Attard: Otros sistema para las autonomías no históricas     
 
 Diario 16.    25/08/1979.  Páginas: 1. Párrafos: 11. 

Attard: Otro sistema para las autonomías no históricas

, El presidente de la Comisión Constitucional, Emilio Attard, explicó ayer a la agencia Efe el texto constitucional referido a las comunidades que, sin ser nacionalidades históricas, desean acceder a la autonomía.

El centrista Attard, que ya echó a sus espaldas el dictamen de los Estatutos vasco y catalán, tiene pendiente para la vuelta de vacaciones el proyecto autonómico para Galicia, con lo que se cierra la primera tanda de Estatutos.

A partir de ahora, una vez dictaminado el gallego, la tramitación de un Estatuto cambia notablemente. Sin improvisar nada, de acuerdo a la Constitución, Emilio Attard explicó cómo pedir a partir de ahora la autonomía.

Las comunidades que no plebiscitaron proyecto de Estatuto en el pasado —todas excepto Cataluña, Galicia y País Vasco pueden seguir dos caminos distintos para conseguir la autonomía, en función de las competencias que se propongan asumir:

• Mínimo de competencias previstas en la Constitución:

a) En los territorios no dota-

dos de un régimen provisional de autonomía, la iniciativa del proceso autonómico corresponde a todas las Diputaciones interesadas o al órgano Interinsular correspondiente y a las dos terceras partes de los municipios cuya población represente, al menos, la mayoría del censo electoral de cada provincia o isla, y ello en el plazo de seis meses, pues, de lo contrario, la iniciativa solamente podrá reiterarse pasados cinco años.

b) En los territorios dotados de un régimen provisional de autonomía, sus órganos colegiados superiores pueden sustituir, mediante acuerdo de la mayoría absoluta de sus miembros, la iniciativa atribuida a las Diputaciones u órganos interinsulares.

En ambos casos, el proyecto de Estatuto será elaborado por

El centrista Emilio Attard no tiene problemas para explicar la Constitución en lo que esta habla de autonomías. A partir de ahora, las cosas cambian.

Una Asamblea compuesta por los miembros de la Diputación u órgano Interinsular de las provincias afectadas y por los diputados y senadores elegidos en ellas y será elevado a las Cortes generales para su tramitación como ley.

Transcurridos cinco años, y mediante la reforma del Estatuto, estas comunidades autónomas podrán ampliar sucesivamente sus competencias, hasta el máximo previsto en la Constitución. (Artículos 143, 146, 148, 149 y disposición transitoria primera).

• Máximo de competencias previstas en la Constitución:

Las comunidades que no deseen esperar cinco años para asumir el máximo de competencias, además de por las Diputaciones o los órganos Interinsulares correspondientes —o, en el supuesto de que estén dotadas de régimen provisional de autonomía, por sus órganos colegiados superiores—, la iniciativa del proceso autonómico ha de ser adoptada por las tres cuartas partes de los municipios de cada una de las provincias afectadas que representen, al menos, la mayoría del censo electoral de cada una de ellas y ratificada, mediante referéndum, por la mayoría absoluta de los electores de cada provincia.

Los restantes trámites, a seguir, en este caso, para la obtención de la autonomía son la Comisión Constitucional Delegación Asamblea proponente; referéndum, ratificación Congreso-Senado y sanción y promulgación por el Rey.

Las comunidades que deseen alcanzar la autonomía habrán de celebrar los referendums con las competencias máximas que permite la Constitución, salvo aquellas que en el pasado hayan plebiscitado Estatuto de autonomía, como es el caso del País Vasco, Cataluña y Galicia.

 

< Volver