Un cambio de signo liberal     
 
 Informaciones.    18/10/1975.  Páginas: 1. Párrafos: 3. 

INFORMACIONES

Un cambio de signo liberal

¿Estamos en vísperas de uní «gran operación política», de una ofensiva aperturista y dinámica a la altura del «espíritu del 12 de febrero»? Rumor o esperanza» la pregunta está en la calle pidiendo a nuestros responsables políticos Imaginación y audacia. Es innegable que el país esta en crisis, en el sentido de conciencia de cambio, y no por casualidad esta última palabra ha estado en el centro del debate político esta semana. Se discute la forma, el alcance y el ritmo, pero no la necesidad de cambios institucionales, aunque sólo fuera por los imperativos biológicos de un sistema político ron más de treinta y cinco años de continuidad Cierta mente, que el Régimen ha observado en ese tiempo capacidad de adaptación, pero na llegado el momento de pensar en adaptaciones de fondo que permitan abrir un nuevo per iodo histórico políticamente estable, a la altura de la mentalidad r de isa necesidades de los españoles de los años presentes y futuros.

El signo de ese cambio —que deseamos pacífico y evolutivo, aunque suficientemente preciso y rápido como para alcanzar credibilidad— sólo puede ser liberal y democratizador. excluyente de dogmatismos y totalitarismos de cualquier especie, aunque la democracia a que aspiramos debe ooseer los atributos de la autoridad Será ésta tanto más necesaria cuanto que hay que evitar que el caos y la intimidación de las minorías extremas consigan acallar la voz de la gran mayoría de los españoles que desean á la vez orden, democracia y progreso.

Queremos recordar que el programa del 12 de febrero, aplicando, pero cin limitaciones de sustancia, no se planteó como el fin de un proceso, sino como el inicio de una vía hacia la participación que vendría a sustituir a una «democracia de adhesión», Y esa via es única e indivisible, política, social y económica. M clarificación y liberalización de nuestro sistema económico —amenazado por una creciente y subterránea estitizacíón— es inse¡ arable de la democratización política Esta misma semana, los empresarios catalanes, agrupados en la V Reunión Costa Brava, han advertido qne la economía española requiere una estruetura política de norte democrático. Economía y política son dos aspectos de una misma crisis y se requieren acciones globales para salir del «impasse». La ley de Defensa que prepara el Gobierno vendrá a pertrechar aún trá a la autoridad frente al terrorísmo Pero contemporáneamente habrá que pertrechar también a las mayorias si1enciosas con instrumentos de participación y organización políticas.

 

< Volver