Autor: Roldán, Adolfo. 
 A causa del "Aberri Eguna". 
 Colas de hasta diez kilómetros en las carreteras de acceso a Vitoria     
 
 Ya.    10/04/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

10-IV-77

INFORMACIÓN NAC

A CAUSA DEL "ABERRI EGUNA" COLAS DE HASTA DIEZ KILÓMETROS

en los carreteras de acceso a Vitoria

La Policía impedía detenerse en la ciudad a quienes no estuviesen domiciliados en ella • La mayoría de mistantes de partidos no podrán estar presentes hoy en Vitoria • Han sido montadas otras celebraciones del «Aberri Eguna» paralelas

BILBAO.

(De nuestro corresponsal,, Adolfo Roldan.)

Cientos de vehículos se han visto ayer en las carreteras alavesas, pues no era posible detenerse en Vitoria sin un motivo claro, como el de estar domiciliados allí. Largas filas de vehículos, de hasta diez kilómetros en algunos momentos, se han ido aglomerando en las carreteras de la provincia de Álava: Concretamente, los vehículos que procedían de Pamplona y San Sebastián se encontraban con un control situado a tres kilómetros de Vitoria, que ha provocado importantes embotellamiento de tráfico. Para recorrer cuatro kilómetros, dentro de este embotellamiento, costaba, a las 12,30 horas de la mañana, una hora próximamente como término medio, y eso—según un testigo de lo ocurrido—a pesar de la constante vigilancia de un helicóptero, que Informaba de las dimensiones que Iba tomando la cola de vehículos.

Escenas similares se desarrollaban, a las mismas horas, en Villarreal (Álava) y otros controles situados en dicha provincia. A causa de estos controles, numerosas personas, muchas de ellas militantes y afiliados de los partidos de la oposición del Pate Vasco, han tenido que regresar a sus puntos de origen para poner en práctica hoy la operación "Aberri Eguna" paralela, que pretende celebrar la jornada, tal como se había previsto, si los controles eran muy rigurosos, en Durango, para Vizcaya; en Mondragón, para Álava, y en Alsasua, para Navarra.

NORMALIDAD EN VITORIA

En Vitoria mientras tanto la aparentemente era identica a cualquier otro fin de semana. Decimos aparentemente ya que existen datos que, al menos, hacen suponer lo contrario. El jueves por la mañana—según varios vecinos consultados de Vitoria—la__ ciudad ae había quedado prácticamente vacia". El éxodo del vecindario hacia zonas de descanso debió de ser importante; sin embargo, ya por Ja tarde de ese mismo día el ambiente de la ciudad empezó a "llenarse", hasta el punto de que en la tarde de ayer el clima y movimiento por las calles de Vitoria era el de "cualquier sábado del año, algo más", según apreciación nes de algunos vecinos de la ciudad.

Por otro lado, se tenia noticia de que las plazas hoteleras de la capital estaban prácticamente cubiertas. Sin embargo, aunque parece ser que un importante contingente de personas han accedido a Vitoria durante el jueves y el viernes, incluso algunos procedentes de Cataluña, sin embargo, la gran mayoría de afiliados de los partidos políticos se encontraban, en el momento de redactar estas líneas, tratando de llegar a ¡a capital alavesa, creemos que en un gran número de casos en vano.

Decimos que una gran mayoría —según creemos—no habían venido a Vitoria porque el jueves los dirigentes de los partidos se encontraban todavía en Bilbao celebrando las dos cumbres de las que ya hemos informado a nuestros lectores, y en las que se acordó mantener la convocatoria del "Aberri Eguna". El viernes pudimos todavía comprobar que un gran´ número de dirigentes de estos partidos permanecían en Bilbao, iniciando su viaje a Vitoria en la mañana del sábado. Varios de ellos se encontraban de regreso tras intentar varias veces entrar en Vitoria en vano, proyectando viajes a Durango, "Aberri Eguna" paralela, con salida a las siete y media de la mañana del domingo.

Según nuestras noticias, para impedir el acceso de militantes de estos partidos a Vitoria, la Jefatura Superior de Policía de Bilbao envió una nota a las compañías de autobuses de !a provincia prohibiendo los viajes el día 10 desde Bilbao a la capital alavesa.

Mientras tanto, dentro de Vitoria, numerosos "jeeps" de la Policía Armada antidisturbios y Guardia Civil, sin cascos ni armas antidisturbios por el emomento, se encontraban estacionados en diversas calles y plazas. Hasta el momento de redactar estas líneas sólo se había registrado un incidente de cierta importancia. En la plazuela de la estación del Norte, a la llegada de un tren, del que descendió un grupo de personas que desplegaron banderas y enseñas de provincias no vascas, intentaron forzar algunos vehículos, produciéndose incidentes que provocaron la intervención de la Policía, que rápidamente restableció la normalidad.

DETENCIONES

En los dos últimos días han sido detenidos en el País Vasco doce personas, ocho en Vitoria, pertenecientes al Partido Comunista y Organización Revolucionarla de Trabajadores, cuando colocaban carteles ilusivos al "Abérri Eguna", y cuatro en Vizcaya por repartir pegatinas de partidos no legales.

Según noticias de última, hora, los ocho detenidos de Álava han sido ya puestos en libertad.

Ayer, finalmente, se ha tenido conocimiento de otros comunicados de los partidos políticos, tales como el PSOE, Partido del Trabajo y de la organización juvenil IC PSOE, en su comunicado, afirmaba mantener la convocatoría del "Aberri Eguna", pero siempre con carácter pacífico. Por su parte, el Partido del Trabajo, al igual que el grupo juvenil, mantiene el llamamiento del "Aberri Eguna", denunciando la prohibición del Gobierno, recordando que la última convocatoria del "Erakunde" se basaba en una manifestación pacífica y termina el comunicado diciendo que el Partido del Trabajo denuncia a los siguientes partidos: Partido Nacionalista Vasco, PSOE, Partido Socialista Vasco, Partido Comunista de Euskadi, por su intento de protagonismo en un día que corresponde a todo el pueblo vasco, por su conducta antiunitaria al negociar por separado, dividiendo de hecho al pueblo vasco y pretendiendo de esa forma presentar dos caras de Euskadi "queriendo aparentar ellos la civilizada". El "Aberri Eguna" es patrimonio de todo el pueblo vasco y, por tanto, debe ser organizado por todas sus fuerzas políticas democráticas.

 

< Volver