Autor: Sáenz-Díez, Margarita. 
 Centristasy socialistas se abstuvieron en la votación. 
 El Parlamento catalán se pronuncia contra el proyecto de LOAPA     
 
 ABC.    04/12/1981.  Página: 10. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Centristas y socialistas se abstuvieron en la votación

El Parlamento catalán

se pronuncia contra el

proyecto de LOAPA

BARCELONA (Margarita Sáenz-Díez, corresponsal). El Parlamento de Cataluña se ha pronunciado en contra de la LOAPA. Considera que afecta al Estatuto de autonomía, por lo que aconseja su devolución.

«El proyecto de Ley Orgánica de Armonización -del Proceso Autonómico, presentado por el Gobierno del Estado al Congreso de los Diputados, interpreta y desarrolla el título octavo de la Constitución como una ley intermedia que afecta al Estatuto de Cataluña y a los otros Estatutos, y, por tanto, convendría su retirada y devolución.» Este acuerdo fue adoptado ayer tarde por mayoría, tras un día de debates. Se pronunciaron a favor del mismo Convergencia i Unió, Esquerra Republicana y PSUC. Centristas y socialistas lo hicieron en contra.

El pronunciamiento de la Cámara catalana, aunque sea de carácter simbólico, es un elemento de gran importancia, que sin duda será utilizado a fondo por quienes se oponen a que la LOAPA se convierta en instrumento jurídico para plasmar el Estado de las autonomías que diseña globalmente la Constitución. Además, el Parlamento de Cataluña proclamó —en este caso, con los votos a favor de CiU, esquerra y PSUC, y con la abstención de centristas y socialistas— que toda modificación, interpretación o desarrollo del Estatuto soto puede hacerse por la vía prevista en el mismo, de acuerdo con la Constitución, y «que garantice el respeto a la voluntad de los ciudadanos de Cataluña».

En todo caso, la Cámara legislativa catalana se reserva, por acuerdo unánime de sus miembros, presentar recurso de inconstitucionalidad, si fuera necesario, en función del texto final de la LOAPA que sea aprobado en su día por las Corles Generales.

Las propuestas´ que han conducido a esta resolución llegaron de la mano de CiU y Esquerra, votando junto a estos grupos el PSUC, que había sopesado detenidamente los riesgos de una tal decisión que, de hecho, deja «al aire» a los socialistas. Su secretario general, Francesc Frutos, según pudo saber ABC, insistió reiteradamente en que se reflexionara sobre esta cuestión.

 

< Volver