Autor: Cisneros Laborda, Gabriel Fernando. 
   No les hagamos el juego     
 
 Ya.    11/05/1973.  Páginas: 1. Párrafos: 1. 

No les hagamos el juego

Gabriel Cisneros escribe en "Blanco y Negro":

"Aunque se haya denunciado muchas veces, en pocas ocasiones se ha podido´ advertir con tanta diafanidad como en ésta: extrema derecha y extrema izquierda se auxilian en su común energumenismo. En una y otra banda se quiere encontrar, en los desafueros del contrarío, la legitimación de la barbarie propia. Con apasionamiento disculpable pero escaso acierto, alguien dijo, a propósito dea suceso, que la guerra civil no había terminado. ¡Qué mejor fruto político podían soñar los componentes del comando revolucionario que poder oír un juicio semejante! Esa es cabalmente su pretensión más ambiciosa: la perpetuación de un clima desgarrado de contienda que impidiera el encauzamiento de la vida española por los caminos del pluralismo, la tolerancia y la racionalidad democrática. No podemos caer en la burda trampa en la que con tan gozosa fruición caen nuestros ultras, deseosos de encontrar ocasión para su histeria. La guerra civil concluyó un 1 de abril de hace treinta y cuatro años; el país nacido de la paz no tiene nada, absolutamente nada que ver con aquel amargo y triste que so canceló con el último disparo. Otras son sus gentes, otros sus problemas y aspiraciones. Esto lo saben todos los españoles de la calle. Esto sólo parecen desconocerlo —o deliberadamente vuelven la espalda para ignorarla—nuestros ultras de uno y otro signo, prestos a desenterrar el hacha del odio. ¡Par el amor de Dios, no les hagamos el juego! No gritemos demagógicos e injustificados ¡basta ya! que inducen a pensar en un deterioro generalizado de nuestra paz social que no hay modo de reconocer por parte alguna. No utilicemos el dolor nacional para intentar desviar la indignación hacia destinatarios distintos de los autores Materiales o inductores de los hechos. No nos reconozcamos el derecho a la histeria, fruto de la indigencia mental."

 

< Volver