Autor: J. R. S.. 
 Las Fundaciones políticas. M. Huber: El hombre de la Konrad Adenauer en España. 
 Experiencia para la nueva democracia española  :   
 Pablo Iglesias y Humanismo y Democracia serán las primeras que funcionen en Alemania. 
 Pueblo.    05/11/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 27. 

LAS FUNDACIONES POLITICAS

Pablo Iglesias y Humanismo y Democracia serán las primeras que funcionen en nuestro país

MADRID. (PUEBLO, por J. R. S.)

La nueva democracia española va a traer otras novedades al país. Concretamente, el modelo de

fundaciones políticas existentes en Europa y, más concretamente, en la República Federal Alemana,

podría ser puesto en practica, próximamente, en España. Actualmente, están interesados en esta

experiencia los dos «grandes» de la política nacional: la Unión del Centro Democrático y el PSOE. Este

último, incluso, ha anunciado el nombre de su fundación: Pablo Iglesias, en recuerdo deí patriarca de)

socialismo español. En cuanto al nombre de Ja fundación próxima a la UCD, se ha revelado que será el de

Humanismo y Democracia.

Estos proyectos de fundaciones políticas españolas estarían inspiradas en las ya existentes en Alemania

Federal: la Konrad Adenauer, cercana a la. CDU; la Friedrich-Ebert, de los socialdemócratas; la Friedrich

Nauman, de los liberales, y la Hans Siedel, de la CSU, del Estado de Baviera. Sus objetivos están bien

marcados: fomentar la cooperación internacional, promover la investigación y constituirse, de alguna

manera, en un instituto de formación de cuadros del partido al que están ligadas. Así, tanto la Konrad

Adenauer como la Friedrich-Ebert, del SPD, han contribuido a la formación de cuadros para los

democristianos y socialistas españoles, respectivamente.

El espíritu de estas fundaciones se basa en la idea de la implantación de la democracia.

Pronto presenciaremos en España un momento oportuno para impulsar la «cogestión» en las empresas.

Aqui la mayoría de los llamados partidos no lo son.

El proceso ce la unidad sindical sera largo y no lo veo fácil por las diferencias ideolo3.gicas en el mundo

obrero.

Para ampliar el alcance importante que pueden tener en nuestro país la constitución de estas fundaciones,

hemos hablado con Manferd Huber, hombre destacado de la Konrad Adenauer. que conoce muy de cerca

la situación politica española y es uno de esos hombres pragmáticos a quienes se les puede solicitar una

respuesta precisa y exacta sobre lo que ocurre en el país, al que observan con gran interés.

—Las fundaciones políticas en Alemania —nos dice— tienen ya una larga tradición. El espíritu de eilas

se basa en una idea de la implantación amplia y profunda de la democracia en la sociedad. En este as-

pecto, desarrollan un extenso programa de formación e investigación poli-tica y social, tanto como el

intercambio educativo y cultural. Un área específica dentro de este contexto es la cooperación solidaria

internacional. La fundación Konrad Adenauer, por ejemplo, está relacionada con programas específicos y

socioeconómicos en cuarenta y tres países del mundo. Puedo añadir que ´las fundaciones que actualmente

existen en Alemania han demostrado su capacidad de inspirar y potenciar las instituciones y grupos

sociales hacia una mayor libertad y justicia socia!. Creo que para España las fundaciones van a jugar un

papel fundamenta],

SINDICALISMO. LA DIFÍCIL UNIDAD

Manferd Huber es un alemán que conoce a fondo ei sindicalismo español. Concretamente ha disertado

sobre el tema español en la capital alemana durante varias ocasiones y. ahora, nos puede ofrecer su

opinion imparcial.

-Ya en mil novecientos setenta y cinco estuve en España en varias ocasiones. Me interesaba la problema

tica sindical y me entre viste en varias ocasiones ron su principales líderes. que algunas de ellos habían

salido recientemente de la cárcel. A mi me preocupó, desde el primer momento, la cuestión de la unidad

de los diferentes movimentos y sus posibilidades. En aquel momento —hablo de hace casi veinte

meses—. observé que ei proceso para la unidad sindical sería largo mientras que las perspectivas para ía

libertad sindical eran más positivas Y estn ultimo se ha ido confirmando, ya que en estos momentos existe

una verdadera libertad sindical. ¿Que si es posible la unidad sindical en España? Sinceramente, • no veo

unidad a corto plazo principalmente por las diferencias ideológicas que existen todavía en el mundo

obrero. No veo otros obstáculos, además de la vinculación de las centrales con los partidos.

—Tomemos a Alemania como ejemplo. Allí existe unidad sindical, unos sindicatos fuertes y potentes

¿Significa ello que la unidad sindical puede ser una de las «claves» para el des-arrollo de un pais?

—La característica principal .del movimiento sindical en la Republica Federal Alemana es su adhesión a

la cooperación dentro de la sociedad. Asimismo, se destaca por su gran sentido de unión de todos los

trabajadores. Pero el logro más significativo del sindicalismo alemán es, sin lugar a dudas, la cogestión de

los trabajadores en el nivel de las empresas. Esa cogestión, con la participación en diferentes niveles de la

vida social, ha dado una gran estabilidad ai movimiento sindical alemán. —Sinceramente, señor Huber.

¿ve posible la experiencia de la "cogestión-en España?

—Noto un considerable interés, tanto en el sector trabajador como en el empresarial sobre este tema.

Espero que dentro de los próximos años el modelo de cogestión practicado con éxito en Alemania se

extienda a otros países de Europa. Dentro de este contexto, y teniendo en cuenta la pendiente

reestructuración del orden económico en España, creo que, en el horizonte, presenciaremos un momento

oportuno para un impulso en este sentido.

—Pasa m s al terreno político. ¿El bipartidismo? por ejemplo.

—Las primeras elecciones generales en España han potenciado dos alternativas ideológicas y políticas.

No obstante, veo fuera de estas dos grandes opciones al poder, fuerzas y corrientes que potencialmente

pueden condicionar la vida política del país. Parece obvio que la inmensa mayoría de los españoles

favorecen una política moderada de cambio. Teniendo como base nuestra experiencia en Alemania, es de

esperar que la concentración política a medio plazo se acentúe más, es decir, el chance» para los pequeños

grupos se ha acabado, ya que a partir de ahora el voto irá a los grandes partidos,

—Sí o no: ¿Es posible la «experiencia liberal» en España?

—Partiendo del panorama actual, veo poco espacio para tal alternativa.

Manferd Huber, ademas, es un hombre que cosiuce perfectamente la situación interna de ios partidos es-

pañoles. En una palabra, estudia sus estructuras

—Creo que todavía en España la mayoría de los llamados partidos no lo son en realidad. Me explicaré.

Existen diferentes grupos políticos que estan compuestos por una mera superestructura sin base real en los

sectores populares. Esto no debe interpretarse como una descalificación; quiero decir sólo que la mayoría

de los partidos tienen pendiente todavía la formación de una verdadera base auténtica. Entre los partidos

que actualmente se han consolidado en los sectores pop u 1 ar e s, cuento, sobre todo, al Partido

Comunista y ai PSOE. —¿Y la UCD o la «mayoría»?

—El mayor obstáculo, a mi juicio para UCD es el hecho de no formar un partido Veo muy difícil de

gobernar un país desde una alianza electoral, cuando no existe un factor dominante en esta misma

coalición. Porque, por ahora, ese factor dominante, está reducido exclusivamente a la figura de Adolfo

Suárez Sin embargo, veo una posibilidad real de que se transforme UCD. a través de un

proceso a mediano plazo, en un verdadero partido popular con amplio al canee en el espectro político

y con una configuración interna pluralista.

* LA TRANSICIÓN DE GOBIERNO

—España está abierta a una posibilidad: relevo de un Gobierno UCD "por un gabinete socialista. Aquí, en

España, esto parecería como una ruptura y no debe ser así. En Alemania...

—En mi país se han producido en los últimos treinta años pocos relevos en el Gobierno. Es decir, que

hemos podido contar con una estabilidad política que ha favorecido, a su vez, a la estabilidad económica,

lo que también ha facilitado la moderación en la lucha política de ios partidos. En cuanto a España,

tenemos que tener en cuenta que el momento del inicio del nuevo orden politico fue un momento

enormemente difícil. Las fuerzas gobernantes de un país necesitan para su estabilización una serie de

recursos e instrumentos que debe proporcionar la economía nacional. La situación actual de España

carece en altos grados de disponibilidad de estos recursos; por tanto, se debe prever Ja posibilidad de una

inestabilidad política con los consiguientes relevos a corto plazo.

A última hora el tema de las fundaciones vuelve a salir a debate Ei señor Huber. como en otros puntos,

tiene ideas muy claras sobre sus fines. Y hace repetidos elogios de las fundaciones de su país, que tanto

contribuyen al desarrollo social y comunitario de los pueblos. Ya por último, nos comenta la situación

española a través de una reflexión clara y concisa: «Esperemos que para el pueblo español los

impresionantes logros en lo político se vean acompañados pronto por avances económicos.»

Foto MOLLEDA

 

< Volver