Ante el otoño próximo. 
 Comisiones Obreras, U.S.O. Y U.G.T. Rechazan toda posibilidad de pacto social  :   
 A finales de septiembre, podría desencadenarse un importante movimiento huelguístico en el metal y la construcción. 
 ABC.    28/08/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 17. 

ANTE EL OTOÑO PRÓXIMO

COMISIONES OBRERAS, U. S. 0. Y U. G. T. RECHAZAN TODA POSIBILIDAD DE PACTO SOCIAL

A finales de septiembre, podría desencadenarse un importante movimiento huelguístico en el metal y la construcción

Madrid. (De nuestra Sección Política.) Los precedentes conflictivos de primeros de año con sus muchas horas de trabajo perdidas han llevado la preocupación a los medios empresariales y gubernamentales. Ahora, cuando la crisis económica es más aguda y cada sesión de la Bolsa establece nuevos records de bajas, el desarrollo de la conflictividad laboral en el otoño es un tema que causa cierto temor.

El retraso en el proceso democratizador y en la conquista de las libertades políticas y sindicales, junto con la crisis económica que, de forma directa y gravé afecta a las clases trabajadoras, permite prever que, en el plano laboral, nos aproximamos a un otoño caliente.

EXCLUSIÓN DEL PACTO.—Las tres organizaciones sindicales más Importantes —U. G. T., U. S. O. y Comisiones Obreras— coinciden en rechazar el pacto social en las circunstancias políticas y sindicales actuales. Fuentes próximas a demisiones Obreras señalaron a A B C que no se puede pactar absolutamente nada cuando se está exigiendo e1 reconocimiento de unos derechos fundamentales.

Esa misma fuente indicó que, uña vez conseguidas las condiciones adecuadas, la clase Obrera puede pactar, «No tenemos — dijo— ninguna intención de hundir al país. Pero la salida de la crisis económica es función de todos, y en esa tarea debemos colaborar todos.»

«SI las condiciones no cambian —continuó —, a finales de septiembre podrían Iniciarse dos grandes movimientos huelguísticos en los sectores del metal y construcción, que hoy por hoy son los mejor organizados sindicalmente. A este proceso de huelga podrían unirse posteriormente otras ramas de la producción.»

PLATAFORMA UNITARIA. — Por otro lado, medios próximos a la U. S. O. han indicado que aún no se ha elaborado la plataforma reivindicativa común a los tres miembros de la Coordinadora de Organizaciones Sindicales.

En cualquier caso, la U. S. O. piensa que en los próximos meses el movimiento sindical democrático se juega mucho y tiene la obligación de dar una respuesta sindical coherente y adecuada a las exigencias de la clase trabajadora.

U. S. O., que, según nuestras fuentes, está en contra de la movilización por la movilización en sí misma, cree que debe haber una dialéctica de negociación en la que pueden y deben participar todos, y anas reivindicaciones que puedan ser asumidas por todos los trabajadores.

En cualquier caso, ü. S. O. considera que previamente debe hacerse un examen de las situaciones conflictivas y de] momento en que se producen.

EXIGENCIA DEL MOVIMIENTO OBRERO.—Para la ü. G. T. es Indudable que el otoño que se avecina traerá consigo un recrudecimiento de la conflictividad sociolaboral. Hay motivos para ello —dicen—, tanto desde el punto de vista económico como desde el político y de política sindical.

La situación económica es calificada por U. G. T. como desastrosa. El paro y la Inflación no han dejado de aumentar, y el resto de los Indicadores coyunturales denotan un deterioro progresivo, agravado por la falta de perspectivas favorables, al menos a corto plazo.

CAUCES DE CONFRONTACIÓN—Hasta ahora, en opinión de la U. G. T., la ausencia de medidas económicas ha Ido acompañada de un «statu quo» en lo que respecta a las relaciones laborales. A pesar de la constante presión de la clase trabajadora y del protagonismo cada vez más acusado de sus organizaciones, no hay unos cauces válidos capaces de articular el diálogo entre sus verdaderos representantes de empresarios y trabajadores.

La U. G. T. Insiste en la petición de reconocimiento de las libertades sindicales (ruptura sindical v desaparición del sindicato vertical).

F.P.D. ESPERA LA «CUMBRE». — Uno de los acuerdos tomados en el Congreso de Segovla de la Federación Popular Democrática, cuyo líder es don José María Gil-Robles y Quiñones, fue el de su Integración en Coordinación Democrática, siempre que esta última reconociera los partidos federales (F.P.D. y la F.P.S.), e Integrara en su seno a los partidos nacionalistas.

Así, la próxima reunión de Coordinación Democrática del día 4. puede ser definitiva para la Integración de la F. P, D. dentro del grupo de partidos políticos que la forman, según el secretario de Prensa de dicho grupo.

Para este portavoz, el hecho de que grupos mallorquines, canarios, gallegos, así como otras Instancias unitarias, asistan a la «cumbre» de Coordinación Democrática, pueden ser puntos favorables para la integración de F.P.D. en dicho organismo. También, la asistencia al mismo de la Federación de Partidos Socialistas refuerza las posibilidades de dicha integración.

El Comité federal de F. P. D. esperará a que se celebre la reunión de Coordinación Democrática, y los acuerdos que se tomen en ella, para adoptar una decisión definitiva sobre su Integración.

 

< Volver