Unión Sindical Obrera no supera por unas décimas la barrera del 10%     
 
 El País.    22/01/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 6. 

Unión Sindical Obrera no supera, por unas décimas, la barrera del 10%.

La Unión Sindical Obrera (USO) no ha conseguido rebasar la frontera del 10% de representatividad que legitimaría a esta central para estar presente en la negociación colectiva sectorial, de acuerdo a lo que establece al respecto el Estatuto de los Trabajadores.

Tanto en la información sobre resultados electorales filtrada por el Ministerio de Trabajo, que adjudica a USO un 9,16%, como la información que EL PAÍS considera como más fiable, que le concede un 9,48%, la Unión Sindical Obrera no podrá figurar, por tanto, en la referida negociación colectiva.

De esta manera, aunque el incremento registrado por este sindicato —que en los dos últimos años ha atravesado graves crisis internas, con un importante fraccionamiento de su militancia— resulta de alguna manera significativo (gana 5,78 puntos), no parece corresponder ni a la inversión económica ni al esfuerzo sindical efectuado por este sindicato en busca del mítico 10% que le legitimaría para la negociación colectiva sectorial.

De otra parte, el hecho de que el Ministerio de Trabajo, de quien depende el IMAC —organismo que tiene la última palabra en la proclamación de los resultados oficiales— ,-no parezca decidido a rebasar la barrera del 10% en el caso de USO es interpretado en medios sindicales y empresariales ajenos a esta central, por supuesto, como una decisión polítíca, cuyo alcance escapa a los mismos medios.

Competencia socialista

Asimismo, el crecimiento registrado por USO, cuyo trabajo de campo durante el proceso electoral se dirigió fundamentalmente a la captación del voto de los no afiliados, parece haber sido muy directamente limitado por la competencia de la central socialista, cuyo último congreso aprobó su apertura hacia «un sindicalismo para todos».

Una última consecuencia de los resultados obtenidos por USO es lo que parece su definitiva invalidación como interlocutor social de la patronal en las empresas con plantillas superiores a quinientos trabajadores, en las que su representatividad no pasa del 5 %.

 

< Volver