Autor: Burcet, Josep. 
 El "Test" político de "Informaciones". 
 ¿Es usted nacionalista?     
 
 Informaciones.    11/02/1978.  Página: 11-12. Páginas: 2. Párrafos: 19. 

EL «TEST» POLÍTICO DE «INFORMACIONES))

¿ES USTED NACIONALISTA?

LA pregunta de esta semana —¿es usted nacionalista?— hay que entenderla en sentido lineal: es decir, que un ciudadano es nacionalista si ama a su tierra por encima de todo y quiere para ella lo mejor: que se conserven las tradiciones, que se respete su historia, que se cultive lo propio frente al mimetismo exterior, que no se prostituya la sociedad con la masticación ciudadana, que «inventen ellos»..., etc. Esta idea de nacionalismo puede ser entendida de varias maneras, y para elfo remitimos al lector a la escala de resultados, donde alcanzan altos valores de puntuación los conservadores y los integristas, aunque el abanico de afinidades con estas ideologías de derechas no contempla excesivas diferencias con las izquierdas.

Sólo los que el sociólogo denomina desarrollistas son enemigos declarados del nacionalismo, aunque es preciso aclarar que, en estos casos, lo que ocurre es que lo material prevalece sobre la ideología. Si un desarrollista construye una factoría altamente contaminadora en un valle paradisíaco lleno de riqueza natural, el egoísmo se ha sobrepuesto sobre el interés común de la conservación de! medio ambiente. En este sentido, el desarrollismo ha prostituido una riqueza en beneficio de un objetivo material.

Lo que no se contempla en este «test» es el concepto nacionalista aplicado a los movimientos autonomistas. El autor entiende —y es preciso explicarlo— que el término nacionalista se adapta tanto para Identificar a la patria común, al Estado en general que comporta un país, como para esas patrias de raíces históricas profundas que ahora reclaman para si el derecho a autogobernarse. Entiéndase, pues, el término nacionalista en el más generoso sentido de la expresión y no se vea en el juego otra intencionalidad que no sea la estricta definición del término de acuerdo con la sociedad en que cada uno se desenvuelve. Un catalán puede ser nacionalista y autonomista y ambas cosas serían compatibles en este «test». Es un juego para pulsar voluntades y afinidades y no es para extraer conclusiones separatistas exclusivas.

Cuestionario de Josep BURCET

PUNTUACIONES

Observará el lector que algunas de las preguntas están formuladas en positivo y otras en negativo. Las puntuaciones son directas, en. el primer caso, e inversas en el segundo.

El cuadro que ofrecemos a continuación es el directo:

5. Totalmente de acuerdo.

4. Bastante de acuerdo.

3. No está seguro de su respuesta o la proposición le parece mal planteada, o ambigua.

2. Bastante en desacuerdo.

1. Totalmente en desacuerdo.

En caso de preguntáis en negativo, se invierte la puntuación de acuerdo con el siguiente cuadro:

Esto quiere decir que, al efectuar la suma de puntuaciones, aquellas preguntas en negativo —dibujo y texto también en negativo— el jugador debe considerar como sumando la cifra inversa, es decir; en caso de respuesta 5, se debe sumar 1; en caso de calificación 4, debe sumar 2, etc.

En el caso concreto de esta semana, las preguntas 6, 7, 10, 13, 14, 15, 16, 18 y 21 son negativas; o sea, es preciso invertir el resultado, de acuerdo con la segunda escala. (Véase los dibujos en negativo que corresponden a esas preguntas.)

RESULTADOS

I Esta escala que acaba de hacer, detecta 1a existencia de actitudes nacionalistas. Por encima de 90 puntos la existencia de dianas actitudes parece fuera de toda duda.

Los conservadores y sobre todo los integristas suelen dar puntuaciones muy altas en esta escala.

También por encinta de los 90 puntos. Esto no Quiere decir, sin embargo, que todos los nacionalistas sean integristas o comentadores, sino que todos los Integristas y conservadores experimentan con especial vehemencia los sentimientos nacionalistas.

Los comunista dan aquí entre 50 y 70 puntos. y los socialiastas, entre 45 y 65. No es que por el hecho de ser comunista o socialista no se pueda ser también Nacionalista, De hecho, hay muchos marxistas que también, son, nacionalistas. Pero ese nacionalismo no se deriva tanto de la Ideologia marxista, sino más bien de otros condicionamientos históricos, como pueden ser el hecho de pertenecer a una minoría nacional reprimida por un poder central durante muchas años.

Los anarquistas también dan una puntuación relativamente alta en esta escala: entre 50 y 70 puntos. De todas formas y hablando en términos generales es muy poco frecuente encontrar anarquistas que se confiesen nacionalistas a ultranza.

Puede llegar a ser más facil encontrar liberales nacionalistas, pero, desde luego, tampoco menudean.

Los desarrollistas son quienes dan las puntuaciones mas bajas: entre 15 y 30 puntos. Es muy dificil que un desarrollista pueda albergar sentimientos nacionalistas intensos.

(Derechos reservados del autor. Prohibida la reproducción, aun citando su procedencia.)

 

< Volver