Laboral. Escrito de empleados del Hispano. 
 Solicitan que el laudo de obligado cumplimiento contenga mejoras justas     
 
 Madrid.    28/04/1969.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

Escrito de empleados del Hispano

Solicitan que el laudo de obligado cumplimiento contengo mejoras justas

Un escrito dirigido al ministro de Trabajo ha sido firmado por varios millares de empleados del Banco Hispano Americano, relacionado con la situación actual de los trabajadores de este ramo profesional y como protesta contra la ruptura de conversaciones para el convenio colectivo, hecho acaecido recientemente.

Manifiestan los firmantes que a causa de la devaluación de la peseta, la posterior congelación de salarios y el establecimiento del tope del 5,9 por 100, los trabajadores han sufrido una sensible recesión, habiendo llegado al extremo de que los incrementos salariales han resultado inferiores a los aumentos reales de la productividad, de forma que llega a los asalariados un volumen monetario inferior a la producción física.

Asimismo se quejan de que estas medidas de control de salarios han incidido exclusivamente sobre el poder adquisitivo de los mismos, mientras que las otras formas de retribución (reparto de beneficios, acciones, dividendos, etc.) se hallan prácticamente sin control. A esto hay que añadir que en la actualidad, durante los cuatro primeros meses del presente año transcurridos, ha habido artículos que han experimentado espectaculares subidas, sobre todo en los de primera necesidad, que han rebasado ampliamente la frontera del 2,5 por 100 establecida.

Exponen después le situación comparativa española con un grupo de países y la situación diferencial entre precios y salarios en los mismos durante 1968:

PETICIONES

Por último, los trabajadores solicitan al ministro que, al dictar norma de obligado cumplimiento, se tengan en cuentra los datos apuntados, y piden:

Jornada continuada de ocho a tres en todas las plazas de España; participación en los beneficios, según estipula el artículo 30 de la Reglamentación

Nacional de Banca del 3 de marzo de 1950; entrega al personal, como bolsa de vacaciones, del importe que resulte de dividir media paga entre el personal de la Empresa, sin distinción de categorías; establecer el 5,9 por 100 del total de gastos de personal (sueldos, antigüedad, horas extras, etc.) correspondientes a 1968 y dividirlo entre los empleados de la Empresa, aplicando la cantidad resultante al sueldo, sin distinción de categorías; supresión de la cláusula 2 del artículo 8 del último convenio colectivo, para evitar la discriminación salarial contra los menores de veinticuatro años, auxiliares y ordenanzas; restitución del premio de capacitación para evitar la discriminación entre empleados de la misma cateoría profesional; regularización de 1 a situación de empleados eventuales e interinos y aumento del plus de asistencia y puntualidad a 60 pesetas.

PETICIÓN DE LOS PORTEROS MADRILEÑOS

La Junta Social del Grupo de Fincas Urbanas de Madrid (porteros) ha visitado al presidente del Sindicato Nacional de Actividades Diversas para exponerle las conclusiones adoptadas por la misma. Acompañaban a la Junta el presidente del Sindicato Provincial de Madrid, don Justo Uslé, y, en líneas generales, estas conclusiones son las siguientes.

Que nuevamente se dé curso a la petición formulada ante el alcalde para que se considere el actual horario laboral, supeditado a las ordenanzas municipales, y se modifique en el sentido de que el cierre de portales se produzca a las 22 horas en todo tiempo, estando con ello más en consonancia con el resto de las capitales de España, entre otras Barcelona, Valencia y Bilbao.

Que, conforme se pidió al ministerio de Trabajo en septiembre de 1967, se vuelva a insistir en el sentido de que se equipare la Reglamentación Provincial de Porterías de Madrid a la de Barcelona. Y que, como trabajadores por cuenta ajena, se equipare a los porteros con los demás trabajadores, en cuanto a descanso dominical y vacaciones.—Europa Press.

 

< Volver