España-Europa     
 
 Informaciones.    26/05/1973.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

ESPAÑA-EUROPA

EL ingreso de España en la E. F. T. A., planteado por las autoridades españolas a finales del año pasado, ha quedado soslayado en la reunión, celebrada esta semana, de los ministros de Economía y Comercio de los siete países miembros de la Asociación Europea de Libre Cambio. Madrid comenzó las negociaciones oficiosas con la E. F. T. A. a raíz de los acuerdos bilaterales suscritos por los miembros de la Asociación con la C. E. E., que conformaron una gran zona europea de libre cambio industrial, en la que también se Incluían importantes concesiones en el terreno agrícola. Tras este acuerdo, España quedaba como el único país de la Europa occidental al margen de tal grupo, dado que Grecia y Turquía entran en él de alguna manera, a través de sus acuerdos comerciales con la C. E. E.

España lleva manteniendo conversaciones exploratorias ceon algunos de los países de la Asociación, como son Portugal, Austria y Suiza, pero todavía no existen contactos con los regímenes socialistas escandinavos, por lo que aún está lejos él planteamiento formal de nuestro ingreso en la E. F. T. A.

Según una opinión generalizada en el seno de la Asociación Europea de Libre Cambio, este planteamiento podría realizarse una vez finalizada la renegociación de los acuerdos con el Mercado Común, es decir, antes del 1 de enero del próximo año, fecha en que debe entrar en vigor el nuevo acuerdo comercial.

Precisamente en torno a nuestras relaciones con el Mercado Común, el Círculo de Economía catalán acaba de hacer público un documentó en el que tras recordar la toma de posición de trece entidades económicas barcelonesas que en Julio del pasado año suscribieron una nota conjunta en la que se solicitaba el ingreso definitivo de España en la Comunidad Económica Europea, se muestra partidario del desarme, arancelario propuesto por la C. E. E., al considerarlo un acicate para la competitividad. El Círculo de Economía pide la adecuación urgente de nuestra estructura institucional a la de los países que forman parte del Mercado Común, "a fin de participar de todas las ventajas que representaría para España su adhesión como miembro de pleno derecho a la C. E. E.".

Los empresarios catalanes hacen también hincapié en la falta de información de todo lo relativo a nuestras relaciones con la C. E. E.: "El empresario y el público en general —afirman— tienen derecho a conocer las propuestas y a participar en las resoluciones en el seno de un amplio débate nacional, pues a todo el país concierne los resultados de los acuerdos que vayan a adoptarse."

 

< Volver