Autor: Losada, C.. 
 Rueda de prensa de la Federación de Sanidad. 
 UGT descalifica a la coordinadora estatal     
 
 Pueblo.    09/12/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 11. 

Rueda de Prensa de la Federación de Sanidad

UGT DESCALIFICA A LA COORDINADORA ESTATAL

MADRID. (PUEBLO, por C. LOSADA.)—La Federación de Sanidad de UGT, encabezada por su secretario general, Salvador García Carrillo, presentó ayer a la Prensa su alternativa al actual conflicto sanitario, tanto en los aspecto reivindicativos, como en los medios para la negociación cofa la Administración. Los dirigentes de UGT de Sanidad pusieron en entredicho la representatividad de la coordinadora de trabajadores de centros de la Seguridad Social que ha venido manteniendo reuniones con el INP y el Ministerio de Sanidad.

La coordinadora, constituida en base a representantes de los centros y apoyada por todas las centrales, a excepción de UGT, fue acusada por esta última de «poca representatividad», «falta de responsabilidad sindical» -deformación de la información», «falta de agilidad operativa y rigidez en los planteamientos», «anonimato y doble juego» y de estar animada por un «sistema de democracia orgánica».

Según informaron los dirigentes de UGT-Sanidad, las asambleas en las que se basa la coordinadora son absolutamente minoritarias y en ellas se dan informaciones falsas. A preguntas de los periodistas, precisaron que los afiliados de UGT no suelen acudir a las asambleas siguiendo la orientación dada por la Federación de Sanidad ante la falta de entidad de las mismas y el radicalismo en que desembocan.

La falta de responsabilidad sindical que denuncia UGT se debe a que la coordinadora «ha promovido huelgas con caracteres salvajes», refiriéndose a la última huelga que afectó, sobre todo a los hospitales de Madrid. UGT plantea que cualquier conflicto que surja en Sanidad debe cumplir una serie de condiciones, entre las que se incluye la garantía a loe enfermos de los cuidados vitales e imprescindibles.

««CC.OO. HACE DOBLE JUEGO»

Resumiendo las criticas de UGT a la coordinadora, que según dice también UGT. «CC. OO. ha declarado controlar», el comunicado de la Federación de Sanidad afirma que «el actual conflicto sanitario podría estar solucionado hace ya tiempo. Si continúa se debe al doble juego de una- central de orientación comunista, que para evitar tener que presentarse como tal delante de los trabajadores intenta, demagógicamente hacer planteamientos de supuesta unidad y democracia directa para controlar solapadamente lo que nunca podría controlar de forma abierta».

El comunicado de UGT acusa también a «la centra] de orientación comunista» de «hacer todo lo posible para retrasar la capacidad de organización de los trabajadores», promoviendo la desconfianza en los sindicatos, y de decir como tal central que acepta el Pacto de la Moncloa, mientras que sus afiliados defienden en la coordinadora posturas que son contrarias al mismo».

La discutida coordinadora señala UGT, sólo ha mantenido contactos exploratorios y no negociaciones con el INP y el Ministerio de Sanidad. «Mienten intenciona damente quienes afirman Ir contrario» dice el comunicado. Para UGT la coordinadora se esta hundiendo debido a las discrepancias existentes entre las diferentes centrales que están integradas en ella.

QUE NEGOCIEN LAS CENTRALES

Como alternativa, UGT es partidaria de que las negociaciones con la Administración las lleven directamente las centrales. Manifestaron, sin embargo, su disposición a aceptar los resultados que sobre el problema de la representatividad, ofreciera un referéndum, con voto secreto y participación de todos los trabajadores y «no sólo —precisaron— de la minoría radicalizada».

Las posibilidades de unidad de acción entre UGT y el resto de centrales son condicionadas por parte de UGT que «no aceptará trabajar en común con aquellas centrales y grupos que promuevan acciones de presión que afecten a la asistencia de los enfermos». Con esta condición, UGT ofrece a las demás centrales la colaboración para elaborar soluciones conjuntas, asi como a los trabajadores independientes, «siempre que ofrezcan garantías de su representatividad y auténtica independencia».

De la parte reivindicativa que incluye la alternativa de UGT al actual conflicto sanitario destaca la postura de esta central respecto al aumento salarial. El comunicado de UGT señala que aunque no está de acuerdo con la política salarial del pacto de la Moncloa, «considera ilusorio pretender saltar estos topes que nos vienen impuestos por la fuerza de las circunstancias».

Igualmente destacable es la postura de UGT ante el convenio colectivo, proponiendo que las relaciones de! INP con sus trabajadores se rijan por reglamentación pactada, única y revisable periódicamente. La dificultad, señala UGT, estriba en la necesidad de modificar la legislación actual, para lo cual cuenta UGT-Sanidad con el apoyo de los parlamentarios pertenecientes a esta central.

 

< Volver