Autor: Sánchez, José Antonio. 
 Aceptada la gestión de la ejecutiva en el XXXIII Congreso de UGT. 
 Redondo ganó la primera batalla     
 
 Diario 16.    03/06/1983.  Páginas: 1. Párrafos: 16. 

aceptada la gestión de ta ejecutiva en el XXXIII Congreso de UGT

Redondo ganó la primera batalla

A las tres de la madrugada de ayer, tras siete horas y media de debate sobre la gestión de la ejecutiva saliente presentada por Nicolás Redondo, los delegados al XXXIII Congreso la aprobaron mayoritariamente con 455.089 votos a favor.

Sin embargo, la abstención superó las previsiones. Justo Fernández y Manuel Garnacho, de Banca y Construcción, respectivamente, junto a las federaciones de textil y teléfonos, y las uniones provinciales de Cataluña, Madrid, Murcia y La Rioja, defendieron la abstención en representación de 142.820 afiliados, lo que supone un 23,75 por 100. Tan sólo la unión provincial de Álava votó en contra obteniendo 2.178 votos.

José A. SÁNCHEZ

Madrid — A las tres de la madrugada, tras un largo pero fácil combate, Nicolás Redondo superaba la primera prueba Todo o, mejor dicho, casi todo se cumplió como estaba previsto El máximo líder de UGT consiguió una amplia mayoría de votos a favor de su gestión Exactamente los correspondientes a los representantes de 455 089. Pero los cálculos en cuanto a la abstención superaron ligeramente las previsiones, con un total de 142 820, lo que supone un 23,75 por 100 del conjunto de la organización

Sin lugar a dudas, la respuesta fue mayor de la esperada Sobre todo la ejecutiva se vio sorprendida por la representación de Cataluña, que inesperadamente se situó junto al sector crítico, cuyo máximo exponente fue Justo Fernández

A pesar de ello, en algunos sectores del congreso ayer se dudaba de que las abstenciones se correspondieran con exactitud con las posiciones sostenidas por Manuel Garnacho, de la construcción, Benjamín Castro, de la unión de Madrid, y Justo Fernández, de la federación de Banca, sino más bien con posiciones pactadas previamente con la ejecutiva para dar una imagen no monolítica

Críticas

De cualquier forma, la sangre no llegó al río, tal y como ya había anunciado Nicolás Redondo Las críticas dirigidas contra la ejecutiva no alcanzaron en ningún momento fuertes tensiones y se centraron en la política de concertación seguida por la ejecutiva saliente Las réplicas no fueron contra la política de

concertación, sino contra la forma como se han llevado a cabo los últimos pactos, es decir, el ANE y el recientemente firmado acuerdo interconfederal En este sentido, los oradores insistieron en que, a veces, la política de concertación «ha representado más una estrategia conciliadora que re/vindicativa»

El otro aspecto más criticado fue la actuación de la comisión federal, que, según manifestó Justo Fernández a Diario 16, «se ha convertido en una caja de resonancia del comité ejecutivo»

Justo Fernández, que acudió al Palacio de Congresos a última hora de la noche por haber asistido a una manifestación contra la jornada partida en Banca, celebrada en Sevilla, era esperado por los congresistas con verdadera curiosidad En su discurso, que fue interrumpido en dos ocasiones por ios aplausos de los delegados, aprovechó la ocasión para recriminar a la ejecutiva por haberle dejado solo ante el conflicto de la Banca, «un sector donde la patronal tiene un poder excesivo y una capacidad de presión incomparable con el resto de los sectores»

Aparte de este aspecto, el polémico líder de Banca de la UGT sostuvo un duro enfrentamiento con algunos miembros de la ejecutiva y orientó su intervención en dos puntos una crítica moderada a la política de concertación seguida en los últimos años y una denuncia contra la comisión federal «La política de concertación ha sido mala y negativa para los trabajadores y, además, se han incumplido los pactos Eso no quiere decir que yo esté en contra

de la necesidad de concertar» Pactos Justo Fernández justificó su critica con que los pactos han sido incumplidos reiteradamente por la patronal y denunció el hecho de que no se hubiera realizado un análisis de los resultados obtenidos tras los pactos, por temor a evitar una oposición a los mismos

José Luis Corcuera, el cerebro de la ejecutiva, contestó a Justo Fernández diciendo que lo que este último estaba haciendo era atacar los acuerdos adoptados en el anterior congreso, «pues la ejecutiva se ha limitado a llevar adelante las líneas de concertación marcadas por aquel congreso»

Justo Fernández volvió de nuevo a la tribuna y arremetió duramente contra la comisión ejecutiva por tener un exceso de poder sin ofrecer posibilidades de debate al comité confederal, «llevando a ¡as reuniones de este organismo los temas completamente decididos, lo que condiciona la actitud de los miembros del comité confedera/»

Abogó por el mantenimiento de unas buenas relaciones con el Gobierno, aunque advirtió de las dificultades con las que irremediablemente se van a encontrar Se refirió concretamente a las últimas intervenciones del superministro Boyer «Los sindicatos no podemos ser meros espectadores, tenemos que demostrarle a Boyer que debemos participar en la elaboración de ese anunciado plan cuatrienal »

Por último resaltó la importancia y la necesidad de un hombre como Nicolás Redondo, «del que depende, hoy por hoy la existencia de esta organización y el único que puede evitar que la UGT se convierta en un sindicato como el alemán»

Por su parte, Nicolás Redondo respondió a los críticos explicando la importancia y la necesidad de llevar a cabo una política de concertación y solidaridad que reparta el peso de la crisis entre todos los sectores de la sociedad

Respecto a la defensa que Corcuera hizo de la política de moderación realizada por UGT, y que ha permitido pasar a ser la primera central del país, Justo Fernández contestó que >feso no se ha conseguido gracias a la ejecutiva No ha sido la moderación la que nos ha hecho crecer, y el ejemplo más claro es la federación de Banca, donde con una política radical se han ganado las elecciones de forma espectacular, mientras en una federación moderada como metal se han perdido»

Entre las ponencias presentadas al Pleno destaca una en la que se expresa la necesidad de que España no se vincule a la OTAN y se pide al Gobierno que convoque un referéndum para que el pueblo español se pronuncie sobre el tema La UGT ha anunciado acciones en pro de la no entrada en la Organización del Tratado del Atlántico Norte

Esta ponencia fue aprobada ayer en comisión y será presentada mañana al plenano donde, con toda probabilidad, será aprobada por aplastante mayoría, dada la sensibilidad sobre este asunto de las bases ugetistas

 

< Volver