Según el Consejo de Farmacéuticos. 
 La Seguridad Social no gasta en medicamentos tanto como dice     
 
 Ya.    01/03/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 15. 

Según él Consejo de Farmacéuticos

LA SEGURIDAD SOCIAL NO GASTA en medicamentos tanto como dice

En lugar de 83.000 millones, afirma que sólo han sido 64.000, teniendo en cuenta las bonificaciones • Los

gastos farmacéuticos pesan cada vez menos en el conjunto del presupuesto de la Seguridad Social

El Consejo General de Farmacéuticos no considera suficientemente explicativa la nota difundida por el

Ministerio de Trabajo sobre prestaciones farmacéuticas y Seguridad Social, por lo que, "sin ánimo de

crear polémica", responde—que no replica—a aquella nota con la siguiente:

"Se dice en la nota del Ministerio que la prestación farmacéutica a la Seguridad Social ha supuesto un

gasto de más de 83.000 millones de pesetas en el año 1976 y que esta situación es la qua ha motivado la

aprobación de un decreto en el Consejo de Ministros del pasado 18 de febrero, y cuyo objetivo—sigue

diciendo la nota— es el de racionalizar la oferta y el consumo farmacéutico en la Seguridad Social

Para que quede bien claro e! gasto real de la Seguridad Social en el consumo farmacéutico durante 1976

ha de puntualizarse en las ventas en cuanto a las specilidades farmacéuticas (medicamentos) dispensadas

por las farmacias. A los beneficiarios de la Seguridad Social han supuesto 82.000 millones, según precio

venta al público.

Ahora bien, hay que añadir pava la exacta fijación dé los gastos reales de estos medicamentos que a la

Seguridad Social le han sido hechas las siguientes bonificaciones:

Beneficiarios.—7.510 millones de pesetas.

Cooperación de la Industria.— 4.731 millones de pesetas.

Cooperación farmacéutica.—5.625 millones de pesetas.

Total.—17.866 millones de pesetas.

Así, pues, ios 82.000 millones de pesetas quedan rebajados a 64.134. Y, por lo tanto, el beneficio que ha

obtenido la Seguridad Social por estas bonificaciones supone un 21,8 por 100.

MARGENES Y GASTOS REALES Si se tiene en cuenta que el beneficio bruto que obtiene el far-

macéutico por las dispensaciones de estas mismas especialidades al público es dej 25,44 por 100, debe

deducirse que la Seguridad Social obtiene los medicamentos al mismo precio, prácticamente; que la ofi-

cina . de farmacia, sin los gastos que a ésta acarrea el tenerla abierta (inversión continua de capital, gastos

de personal seguros sociales, etc.).

Pero hay más. Como el farmacéutico realiza una bonificación del 7,5 por 100 en las dispensaciones a la

Seguridad Social, el margen inicial del 28,44 queda asi reducido al 17,99 por 100, y no se olvide que

estas dispensaciones vienen a resultar «1 80 por 100 dial volumen total de las ventas de una farmacia.

Cálculos bastante exactos, a base de estos datos y de las 14.800 farmacias que existen en España, nos

permiten afirmar que el coste neto que paga la Seguridad Social a los farmacéuticos por sus servicios en

toda España es de un promedio de 18.563 pesetas al mes. Y referida esta cantidad al presupuesto total de

la Seguridad Social, debemos señalar.-que el beneficio bruto obtenido representa un 2 por 100, y el

beneficio neto, 2 por 100.

LOS OCHO BILLONES DE LA SEGURIDAD SOCIAL

En cuanto a los cálculos que dice la información del Ministerio de Trabajo que se han realizado, se

precisa en ésta que, de mantenerse la actual situación, se ha previsto un gasto farmacéutico en la

Seguridad Social del orden de los 600.000 millones de pesetas para e! próximo quinquenio, cifra que se

afirma imposible de atender por las posibilidades financieras de la Seguridad Social.

Si de expectativa* ante el próximo quinquenio se trata, junto a esta cifra previsible de gastos

farmacéuticos, habrá que contemplar el presupuesto, también previsible, de la Seguridad Social para los

próximos cinco años, que puede estimarse, en cálculos fiables, del orden de cerca de los ocho billones de

pesetas, cifra ésta que sí induce a la meditación y, desde luego, a la mejor comprensión de toda la

temática asistencia!.

Para finalizar, digamos que en el período 1972-76 el crecimiento del total de las prestaciones sanitarias en

la Seguridad Social ha sido el doble de! alcanzado por la estrictamente farmacéutica, y, al llegar el año

actual, subrayamos estos datos expresivos: mientras en 1972 los gastos farmacéuticos alcanzaban el 48

por 100 del total de prestaciones sanitarias, en el presupuesto de 1977 este porcentaje ha descendido al 29

por 100. De aquí hay que concluir que, de seguir en el futuro la pauta de año» anteriores, ¡os gastos

farmacéuticos han de pesar menos en la Seguridad Social."

 

< Volver