Autor: Huete, Luis María. 
   Madurar los programas en el Senado     
 
 Diario 16.    17/06/1986.  Página: 4. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

TRIBUNA ELECTORAL

Madurar los programas en el Senado

EL ciudadano español vive estos días bajo el fervor y la presión a que le sometemos los políticos a base

de propaganda, mítines y actos electorales. Los vecinos de Madrid como los de otras ciudades y pueblos

se encuentran de repente en campana electoral casi sin quererlo ni desearlo. El cúmulo de programas, de

mensajes, de doctrina política y de polémica dialéctica baña los (oros, periódicos e incluso los propios

barrios, mercados, lugares de reunión, galerías comerciales, etc.

La campaña electoral en su desarrollo aparece como un gran ciclón en el corazón del ciudadano que se ve

acosado muchas veces sólo con el mensaje. El fin, naturalmente, es el destino del voto en la urna, en este

caso el próximo día 22. Pero lo cierto es que tras la desaforada carrera electoral quedan meditando de

soslayo los programas de los partidos. El auténtico mensaje, lo que debe quedar impregnado en la mente

de cada votante y que, desgraciadamente, se olvida por que casi no se explica ni se hace esfuerzos por

desarrollar estos días. De ahí que mi planteamiento sea el buscar un lugar de reposo, análisis y desarrollo

de esos programas. Ese lugar debe ser una institución representativa con misión investigadora y de

realización como es el Senado.

LUIS MARÍA HUETE

El Senado en las dos legislaturas anteriores no ha encontrado aún su verdadera personalidad. Bien es

verdad que mucha culpa la ha tenido estos últimos años el carácter letárgico de la Cámara con una

mayoría absoluta del PSOE que ha hecho imposible la aprobación de las leyes desde el prisma de la

pluralidad. El Senado ha carecido de vitalidad.

Por eso es necesario que la Cámara Alta sirva de interpretación y de enlace y rompa su pasividad. El

ciudadano no debe agotar su actuación en el simple acto de votar.

U riqueza y el pluralismo vienen de otras instituciones situadas quizá a un •segundo nivel», pero decisivas

en el transcurrir diario de la nación: los sindicatos, la empresa, la universidad, los colegios profesionales,

las asocia» nes de amas de casa, de consuma res, de padres de alumnos, de vecinos las Cámaras de

Industria, Agraria etc.

Estas instituciones, que recogen de verdad todo el pluralismo social y toda la inquietud de unos

gobernados los que pueden dar la pauta a los gobernantes de lo que el país en realidad necesita.

El problema de la mayoría absoluta socialista, que jamás quiso entrar discusión en los temas plantados

otros partidos, va a romperse e! 22 d; junio. Y desde ese momento, el Sedebe convertirse en la

representacion de todo el vitalismo social necesário ante la inmadurez de contenido de campaña. De esta

manera el Senado. puede y debe convertirse en la Camara donde se maduren y se discutan realmente los

programas electorales.

Luis Mario Huete es candidato al Sanado por Madrid.

 

< Volver