Bilbao: Cinco heridos en un tiroteo entre la policía y miembros de la ETA     
 
   27/09/1973.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

BILBAO: CINCO HERIDOS EN UN TIROTEO ENTRE LA POLICÍA Y MIEMBROS DE LA E, T. A,

BILBAO, 27. (Resumen de EUROPA PRESS y CIFRA.)— Dos miembros de E.T.A. con heridas graves y otras tres personas con lesiones leves ha sido el resultado del tiroteo registrado a las nueve y media de la mañana de hoy en pleno centro de Bilbao, en la confluencia de las calles del Doctor Areílza y alameda de Urquijo, frente al hospital de la Cruz Roja.

Al parecer, la Policía tenía conocimiento de que esta mañana pasaría por la confluencia de las calles Alameda Urquijo y Doctor Areilza, situadas en pleno centro de Bilbao, un comanda de E. T. A., a cuyos componentes se les había visto ya anteriormente en la zona. A tal efecto y con objeto de proceder a su detención, la Policía había dispuesto una emboscada utilizando agentes repartidos en cinco automóviles y un camión de bebidas, que estaban aparcados en el lugar, sin que aparentemente pudieran incitar a sospecha alguna.

Sobre las nueve y diez de la manan hizo acto de presencia en la Alameda de Urquijo un coche marca "Simca", con matrícula de Madrid, en el que viajaban dos individuos —y no tres, como se creyó en un principio—. Los agentes les salieron al paso y les dieron el alto, orden que no fue obedecida por los sospechosos, iniciándose en ese momento el intercambio de disparos entre los citados individuos y los agentes del orden. Uno de los presuntos miembros del comando de la E. T. A. resulto alcanzado por los disparos de la Policía, y saliendo del coche, cayó sobre el pavimento. El otro individuo fue alcanzado instantes después y detenido, Junto a su compañero, por los agentes.

Los detenidos son Jesús María Zabarte, de veinticuatro años, y Manuel Michelena, de veintiocho, quienes fueron urgentemente trasladados al Hospital Civil de Bilbao, donde los médicos les apreciaron sendas heridas de pronóstico grave.

De resultas del tiroteo, resultó asimismo herido don Manuel Duran Méndez, de cincuenta y seis años, portero de la finca número 37 de la Alameda de Urquijo, quien fue alcanzado por una bala en la región glútea y sufre una herida de pronóstico reservado. El señor Duran Méndez realizaba faenas de limpieza en el portal en el momento de producirse el enfrentamiento entre los presuntos miembros del comando de E.T.A. y la Policía.

También resultó herido levemente el niño de seis años Jesús María Jiménez Huertas, cuando se dirigía en compañía de su padre a un colegio situado en las inmediaciones. El niño sufre rasguños en la cara, producidos, al parecer, por cristales rotos que le alcanzaron el rostro.

Asimismo, parece ser que resultó herido en una mano uno de los policías que intervinieron en la detención de Zabarte y Michelena, aunque este extremo no ha podido ser confirmado por el

 

< Volver