Autor: M. J. M. T.. 
 Respuesta de Palomeras Altas. 
 La suspensión de dos asociaciones es arbitraria     
 
 Informaciones.    08/11/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

RESPUESTA DE PALOMERAS ALTAS

La suspensión de dos asociaciones es ((arbitraria»

MADRID, S (INFORMACIONES, por M. J. M. T.). LA Asociación de Vecinos de Palomeras Altas

recurrirá ante los Tribunales contra la decisión del gobernador civil de suspenderla «sine die» tras la

celebración del Pleno de la Federación de Asociaciones de Vecinos, según ha manifestado la señorita

Cristina Sobrino, vocal de la Asociación de Palomeras Altas, segunda firmante de los escritos que se

dirigieron al gobernador solicitando la autorización del Pleno federativo y actualmente vicepresidenta

primera de la Federación, tras las elecciones celebradas el lunes día 1, y que han motivado las sanciones

decretadas ahora por el gobernador.

«La decisión de suspender la Asociación de Palomeras Altas por parte del señor Roson, es totalmente

arbitraria», ha manifestado la señorita Sobrino en el transcurso de una rueda de Prensa celebrada en los

locales de la Asociación que acaba de ser puesta fuera de la legalidad.

Por su parte, la Asociaciónde San Blas-Simancas, afectada igualmente por la medida gubernativa, estudia

el camino a seguir, y según las opiniones de algunos asociados, podría llegarse, incluso, a un encierro en

los locales de la Asociación si se pretendiera su clausura.

La decisión del gobernador de suspender las asociaciones de Palomeras Altas y San Blas-Simancas (ver

INFORMACIONES del sábado día 6) está motivada por la celebración de un Pleno de la Federación

realizado sin autorización del Gobierno Civil, el pasado día 1, en el transcurso del cual se eligió Junta

directiva, recayendo el cargo de presidente en don Antonio Villanueva (presidente también de la

Asociación San Blas-Simancas), y el de vicepresidente primero, en la señorita Cristina Sobrino.

LAS ASOCIACIONES NO HAN RECIBIDO NOTIFICACIÓN

«No entendemos como se pueden permitir reuniones de otras entidades sin legalizar —Coordinación

Democrática o U.S.O. (Unión Sindical Obrera), por ejemplo— y no se permiten las reuniones de las

Asociaciones de Vecinos», añadió ayer la señorita Sobrino.

Insistió en que tanto los cargos que ocupen el señor Villanueva como ella misma dentro de la Federación,

lo son a título personal, y no como representantes de 1 a s asociaciones de vecinos a las que pertenecen, y

recordó que, de acuerdo con ia decisión de la asamblea celebrada el día 1 de los 21 miembros que

componen la Junta directiva de la Federación, seis lo son a titulo personal, correspondiendo los 15

restantes todos ellos vocalías a asociaciones de vecinos como tales.

«Nosotros también podemos decir al gobernador lo mismo que él nos dijo: nos hemos enterado de la

suspensión a través de la Prensa: el Gobierno Civil no nos ha comunicado nada.» La rueda de Prensa

celebrada ayer en Palomeras fue precedida de una asamblea, a la que asistieron unos 500 asociados para

solidarizarse con su Asociación, y al mismo tiempo apoyar a la Federación de Asociaciones de Vecinos.

Varios asociados manifestaron que la decisión tomada por el Gobierno Civil sancionando sólo a dos

asociaciones, es arbitraria, pues igual podría haber sancionado a las 76 que integran la Federación y que

estuvieron presentes en la asamblea.

Hasta el momento, según declaró la señorita Sobrino, 22 asociaciones se han solidarizado con Palomeras

Altas.

TELEGRAMAS DE PROTESTA AL PRESIDENTE DEL GOBIERNO

A nivel de Federación, la primera reacción contra la medida gubernativa se produjo el sábado por la tarde.

Setenta y seis asociaciones de vecinos adheridas a la Federación Provincial celebraron la reunión de

delegados prevista desde el Pleno del día l para examinar 1os diversos problemas que afectan a los

vecinos.

Los representantes de las 76 asociaciones examinaron también la suspensión gubernativa de San Blas-

Simancas y Palomeras Altas, y acordaron enviar telegramas de protesta al presidente del Gobierno y al

ministro de la Gobernación «por la arbitraria suspensión de actividades» de las asociaciones

mencionadas, igualmente se estudió la posible celebración de otras actividades tales como

manifestaciones, asambleas, reuniones, etc., que requieren la aprobación previa por par te de las

asambleas de socios de cada una de las asociaciones.

8 de noviembre de 1976

 

< Volver