El ministro de la Gobernación inaugura en Madrid la V Reunión de Sanitarios Españoles  :   
 Discursos de los señores García Orcoyen, Díez del Corral, Fernández Turégano, Martínez Morso. 
 ABC.    21/04/1959.  Página: 51-52. Páginas: 2. Párrafos: 25. 

ABC. MARTES 21 DE ABRIL DE 1959. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 51

EL MINISTRO DE LA GOBERNACIÓN INAUGURA EN MADRID LA V REUNIÓN DE SANITARIOS ESPAÑOLES

Discursos de los señores García Orcoyen, Diez del Corral, Fernández Turégano y Martínez Morso

El ministro de la Gobernación, don Camilo Alonso Vega, presidió ayer, en la Escuela de Éstomatología de la Ciudad Universitaria, la V Reunión de Sanitarios Españoles, cupo patronato ostenta el Jefe del Estado. La reunión, que durará hasta e! día 25, ha dado ocasión a que se congregue un millar de. médicos farmacéuticos y veterinarios del Estado procedentes de todas las provincias españolas.

Con el ministro, ocuparon la presidencia el subsecretario del. Departamento, señor Rodríguez Miguel; capitán general de Madrid, teniente general Rodrigo; directores generales de Sanidad, profesor García Orcoyen; de Política Interior, señor Chacón; de Administración Local, señor Moris; de Correos y Telecomunicación, señor González y González; de Beneficencia, Sr. Oriol; de Agricultura, Sr. Moscoso, y de Previsión, Sr. Ambles; gobernador civil, señor Aramburu; secretario general técnico de. la Dirección de Sanidad, Sr. Diez del Corral; jefe nacional de los Servicios de Farmacia, don Nazario Díaz; primer teniente de alcalde, Sr. Soler; secretario del Patrocinío Antituberculoso, doctor Blanco Rodriguez, y secretario general de la Reunión, doctor Fernández Turégano.

Entre las personarittatfcs más relevante? que figuraban en el acto s« encontraba «1 director genetaí del Instituto Nacional de Previsión, señor Jordana de Poza?;. delegado nacional de Sanidad, D. Agustín Aznar; doctores González Bueno, Luque, Vallejo Nájera y otros.

Abierta la sesión por D. Camilo Alonso Vega, pronunció un discurso el jefe provincial de, Sanidad de Madrid y secretario del Congreso, D. José Fernández Turégano. Dijo que estas, reuniones sanitarias tiinen una larga historia en los veinte años de actuación. Empezaron en 1941, la época más difícil y apasionada de nuestra gestión, porque acabábamos de padecer epidemias tan graves como el tifas exantemático, la Difteria y una agudizacióo en nuestra endemia palúdica. Junto a esto surgieron los grandes problemas de alimentación. Salimos victoriosos de aquella empresa. En las reuniones siguientes fueron la tuberculosis, la mortalidad infantil, la lepra y los problemas de administración y organización sanitaria eí objeto de vuestro interés, y ahí están las ponencias redactadas. Contamos con la ayuda, del Gobierno, y así mejoraron la lucha antituberculosa y la amplitud de los demás servicios. En esta reunión ie ahora lo¿ temas han sido concretados en tres puntos fundamentales: esquema sanitario asisten-cial de los grandes núcleos de población, ya que las grandes ciudades deben ser el prototipo y ejemplo de toda la sanidad nacional ; estudio higiénico-sanitario de ía atmósfera y de las medidas contra la polución, lo que constituye una misión definida en todos los países, y, por último, ía tercera ponencia, titulada "Plan de organización de la sanidad ambiental", dedicada al saneamiento en general de nuestra zona rural y urbana, cuyo problema, una vez resuelto, liquidará el final de la sanidad pasada para iniciar las acciones sanitarias modernas. Se han presentado 280 trabajos, lo que evidencia la inquietud de todos los sanitarios, y el número de inscritos se acerca a los 1.800. Hizo uso de la palabra a continuación el jefe provincial de Sanidad de Barcelona, Dr. Martínez Morso quien expresó la gratitud que le proporcionaba haberle designa-" do para llevar la voz en este acto en nombre de los asambleístas. Los problemas que se van a estudiar aquí difieren mucho de lc> que eran antes, debido a los adelantos de la técnica y la terapéutica.

En cambio, se nos planteah otros como el del saneamiento y asistencia a los enfermos, con arreglo al medio social en que viven, y, además, nos proponemos abordar problemas tan importantes como los de la rehabilitación y recuperación de enfermos. En nuestras discu-siones_ marcaremos las pautas, y los

Poderes públicos complementarán lo demás. Los anhelos de los Cuerpos dp Sanidad son notorios, y parece lógicp haya llegado el momento de satisfacerlos. Por deber, por disciplina y por convicción, contáis con nuestra adhesión, y nuestra colaboración será, como siempre, todo lo amplia que sea menester.

INTERVENCIÓN DEL SR. DIEZ DEL CORRAL

EJ secretario general técnico de la Dirección General de Sanidad, Sr..Díez del Corral, pronuncijó luego otro discurso. Dijo que vivirnos una época de crecimiento y desarrollo del paíst signu de nuestro tiempo.

Frente a las incógnitas y mutaciones, permanecen inmutables y permanentes, las verdades y principios superiores en .lo religioso, en lo moral y en lo profesional.

En el servicio de la Administración es tan importante como las grandes ideas el cumplimiento de las disposiciones por sencillas _que ¿stas sean. Nuestra conciencia profesional no debe permitirnos estar satisfechos can nuestra actuación. El afán de superación ha de ser motivo de preocupación constar te. v

Todos somos importantes, indi-vi !ual y colectivamente, en los servicios de la administración sanitaria, pero las funcionas no serían completas y eficaces sin una colaboración adecuada. Esto es, se precisa una compenetraron de funciones que se ha dado en llamar trabajo de equipo. El respeto y observancia de Ja ley es siempre ei camino nías seguro para resolver con equidad. Está en marcha la modificación de nuestro sistema administrativo. El pleno desarrollo de las normas ha de significar una transformación profunda en el desenvolvimiento de la Administración. Se tiende a resolver la sitttación de funcionarios al servicio de la Administración y a regular los regímenes parafiscales, en muchos casos divorciados de los principios legales establecidos. La repercusión en el átafcto sanitario ha de constituir una innovación favorable y esperamos que se ha 4e fograr una organización sanitaria, inftóeriía, «Ben» y ágil en su función. La gran concurrencia y expectación por esta V Reunión nos ofrece halagadoras perspectivas.

Culmina la reunión un período de trabajos en la Dirección General de Sanidad, en los que ´han intervenido los sanitarios de la Administración central y provincial. Por tanto, esta reunión de"be ser motivo para hacer un balance del pasado y proyectar para el futuro.

DISCURSO DEL DIRECTOR DE SANIDAD

Por último, el director general de Sanidad, profesor García Orcoyen, cerró les _discursos. Agradeció la presencia del ministro y dijo que iba a ser portavoz de los anhelos y preocupaciones de los sanitarios, que «o son de orden p£r¿onal. ni de clase, sino dé honda vocación y profundo sentido de responsabilidad.

La finalidad, inicialmente atrmuida a la sanidad, ha ido ambientándose en estos últimos decenios en términos adecuados a su propia eficacia. Hoy día, cuantas medidas preventivas, asisteñciales, higiénicas y rehabilitadoras afectan a la salud, caen en el ámb´ito de- una sanidad moderna.

Es necesario el replanteamiento a fondo d& este problema, teniendo en cuenta la obligada relación con la actual estructura social, posibilidades económicas del país, modernización de las instituciones y utilización de los profesionales sanitarios

La,sanidad nacional -ha realizado la acción preventiva, que ha conducido a nuestro país a situarse en el grupo de los más avanzados en cuanto a la lucha contra las enfermedades; evitables. Tocio ello con re* cursos moderados.

M costo de enfermedades evitables impone una es»»» ábruniadora a la. Sociedad. y toda ínecfida que ptteite adofttarse para atlviarla.no sófo disttiimittfia sufrimientos r v prolongará la vida humana, sino nue

aumentará la productividad y fomentará la prosperidad.

Winslow, en la publicación "Lo que cuesta la enfermedad y lo que vale la salud", ofrece, entre otros datos, el de que en 1950 Filipinas, con veinte millones- de habitantes, tuvo dos millones de palúdicos y un millón trescientos mil tuberculosos, lo que implicó 45.000 muertes y un gasto de seiscientos sesenta millones de dólares al año.

En estas reuniones se presentan ponencias que recogen con claridad estos conceptos. En los países más adelantados, siguiendo la política sanitaria preventiva, dirigida y activa, acometen la ambiciosa empresa de realizar una prospección médica de la totalidad de su población, investigando en ella su estado de salud.

En un porvenir inmediato, una campaña de higiene mental puede eanstliitr una Orientación trascendental.

Este aspecto está iniciado a través del Patronato de Rehabilitación y Recuperación de Inválidos, en su más amplio sentido, y es tema de la primera ponencia de esta reunión, en la >jue se hace una llamada a un problema sanitario de primef orden, -tanto por su aspecto preventivo como asistencia!, cual es el de la salud mental. Subraya el hecho de que un 50. por l00 de las hospitalizaciones actuales obedece a enfermedades mentales, y aún ese índice no es suficientemente expresivo de la trascendencia de la higiene mental en la sociedad moderna.

Hay que buscar la relación entre el médico y el enfermo sin intervención de otros mecanismos.

Se refiere a la población española llamada de beneficencia y a las instituciones "hospitalarias y dice que el estudio de los aspectos de la medicina asistencial fue efectuado magistralmente en la última IV Reunión de Sanitarios.

Termina diciendo que se precisa una asistencia al enfermo, pero acompañada del propósito de la reintegración social del individuo, apartado por su enfermedad o accidente. Saludó a los congresistas y rogó al ministro que transmitiera la adhesión de éstos al Jefe ´.al Estado.

Por lo demás, concluye el profesor García Orcoyen, habremos de tener en cuenta que ocurre en las Universidades. Hay ui equívoco que no puede prolongarse, y es 1; situación de los profesionales en relaciói con la Sanidad, en donde feo son pocos lo individuos que no encuentran su encaj con la sociedad, y es ¡}ue en la Universidad no se logra Una preparación adecuada par los desplazamientos profesionales. Éste pro blema hay que resolverlo y encanutarlo par,. que la sociedad no resulte descuidada. 3 ésta es la preocupación dé los médicos aquí reunidos, que aspiran a una actuación efi-Caz y al máximo beneficio para todos en el rendimiento de sus conocimientos. Todos los oradores fueron largamente aplaudidos.

Finalmente, el ministro de la Gobernación, Sr. Alonso Vega, declaró inauguradas las sesiones de la V Reunión tie Sanitarios Españoles.

VISITA A LA EXPOSICIÓN DE LA OBRA SANITARIA DE 20 AÑOS.

Seguidamente* visitó el ministro Ja Exposición instalada en el mismo edfiicio, en la que en planos, maquetas y gráficos se detalla toda la labor sanitaria, en sus dis-dintos aspectos, desarrollada en estos últimos veinte años.

SESIONES CIENTÍFICAS

Por la tarde los sanitarios españoles er-£>¿nízaron los trabajos dé las distintas secciones y después se reunieron en sesión plénaria para comenzar la discusión de la ponencia "Esquema sanitario asistencial de los grandes núcleos de población".

LOS PRACTICANTES CUMPLIMENTAN AL MINISTRO DE TRABAJO

Ayer visitaron al ministro cíe Trabajo, señor Sanz Orrio, los presidentes de los Colegios Provinciales de Practicantes, acompañados por el del Consejo .Nacional de los mismos, D. Antonio Casas Miranda.

Este dijo al ministro que aprovechando la celebración, en estos días, de la reunión anual de presidentes d.e dichos Colegios; se le hací.i e´sta visita para reiterarle la gratitud de los profesionales por el interés que siempre ha demostrado eft la solución de los problemas que a ellos afectan.

El Sr. Sanz Orrio .respondió glosando los aspectos más esenciales y actuales de la sanidad moderna.

 

< Volver