura de poemas a cargo de Juan José OttwJros, Celar Mter. Jesús Diez, José María Suárez Campos y Octavio Uña. El dúo Candeal cerró, con el fabuloso recital, !a sesión espumando una serie de las más puras coplas y romances de Castilla adentro.

 

< Volver