Autor: Mellado Fernández, Miguel Ángel. 
 Los partidos analizan los resultados del 22-J.. 
 El PSOE puede quedarse sin corriente crítica     
 
 Ya.    25/06/1986.  Página: 8. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

Miércoles 25 de junio de 1986

El PSOE puede

quedarse

sin corriente

crítica

Madrid/ M. A. M.

La presencia del ala izquierdista del PSOE ha quedado notablemente reducida en el nuevo Parlamento. La

coordinadora federal de Izquierda Socialista se reunirá, seguramente, el próximo sábado para evaluar el

resultado electoral. Carlos López Riaño, diputado electo por Madrid, manifestó ayer a YA que la

continuidad de 1S «podría verse en dificultades y no por una acción de la mayoría».

Mientras que en la legislatura anterior 1S contó con una decena de diputados, en la que ahora empieza la

representación de la corriente crítica del PSOE, liderada por Pablo Castellano, ha quedado reducida a dos

escaños: Carlos López Riaño, y el tinerfeño Néstor Lujan, que en los comicios de 1982 fue elegido

senador.

Han pasado a ser ex diputados otros destacados miembros de Izquierda Socialista, como José Luis

Sánchez, de Huesca, y Ramón Hernández, de Teruel. El primero hizo campaña activa contra la OTAN y

el segundo protagonizó un encierro con mineros en contra de las indicaciones del partido. También ha

quedado apeado Daniel Vidal, al ir de número diez en la lista de Valencia.

Tampoco estarán en la Carrera de San Jerónimo los cacereños Pablo Castellano, que no se presentó por

incompatibilidad con la vocalía en el Consejo del Poder Judicial Eu-sebio Cano y Antonio Olivenza. Este

ha pasado al Senado, mientras que Cano se ha quedado con el acta de parlamentario de Europa. Igual

destino en Estrasburgo ha tenido el crítico valenciano José Pons. «Cuanto más lejos estén de Madrid,

mejor», ha comentado poco discretamente algún miembro de la Ejecutiva Federal del PSOE.

Carlos López Riaño, uno de los principales dirigentes de la cotrien-te junto con Pablo Castellano, mani-

festó ayer a YA que el desarrollo de la jornada del domingo afecta, también, a Izquierda Socialista. En su

opinión, la corriente se ha quedado prácticamente sin espacio teórico electoral, ante el amplio espectro

que abarca el PSOE y el que corresponde a Izquierda Unida.

López Riaño considera que «una posición de ala izquierda dentro del PSOE tiene que cambiar de pro-

yecto», de tal forma que lo que ha venido representando Izquierda Socialista sea un punto de referencia

«más amplio y flexible, para que puedan participar todos los compañeros que desean la existencia de

debates internos en el partido».

El diputado por Madrid, perseguido por la mayoría felipista por haber realizado campaña contra la

OTAN, no cree que 1S vaya a desaparecer como corriente crítica, aunque se vería «en dificultades» si no

sabe buscar su propia relación en el partido y en la sociedad.

 

< Volver