Autor: Carvajal, Mery. 
   Cierre de F. Benito Delgado     
 
 Pueblo.    18/10/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

CIERRE DE F. BENITO DELGADO

MADRID. (PUEBLO, por Mery CARVAJAL.)—Los trabajadores de F. Benito Delgado han visto cómo la empresa para dar fin a todos sus problemas y desavenencias con los mismos, entre los que se encuentran la falta de pagos en los tálanos, ha decidido cerrar sus puertas en Madrid, y en el día de ayer cuando los trabajadores acudieron a iniciar su jornada de trabajo se encontraron con que en las puertas de acceso se había colocado un cartel en el que se decía: «Aviso al personal: Como consecuencia de la huelga y ocupación ilegal de estas oficinas, la dirección de la empresa, al amparo de lo dispuesto en la legislación vigente, ha acordado el cierre de sus centros de trabajo hasta que con plenas ga. rantías sea posible reanudar sus actividades. Simultáneamente ejercitará la facultad de despido con los productores que han mantenido, sin válidas disculpas, una injustificable actitud de alteración de las más elementales normas de disciplina laboral y respeto de las personas y bienes. Los productores que no sean sancionados con despido, quedan exonerados de su obligación de acudir al trabajo hasta que éste se posibilite, lo cual les será notificado con veinticuatro horas de antelación mediante comunicación telegráfica a sus domicilios respectivos.

Los trabajadores, ante la falsedad que, según ellos, supone esta nota acudieron a la Delegación de Trabajo y esta mañana confirmaron a PUEBLO:

—El delegado de Trabajo nos dijo que el cierre de la empresa es ilegal y que ya.había advertido a la misma de que no podía llevarse a cabo. Lo que sucede es que van a utilizar el cierre para reajustar la plantilla y poner en la calle a los trabajadores que no les convienen.

— ¿Habéis mantenido" la situación de huelga que alega la empresa?

—En ningún momento los trabajadores

de F. Benito Delgado hemos realizado ningún upo de huelga. Hemos permanecido en nuestros puestos de trabajo siempre. Lo que sucedió fue que a partir del 7 de octubre y ante la falta de pago por parte de la empresa, la asamblea de trabajadores decidió que a partir del día 10 permaneceríamos en asamblea permanente en las oficinas de Sánchez Pacheco. Nosotros no hemos hecho huelga y menos ocupación ilegal de las oficinas, sino que hemos estado nueve horas diarias en nuestra empresa reclamando nuestro salario. Ya está bien de demagogias, lo único que reclamamos es nuestro salario.

— ¿Dónde lleváis a cabo la asamblea permanente?

—En un patio, que no pueden cerrar, ya que allí vive un matrimonio de guardas y a los que, por cierto, quieren desahuciar. La Policía fue ´a desalojar, pero, al ver tanta gente y el problema nuestro, se marchó, a pesar de. las órdenes que había recibido de la empresa. El problema, además, no es sólo de nuestra empresa, sino dé todas las filiales de ésta, que se reparten por diversos puntos de España, igualmente peligran sus puestos de trabajo.

—¿Tiene la empresa trabajo o su crisis está producida por falta de contratos?

—Tiene todo el trabajo que quiera, pero es que no quiere trabajar y cuando va SL realizar un contrato pide´, anticipadamente, el sesenta por ciento del presupuesto; esto es una barbaridad. Para colmo, el Ayuntamiento tampoco le paga los cuatrocientos millones que le debe de adecuación de precios y nivel de vida desde años atrás, y ha interpuesto recurso ante el Supremo. Unos y otros están buscando la manera de ponernos en la calle y. dejarnos, sin trabajo

 

< Volver