Autor: Barbero, David. 
 A pesar de las explicaciones del ministro de la Gobernación. 
 Los alcaldes vascos, insatisfechos     
 
 Informaciones.    15/01/1977.  Página: 1,5. Páginas: 2. Párrafos: 23. 

PRENSA DE LA TARDE -:- Diario independiente -:- Edita Prensa Castellana, S. A. Teléfono 222 83 85 -:• Madrid, sábado 15 de enero de 1977 -:-15 ptas. •:• 40 páginas

A PESAR DE LAS EXPLICACIONES DEL MINISTRO DE LA GOBERNACIÓN

LOS ALCALDES VASCOS, INSATISFECHOS

• MEDIDAS DEL GOBIERNO PARA AMPLIAR LA CONCORDIA NACIONAL

• ALGUNOS AYUNTAMIENTOS ACUDIRÁN MAÑANA A LA «CUMBRE» DE ECHARRI-ARANAZ

LOS alcaides vascos no han quedado satisfechos con las explicaciones ofrecidas por el ministro de la Gobernación, don Rodolfo Martín Villa, en su viaje relámpago de ayer a Pamplona y Vitoria. No ha convencido —al decir de muchos de estos alcaldes— el punto de vista oficial sobre el problema vasco, que, sin ofrecer soluciones, se ha limitado a incidir ima vez más sobre las posiciones del Gobierno, al que precisamente se había acusada de «poca operatividad» en la resolución política de los conflictos.

Al término de las reuniones sostenidas ayer, el señor Martín Villa celebró una rueda de Prensa, en la que abordó el estado actual de las cuatro cuestiones primordiales que configuran la problemática vasca: amnistía, cooficialidad del euskera, legalización de la «ikurriña» y foralidad de las provincias vascas.

En síntesis. los razonamientos del ministro discurrieron así: no es el momento más adecuado para ta ampliación Je la amnistía, aunque «el Gobierno tiene dispuestas ya medidas para ampliar la concordia nacional»; tan negativo es prohibir como imponer la cooficialidad de] euskera; no ha sido perseguida últimamente la «ikurriña», aunque tampoco se ha normalizado su utilización pública; el señor Martín Villa está satisfecho con los regímenes especiales para Vizcaya y Guipúzcoa. Por último, y con respecto al tema del orden público, puso de relieve que en el País Vasco la represión policial no es mayor, sino que la agresividad de los manifestantes es más acusada.

Algunos Municipios, guipuzcoanos y navarros principalmente, han anunciado que asistirán mañana a la «cumbre» de Echarri-Aranaz, prohibida expresamente por la autoridad gubernativa.

PAIS VASCO

DEFENDIÓ LAS POSICIONES DEL GOBIERNO SIN OFRECER SOLUCIONES

LOS ALCALDES VASCOS, INSATISFECHOS CON LA VISITA DEL SEÑOR MARTIN VILLA

BILBAO, 15 (INFORMACIONES) por David Barbero.

LA impresión que se ha podido recoger durante la noche de ayer y la mañana de hoy sobre la visita y las reuniones que realizó el ministro de la Gobernación, señor Martín Villa, en Pamplona con asistencia de los alcaldes navarros, y en Vitoria con los de las provincias de Álava, Guipúzcoa y Vizcaya, ha sido de decepción e insatisfacción, ya que, según sus manifestaciones, que son ampliamente recogidas en esta crónica, y lo que ha podido trascender de sus diálogos con los presidentes de las Corporaciones Municipales vascas, no sólo no ha ofrecido ninguna solución para los problemas que se le han planteado, y que han sido los motivos de la conflictivIdad en el País Vasco durante los últimos meses, sino que ha manifestado una gran reserva al afrontar estos problemas.

«EL GOBIERNO TIENE DISPUESTAS YA MEDIDAS PARA AMPLIAR LA CONCORDIA NACIONAL»

COOFICiALIDAD DEL EUSKERA: SERIA TAN MALO PROHIBIRLA COMO IMPONERLA

ORDEN PUBLICO: LA REPRESIÓN NO ES MAYOR, SINO MAS ACUSADA LA AGRESIVIDAD DE LOS MANIFESTANTES

La expresión que se íia utilizado es que el señor Martín Villa ha venido a defender las posiciones del Gobierno, al que precisamente se había acusado de poca operatividad en la resolución de los problemas vascos. De esta manera, las esperanzas que habían nacido ante la posibilidad de que para compensar la prohibición cié la «cumbre» de Echarri-Aranaz, ofreciera por lo menos fechas para las respuestas de los cuatro problemas planteados —amnistía, legalización de la «ikurriña», cooftcialldad del éuskera y íoralidad de las provincias vascas, se han visto defraudadas.

Completando la reunión que tuvo lugar por la mañana en Pamplona con los alcaldes navarros, de la que INFORMACIONES dio noticias en su número de ayer, el ministro de la Gobernacion llegó a Vitoria hacia las seis de la tarde. Fue recibido por ft gobernador civil de Álava, don Francisco Javier Anlátegui.

Antes de iniciar la reunión con los alcaldes, el señor Martín Villa conversó eon el obispo de la diócesis. A la reunión posterior, que se celebró a puerta, cerrada, asistieron también los gobernadores civiles de las tres provincias, los presidentes de las respectivas Diputaciones, el general de la Guardia Civil de la zona de Logroño, el coronel de la Guardia Civil de San Sebastián y el jefe de la Policía Municipal de Vitoria.

A la reunión, convocada por el Gobierno en sustitución de la que estaba prevista para mañana domingo, asistieron unos 200 alcaldes, de los 233 que son el total de las tres provincias.

LOS TREINTA DE MONDRAGON

Los alcaldes de unos treinta municipios vascos, que no asistieron a la reunión de Vitoria, se reunieron ayer en Mondragón e hicieron publico un comunicado en el que anunciaban que no asistirían a la convocatoria hecha por el ministro de la Gobern ación, don Rodolfo Martín Villa. En el comunicado, tras referirse a la proyectada reunión de los representantes de las Corporaciones locales del País Vasco, a celebrar mañana en Echarri-Aranaz, los alcaldes hacen unas puntualizaciones que, en síntesis, son las siguientes: Conocida la invitación oficial del Ayuntamiento de Echarri-Aranaz, se intentó, a través del presidenta de la Diputación de Guipúzcoa primero, y del gobernador civil después, entablar conversaciones con el ministro de la Gobernación, a fin de transmitir al mismo la problemática del pueblo vasco; a pesar de las Insitentes y constantes gestiones realizadas, el tema cayó en el olvido; por mediación de don Julio Jáuregui, estas Alcaldías recibieron confirmación expresa de que el presidente Suárez, en su reunión con la comisión negociadora de la oposición, Había afrmado que el acto no había sido prohibido; condenar la actuación tanto de los gobernadores civiles como la de los presidentes de la Diputación, que «una vez más se afirma—, con informaciones insuficien tes y deformadas. han influido decisivamente en la suspensión del acto, y, finalmente, se pronuncian púdicamente por la no asistencia a la convocatoria de ayer en Vitoria, afirmando sentimientos de unión y solidaridad de los Ayuntamientos, como símbolo de unión del pue blo. Asimismo, 1os alcaldes firmantes de este comunica do aseguran que «el Ayuntamiento y pueblo de Echarri-Aranaz tienen perfectamente garantizado el orden y desarrollo de los actos, por lo que las alteraciones de orden público no serían de su respònsabilidad».

SEÑOR MARTIN VILLA: NO HAY DIFICULTADES PARA AUTORIZAR LA

IKURRIÑA»

Alrededor de las ocho y media de la tarde, el ministro recibió a los periodistas en una sala de Juntas del Gobierno. La primera pregunta giró, lógicamente, en torno a los temas tratados. Han sido temas de general preocupación. Problemas que son mas acuciantes en Vizcaya y en Guipúzcoa, y más graves todavía en Guipúzcoa. Estos temas se han referido a la amnistía, la ikurriña, la coofícialidad del euskera, la reintegración foral, la administración del orden público. «He encontrado —confirmó , el ministro— una inquietud bastante generalizada en todos los problemas y distinta en la utilización de la ikurriña. Es este un problema que ha tenido más gravedad en los últimos meses. Ahora no nay dificultades para autorizar la ikurriña en reuniones a nivel privado o bien en actos culturales o espectáculos, siempre que se tenga el lógico respeto a la bandera nacional. ¿Perseguida? No creo. Ultimamente no ha sido perseguida, a no ser que fuera adjuntada a explosivos.»

Al preguntársele si a través de las reuniones mantenidas se puede solucionar los problemas del País Vasco y qué soluciones se han encontrado, el señor Martín Villa contestó: «Creo que hemos encontrado (el Gobierno) un sistema para la reforma política, y creo también que la situación del País Vasco en estos momentos ao ha mejorado. Hemos estado acuciados por multiples problemas. Ser ministro de la Gobernación es un cargo arriesgado y comprometido. Le he dedicado lo mejor de mi tiempo y he dedicado también una enorme atención a los regímenes especiales para Vizcaya y Guipúzcoa, y pienso que estoy satisfecho de los resulte dos obtenidos.»

PREPARADA LA AMPLIACIÓN DE LA AMNISTÍA

A la pregunta de un periodista sobre de qué dependía ía solución a los problemas del País Vasco, el ministro contestó: «Tengo una, mayor experiencia en los temas catalanes por mis estancias alli. Cuando fui a Cataluña, por encargo del presidente Suárez, me di cuenta de que conocía a todos los políticos de la oposición. Allí, los problemas políticos son más difíciles.. Aquí, en el País Vasco —añadió el señor Martin Villa—, me resulta mas difícil encontrar a dirigentes de grupos políticos que tengan fuerza representativa. De todos modos, estamos en un momento esperanzador. El Gobierno es el ejecutor de una política que si sale adelante sera un milagro político. El Gobierno tiene dispuestas ya medidas para ampliar la concordia nacional. Llegará hasta dónde sean posible; pero tiene afán de normalización y concordia. Sucedo que este no es el momento más oportuno para aplicarlas, cuando se encuentra secuestrado el presidente del Consejo de Estado.»

En cuanto a la cooficialidad

del euskera, si ministro se remitió a la última visita del presidente del Gobierno a Barcelona.

—El principio de cooficialidad es aceptable —dijo—. Lo que es habitual en la vida normal, lo debe ser en ia vida política. En este sentido, vamos a empezar con las Corporaciones locales En cuanto a la cooficialidad documental, sería tan malo el prohibirla como el imponerla. Hay zonas en donde esto no seria posible. No obstante, hay otras Corporaciones locales en donde realmente se habla euskera. También se ha pensado en promover la enseñanza del euskera, con la creación de cátedras o bien ayudando a las instituciones etc.

Asimismo, fueron comentadas, las ultimas declaraciones del señor Jáuregui, en relación a la conveniencia de creación de una Policía foral. El ministro manifestó: «Desconozco el tema y puede decirse que al señor Jáuregui le he conocido ayer. Desconozco también sus opiniones. Ahora bien, me parece acertada la colaboración entre las Corporaciones y el Estado en temas de orden público.»

Seguidamnete se le planteó ia posibilidad de que la represión de las fuerzas de orden público fueran más Intensas en el Pais Vasco que en otras zonas, a lo que contestó el señor Martín Villa: «Aquí los problemas son más graves y la agresividad de los manifestantes es mayor. Ya he dicho, sin embargo, que la situación no está mejor que hace seis meses. Evidentemente, las confrontaciones entre manifestantes y fuerzas de orden público son más intensas en esta zonas

LAS FUERZAS DE ORDEN PUBLICO

En la reunión con los alcaldes se planteó también la problemática existente en algunas poblaciones entre las tuerzas de orden público y sus habitantes.

«Los alcaldes me han criticado mucho en ese sentido —dijo el ministro—. Les he explicado que se ha pensado en la creación de Comisarías de Policía, dotadas de fuerzas de la Policía Armada, en aquellas zonas de carácter industrial.»

A la pregunta de si tenia sentido el tocar estos temas del País Vasca antes de las rfseettffes, el señor Martin Villa contestó: «Hay temas que realmente es más indicado e1 tocarlos después del periodo electoral. El buscar fórmulas para diferentes cuestiones, por ejemplo. No me atreverla a prejuzgar esto, porque no es cosa del Gobierno, sino del diálogo con las representaciones de las provincias afectadas.» A continuación dijo: «ES difícil dar un afecha para las elecciones. Después de las conversaciones del presidente con la oposición, sacaremos las conclusiones.»

LA «CUMBRE» DE ECHARRI-ARANAZ, PROHIBIDA POR NO SER MUNICIPAL

La prohibición de la denominada «cumbre municipal» fue abordado reiteradamente en la rueda de Prensa.

«Tenía la obligación política de explicar esta prohibición —dijo el ministro- Si se ha prohibido ha sido porque podía degenerar en una manifestación de grupos, por no ser municipal. Ahora bien —añadió—, si la mayoría de los Ayuntamientos q u í eren realmente celebrar esta reunión, con garantías de orden, se podría celebrar.» Ante el planteamiento de una posible contradicción entre la autorización de unos actos y la prohibición cíe otros, dijo: «Habría que clarificar si esta reunión era cié alcaldes porque yo me pregunto dónde iban a caber en la casa, consistorial de Echarri-Aranaz. Podría ser una manifestación pública, en la plaza, cié representantes de otras provincias. Yo no tengo inconveniente en presidir una reunión eje alcaldes, siempre —precisó finalmente— que sea municipal, con la identificación de las personas asistentes El objetivo del Ayuntamiento de Echarri-Aranaz era el de gobernar su pueblo y no debe atribuirse responsabilidades que no tiene.»

Una vez finalizada la rueda de Prensa, el ministro cenó en Vitoria antes de dirigirse a Bilbao, desde donde emprendería viaje a Madrid por vía aérea.

IFORMACIONES

15 de enero de 1977

 

< Volver