Autor: Arija, José Manuel. 
   Huelga atípica     
 
 Diario 16.    10/06/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 14. 

JOSE MANUEL ARIJA

Huelga atípica

«A los misterios de la neumonía atípica se suma ahora una extraña huelga gremialista y dimisiones y

enfrentamientos entre los secretarios de Estado responsables de la Sanidad y la Seguridad Social.»

El caos sanitario crece como una bola de nieve rodando cuesta abajo. A los misterios de la neumonía

atípica, del mal gasto en los hospitales públicos, de los intentos de corrupción por parte de la sanidad

privada y de la incompetencia ministerial para resol ver los problemas, se suma ahora una extraña huelga

gremialista y dimisiones y enfrentamientos entre los secretarios de Estado responsables de la Sanidad y la

Seguridad Social.

Que en medio de una epidemia de neumonía atípica los médicos de hospitales afiliados a la

Confederación Estatal de Sindicatos Médicos, CESM, se lancen a una huelga, sume en la perplejidad al

ciudadano.

Corporativista_____________

Los trabajadores de hostelería suelen hacer sus huelgas para reivindicar mejoras salariales, en vísperas de

Semana Santa. Los médicos de este sindicato debieron considerar que el mejor momento para pedir

subida de sueldo es, también, cuando más se les necesita: en plena angustia y zozobra de epidemia

atípica. Así que los ilustres doctores de la CESM, que tanto se enfadan cuando se les compara con el resto

de los asalariados, resulta que han recurrido al uso de los procedimientos de presión en el momento más

criticable. Porque, después de todo, una cosa es tener que hacerse la cama en un hotel y otra jugar con la

salud.

La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos es un sindicato corporativista que, en el conjunto de la

Sanidad, representan mucho menos que CC 00 y UGT pero que, en cuanto a médicos, tiene tantos o más

que los dos sindicatos anteriores juntos.

Estos tres sindicatos se encontraban reunidos con las autoridades sanitarias de la Administración, en

plenas negociaciones de las condiciones del convenio, cuando convocaron la huelga. Los de la CESM

dieron garantías de que el conflicto no repercutiría para nada en la asistencia al enfermo, pero la alarma y

el miedo son libres. Para muchos ciudadanos esta huelga de un sector de los médicos durante una

epidemia es igual que si los bomberos decidieran ir al paro en pleno incendio.

Los doctores de la CESM se han movilizado, además, en apoyo a un convenio franja, es decir, un

convenio exclusivo para los médicos. Peligroso precedente, porque mañana pueden pedir su convenio

aparte los celadores y pasado, reclamar su franja independiente las enfermeras.

Privilegios

La profesión más cualificada dentro de una actividad tiende a hacer valer sus privilegios, méritos y

responsabilidades por encima del resto. En Iberia, por ejemplo, los pilotos tienen su convenio aparte del

resto del personal de la compañía. Ahora, esto mismo puede; suceder en la sanidad pública. Siempre

ocurre en aquellos sectores donde el sindicalismo está menos implantado.

Peligroso también —además por fomentar enfrentamientos y división entre trabajadores de una misma

empresa, porque hace retroceder cincuenta años a los sindicatos, cuando se organizaban por oficios, en

vez de por ramas de actividad. Y peligroso, asimismo, porque multiplica convenios e interlocutores y la

cadena puede no tener fin, ya que siempre existirá una profesión que pueda creerse con más derechos que

la de inferior categoría.

La próxima vez pueden ser los ingenieros de la Seat o los picadores de Hunosa. Porque la otra

característica es que, hasta ahora, esto ocurre en las empresas del Estado.

Dimisiones _____

En medio de la huelga sigue sin explicarse públicamente las dimisiones y enfrentamientos entre los dos

secretarios de Estado. Uno, el de Sanidad, Luis Sánchez Harguindey, dicen los sindicatos que no ve con

malos ojos la huelga. Otro, el de Seguridad Social, José Barea, se opone al paro en su intento de clarificar

la sanidad pública por medio del control gerencia!. La marejada interna y la confusión dentro de este

Ministerio claman al cielo, porque en torno a todos estos hechos parece que también giran otros dos temas

graves: la privatización de la sanidad y la futura ley de incompatibilidades.

 

< Volver