Autor: Luca de Tena y Brunet, Torcuato (MERLÍN; ABC). 
   Con la ley en la mano: suárez inelegible     
 
 ABC.    01/05/1977.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 22. 

1 DE MAYO DE 1977.

PAG, 8

LA ROSA Y LA ESPADA CON LA LEY EN LA MANO: SUAREZ INELEGIBLE

¿Es elegible o no es elegible el presidente Suárez.? ¿Está incurso o no lo está en las normas sobre

inelegribilida-des e incompatibilidades por él mismo programadas? Estas normas están contenidas en el

real decreto-ley de 18 de marzo de 1977 sobre normas electorales y lleva dos firmas: la del Rey y la suya.

En «1 artículo cuarto, apartado uno, letra a) de la citada norma jurídica, se lee: «NO SERÁN

ELEGIBLES I.OS MINISTROS DEL GOBIERNO.» Bien: preguntémonos ahora: ¡Qué es ser ministro?

Nuestro amigo el diccionario de la Rea! Academia, responde: «El jefe de cada uno de los Departamentos

en que se divide la gobernación del Estado.»

Considerar que e] presidente del Consejo de Ministros no es un ministro, equivaldría a decir que el

presidente del Colegio de Abogados no es abogado, o Que el director de la Real Academia de la Lengua

no es académico. Sería una argucia, o un juego de prestídisritación muy arduo de digerir.

Prosigamos. El mismo artículo cuarto, apartado uno, letra b), al aludir de modo concreto a diversos cargos

públicos como inelegibles, añade, para que queden las cosas bien claras... «ASI COMO EN GENERAL

LOS QUE DESEMPEÑEN CARGOS O FUNCIONES QUE HAYAN SIDO CONFERIDOS POR DE-

CRETO.»

Es así que el cargo p la función de presidente le fue conferido a don Adolfo Suárez por real decreto de 3

de julio de 1976, publicado en el «Boletín Oficial del Estado» el 5 del mismo mes; hay que llegar a la

conclusión de que la letra misma del decreto por él programado le hace inelegible.

Añadamos. El decreto a que nos venimos refiriendo, para obviar cualquier falsa interpretación, de su parte

positiva tiene un amplio preámbulo merecedor de todos los aplausos, pues no se anda con ambigüedades,

sino que es de meridiana claridad. En él se explica que el «amplio cuadro de inelegibilidades sobre el que,

a su vez, se instrumentan las incompatibilidades» ha sido hecho «A EFECTOS DE GARANTIZAR LA

MAYOR OBJETIVIDAD DEL PROCESO» (Del electoral, se entiende.) Pues bien, si se considera que la

«garantía de la mayor objetividad» no choca abiertamente con la presentación del señor Suárez... ;que

venga Dios y lo vea!

tyem más. El citado preámbulo especifica que se incluyen entre las inelegibilidades «LAS MAS ALTAS

Y PERMANENTES MAGISTRATURAS DEL ESTADO». Puen bien: la «más alta magistratura del lista

tío:- después de la Corona, es el jefe de! Gobierno, que resulta, por tanto, inelegible, tanto por la letra del

articulado, como por el espíritu que clarifica, expüca y analiza el espíritu de la letra, en un preámbulo

admirable por el que felicito al señor Suárez que fue su principal inspirador.

Este artículo que ustedes leen fue escrito el sábado y se publicará un domingo. Para el lunes está

anunciada, a título de rumor, la alocución presidencial televisada, i Ojalá su alto sentido de la

responsabilidad prevalezca sobre las presiones partidistas que pretenden hacerle bandera de grupos,

privándole del gran empeño de la hora presente que pide al Gobierno, desde la izquierda, el centro y la

derecha, imparcialidad, neutralidad, independencia, juego limpio y arbitraje.—T. L. de T.

P. D.: Acompaño a estas líneas una breve antología de textos, aplicables oí caso, de los más diversos

sectores de la opinión pública..—T. L. de T.

BREVE ANTOLOGÍA DEL CENTRO, LA IZQUIERDA Y LA DERECHA, DISCONFORMES CON

LA PRESENTACIÓN ELECTORAL DEL PRESIDENTE

Felipe González («Partido Socialista Obrero Español» (renovador en sus declaraciones a «Informaciones

de Andalucía», del 14 de abril del 77, dijo:

«Creo que sería un grave error que se presentara Suárez.»

Vicente de Piniés («Alianza Liberal»), Declaraciones a ABC, de Madrid, publicadas el 26 de abril del 77:

«Sería una pena que el presidente creyera en la necesidad de presentarse en un partido para apoyar -ma

opción electoral .»

Tierno Galvan («Partido Socialista Popular»), En sus declaraciones hechas al «Ideal Gallego» el 31 de

marzo del presente año, dijo:

«No me parecería oportuno que en la práctica se presentase a diputado el señor Suárez siendo presidente.

Tanto más cuanto que puede ser senador por nombramiento real.»

Cruz Martínez Esteruelas («Alianza Popular»). En sus declaraciones a «La Vanguardia» del 7 de abril de

1977, dijo:

«Entiendo que no es conveniente su presentación.»

Joaquín Satrústegui («Alianza Liberal;»). En sus declaraciones a «La Vanguardia» del 14 de abril último,

dijo:

«Considero que el presidente Suárez cometería un error sí encabezara una coalición electoral o se

presentara a diputado.»

Federico Silva (presidente de «Asociación Demócrata Española»). En sus declaraciones en Marbella en el

acto de presentación de «Alianza Popular», dijo:

«Permitidme que muestre mi sorpresa cuando oigo hablar a cierta Prensa de ese juego de despropósitos

diciendo si el presidente Suárez se presenta o no a la» elecciones.

Por Torcuato LUCA DE TENA

(De la Real Academia Española)

 

< Volver