Autonomías: Castilla-La Mancha. 
 Problemas con las listas del censo y los encuestadores     
 
 Ya.    23/06/1986.  Página: 18. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Problemas con las listas del censo y los encuestadores

Toledo/ YA

La inclusión en el censo electoral, por parte del Instituto Nacional de Estadística, de todas aquellas

personas que cumplen dieciocho años a lo largo de 1986, dio lugar a numerosos problemas ante las mesas

electorales constituidas en esta región. A pesar de que posteriormente Estadística acompañó su primer lis-

tado de un apéndice con las personas que debían excluirse por cumplir su mayoría de edad a partir del 22

de junio, la cuestión planteó dudas en muchos casos como se deduce del aluvión de llamadas que se

sucedieron en la Delegación regional del Gobierno y que sólo relativas a mesas de la provincia de Toledo

sumaban un centenar a las diez y media de la mañana.

También se registraron numerosas consultas, según manifestó a los medios informativos el propio

delegado del Gobierno y gobernador civil de Toledo, Pedro Valdecantos, a causa de la presencia de

encuestadores dentro de los propios colegios electorales. Estas personas, encargadas de suministrar datos

sobre declaración de voto al centro de acogida de información, que iban provistos de credenciales como

representantes de la Administra-

ción, fue causa de que algunos presidentes de mesa mostraran sus dudas ante la duplicidad que se

producía por la existencia ya de representantes administrativos nombrados para cada mesa electoral.

Normalidad en la región

Al margen de estas incidencias, la normalidad fue la tónica general en las cinco provincias castellano-

manchega, donde a las nueve de la mañana estaban ya constituidas la totalidad de las 1.654 mesas

dispuestas a recibir los votos de los ciudadanos integrados en un censo compuesto por 1.308.375

personas.

Sólo en dos mesas hubo algún problema para su constitución, en ambos casos en la provincia de Albacete.

En una de ellas no se presentaron los componentes de la mesa y hubieron de ser sustituidos por las

primeras personas que acudieron a votar. Se dio también la circunstancia de que en otro de los colegios

electorales albaceteños se presentó el presidente de una de las mesas con síntomas evidentes de intoxi-

cación etílica, por lo que hubo de ser inmediatamente sustituido.

El índice de participación alcanzó niveles bastante altos en toda la región.

 

< Volver