Autor: Pérez Fernández, Herminio. 
   La comisión de leyes fundamentales inició ayer los debates sobre el articulado de la ley sindical     
 
 ABC.    23/10/1970.  Página: 27-28. Páginas: 2. Párrafos: 14. 

CORTES ESPAÑOLAS LA COMISIÓN DE LEYES FUNDA-MENTALES INICIO AYER LOS DEBATES SOBRE EL ARTICULADO DE LA LEY SINDICAL

«El sindicalismo moderno puede y debe ser una fuerza equilibradora, pero ao es ni puede ser la única», dijo en su intervención el doctor CanteroCuadrado

Madrid. (De nuestro redactor en las Cortes, Herminio Pérez Fernández.) Había en 1» Comisión de Leyes Fundamentales como una Impaciencia contenida por entrar decididamente en el estudio del articulado del proyecto de ley Sindical, una vez que la barrera de Jas enmiendas a la totalidad quedó definitivamente salvada, Pero aún quedaba otra barrera menor en forma de cuestiones de procedimiento. El aeuor Esperabé de Arteaga, con el Reglamento en la mano, demostró que era Im-proceoente la Inclusión de los procuradores qo* han cesado en la lista de enmendantes llamados a la defensa de sus enmiendas. A esta opinión se opusieron don José Solís y el marqués de la Enco-mienda. con le que la sesión se abrió en forma de corto, rápido, pero animado, debate, que el señor Aguirre Gonzalo, vlce-presidente do la. Comisión—en funciones de presldfent» durante la primera hora—, cortó decididamente, manifestando que las cuestiones de procedimiento serán resueltas por el presidente de las Cortes, * quien corresponde, en última instancia, la ínter» pretación del Reglamento.

Con media hora de retraso se «ntoó, pues, en el debate sobre el artículo primero, en cuyo texto la Ponencia h& refundido los tres primeros del proyecto del Gobierno. 81 adelantamos que en la lista de enmendantes figuran cincuenta y seis nombres, ya está dicho que las intervenciones fueron numerosísimas. LA más destacada, tanto por la personalidad del enmendante como por el Interés de sus manifestaciones, estuvo a cargo del docto? Cantero Cuadrado, arzobispo de Zaragoza que previamente aclaró: "Hablo con mí exclusiva responsabilidad personal, «orno procurador en Cortes, aunque mis afirmaciones las hago bajo una óptica de hombre de Iglesia." De su Intervención sobresalen especialmente estos pasajes:

"En «t fondo político y furídic* d« este proyecto, hemos de ver tm eauee institucional, tm instrumento legal »I «ervicitf de wn» mayor justicia social en el nroade labora] y al servicio d« ea Incorporado*! consciente y esperanzada a 1» «mvivenela y «1 «nehacer colectivo de la sociedad y de la patria española."

EL AUTENTICO SINDICALISMO

Señaló raegro, como "misión esencial, especifica y directa" del aindicalism» moderno español, "la defensa y la promocJAtt de tos Intereses profesionales y de las legítima* y justas aspiraciones de todos ««autos participan en el campo de I» producción y del trabajo en España". "Una «rga* nización sindical «me no asumiera «gf& taf rea y esta responsabilidad, n» *erí* stffl auténtico sindicalismo, sino on subproducto al servicie de otros producto*. Incapaz* Se atraer, de conquistar I» *dhesí6u>, la colaboración y la esperanza, «te tat fuerza^ sociales del país, sin coya savi* vU*l todtf sistema, sindical no podrá mantenerse y «íj vir."

"Este defensa y promoción reapo»** al mismo concepto y naturaleza 4r toda Asociación sindical: a la historia jr *í proceso evolutivo d«J movimiento sindical como rao Idea., como acción y como organización; » las directrices de la doctrina d« k fffle-sia en materia sindical; » los princljjJíM´ fe O. I. T. y do la« Nacionec Unidas »J espirita, te 1» filosofía y fines de e»te pro-yecta de Ley."

felicité * la Ponencia por entender erue co «1 eufoqu* dado ea m iníona* A e»te.

artícrfo se introducen «xpHcttamente «rtoe principios. Luego agregó:

Tero la misión del sindicalismo auténtico en d mundo de hoy, no we *s>*-ka ni »e limita a la defensa y promoción de tos intereses 7 aspiraciones estrictamente profesionales de su» asociados. A las reivindicaciones puramente cuantitativas han de unirse las cualitativas, relacionadas especialmente con la cultura 7 con el poder... Boy, la misma defensa de los intereses sindicales, aunque directamente se planteen j »e problematicen en las áreas laborales y profesionales, de hecho Inciden y se deciden en el plano político de las instituciones, leyes y disposiciones del Gobierno y del Estado."

"En nuestras sociedades de consumo —dijo más adelante—, cada día más industrializadas, los problemas económicos 7 sociales constituyen el centro de gravedad no sólo de la vida política, sino de la misma convivencia pacífica de la comunidad nacional..." "La paz, como ha dicho Pablo VI, tiene un nombre: el desarrollo. Ey desarrollo de todo el hombre y de todos los hombres. El proletariado ya no es la masa de trabajadores manuales por cuenta ajena. Tengamos en cuenta estas realidades, estas tendencias y estas aspiraciones profundas de la Humanidad contemporánea."

Resaltó la importante coyuntura que para España representa esta ley Sindical, y afirmó que la participación "es y debe ser el punto central del equilibrio entre el mundo de la producción y del trabajo y de la sociedad y el Estado".

"El sindicalismo moderno puede y de´»e ser una fuerza equilibradora, pero no es ni puede ser la única, sino que debe cooperar con otras fuerzas sociales y con el Estarlo a mantener el equilibrio."

Señaió la necesidad de evitar cualquier totalitarismo, porque ya sea estatal o sindical va contra la dignidad de la persona humana y contra el bien común de la sociedad.

"Las riendas y los mecanismos del Poder soberano no pueden ni deben estar, ni están hoy en ningún país del mundo, a merced de una organización sindical. Por encima de los Sindicatos están la sociedad y el Estado, y ni el Estado ni la sociedad pueden ni deben permitir un control de la vida política y económica del país en manos de los Sindicatos de cualquier signo."

Terminó el doctor Cantero su brillante Intervención formulando su esperanza de >jue, con la buena voluntad de todos, pueda elaborarse una ley que, sin ser perfecta, "porque nacía humano es perfecto y definitivo", esté en conformidad con las exigencias de un auténtico sindicalismo contemporáneo.

Todas las numerosas intervenciones que se desarrollaron a lo largo de casi cuatro horas de sesión insistieron en perfilar y matizar el texto del artículo primero elaborado por la Ponencia. Se solicitó la Inclusión de la palabra "transformación" aplicada al sistema socio-económico del país, como misión esencial de la Organización Sindical. Se pidió, Insistentemente, que entre sus fines se incluya la reforma de la empresa—en este sentido fue categórico y concluyente el señor Fanjul Sedeño—. Se apuntó, por el señor Martín Sanz, la conveniencia de no dividir al trabajo y a la producción, hablando mejor de "cuantos participan en el proceso productivo" sin olvidar al consumidor, que es todo el pueblo español. Doña Mónica Pla-te, propuso que se incluya a los Principios del Movimiento como inspiradores de le actuación sindical... Y muchas cosas más flue requerirían largo espacio para enumerarlas por menudo. La Ponencia explicará hoy. a las cinco de la tarde, su punto de Ylsta sobre tantas y tan interesantes proposiciones y sugerencias.

EL SEÑOR PITA DA VEIGA, MIEMBRO DE LA PERMANENTE

El procurador don Ramón Pita da Veiga ha sido elegido vocal de la Comisión Permanente de ¡as Cortes Españolas por la. vota-

ºción efectuada ayer por los procuradores de Representación Familiar.

El señor Pita da. Veiga obtuvo 104 votos a favor de los 120 emitidos, y. por tanto, hubo 16 en blanco. Los procuradores sindicales con derecho a voto son 144.

La mesa de 1a Presidencia en la votación estaba constituida por ios dos procuradores sindicales de mayor edad, don Antonio Ayala Torres y don Antonio Mochales García, y por el de menor edad, don Antonio Navarro Velasco.

Después de leer el señor Navarro Velasco el Reglamento de la votación, el señor Martínez de Salinas pidió a la Presidencia que, puesto que no había más que un único candidato, se le designase por aclamación, con lo que se ahorraría tiempo. El presidente, señor Ayala Torres, se negó a esta petición exigiendo que se votara en la forma reglamentaria, de manera nominal y secreta.

Don Ramón Pita da Veiga es procurador sindical por ser vicesecretario nacional de Ordenación Social, y sustituye en la Comisión Permanente a don David Pérez Puga, que -cesa corno vocal de la misma al dejar de ser procurador sindical.—Cifra.

 

< Volver