Calvo-Sotelo recibe el viernes a Felipe González. 
 Nueva cumbre autonómica  :   
 Se mantienen los desacuerdos sobre temas electorales y diputaciones. 
 Ya.    08/07/1981.  Página: 11. Páginas: 1. Párrafos: 8. 

Calvo-Sotelo recibe el viernes a Felipe González

Nueva cumbre autonómica

Se mantienen los desacuerdos sobre temas electorales y diputaciones

El presidente del Gobierno, Leopoldo Calvo-Sotelo, recibirá al secretario general del PSOE, Felipe González, el próximo viernes, después que la cumbre de partidos nacionales sobre temas autonómicos intente boy miércoles por la mañana, en el Ministerio de Administración Territorial, cerrar los acuerdos sobre las 22 propuestas de pactos políticos formuladas en el primer informe Enterría.

Como es sabido, en la reunión celebrada el miércoles de la semana pasada se redactaron los puntos en que se estaba de acuerdo, que adelantó YA. Quedan para hoy, entre otros, los siguientes temas:

Por un lado, AP mantiene, frente a los demás partidos, que se mantenga, como dice el informe Enterna, el carácter de «rigurosamente excepcional» para delegar a las comunidades autónomas competencias de titularidad estatal, de acuerdo con el artículo 150,2 de la Constitución, bien a iniciativa de la asamblea de la comunidad autónoma o a propuesta del Gobierno por ley orgánica.

De otra parte, AP, UCD y PSOE mantienen que en las asambleas de las comunidades autónomas pueda presentarse contra el Ejecutivo votos de censura constructivos, por mayoría absoluta de las mismas. EL PCE, en cambio, propone la mayoría simple, en el caso de que el presidente del Ejecutivo autonómico haya sido elegido, en segunda votación, por mayoría simple.

UCD y AP sugieren que la representación en las asambleas de las comunidades autónomas de cada provincia tenga una corrección de uno a tres. Es decir, que la provincia con más censo electoral no pueda tener más de tres veces el número de diputados que corresponderían a las de menos censo. PCE y PSOE sugieren que la proporción se rebaje de uno a uno, es decir, que todas las provincias tengan en función de

su censo electoral, o en todo caso de uno a dos, es decir, que aquellas con más censo no tengan más del doble que las que tienen menos. En todo caso, AP propone que esa situación no se de nunca, que ninguna provincia de la comunidad pueda, en virtud de su censo electoral, dominar en número de representantes a las demás.

Finalmente, PSOE y PCE quieren que se establezca un nuevo procedimiento para la elección de las diputaciones que permita acercarse a la relación un nombre un voto, a fin de que fuera más representativo.

AP entiende que León no debe integrarse en Castilla, apoya la denominación de «reino» para el ente autonómico valenciano, apoya la inclusión de Cantabria en Castilla y se opone a que los parlamentarios regionales tengan inmunidad. Les basta, dicen, con un fuero especial.

Por último, el Gobierno vasco, a través de un documento entregado al Gobierno, rechaza su participación en los acuerdos, porque se muestra en contra de todo intento de modificar los estatutos de autonomía ya aprobados, tanto en lo que se refiere al procedimiento para los traspasos de competencias —que se sugiere se hagan por comisiones sectoriales y por materias, en lugar de a través de las comisiones mixtas—, así como la modificación de la fecha de renovación del Parlamento vasco, para hacerla coincidir con las elecciones a las demás asambleas autonómicas.

 

< Volver