Se van los fontaneros     
 
 Diario 16.    17/02/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Se van los «fontaneros»

Madrid — La llamada «fontanería» de la Moncloa, constituida por el grupo de colaboradores más

directos del dimisionario presidente del Gobierno, Adolfo Suárez, ha anunciado su dimisión en bloque

varias semanas después de la dimisión del propio Suárez.

Ahora dimiten Alberto Aza, subsecretario jefe del gabinete técnico del presidente; Aurelio Delgado, jefe

de la secretaría particular del presidente y cuñado de Suárez, así como sus asesores particulares, Eugenio

Bregolat y Alberto Recarte.

De hecho, tras la última remodelación del postrer Gobierno Suárez, la «fontanería» había quedado ya

semidesmantelada. Con la designación de Josep Melia como delegado del Gobierno en Cataluña, se

sucedieron los nombramientos de José Coderch, como gobernador civil de Barcelona, y el posterior

nombramiento de Inocencio Arias, como director general de la Oficina de Información Diplomática del

Ministerio de Asuntos Exteriores.

A partir de este primer desmantelamiento, la «fontanería» de la Moncloa quedó disminuida, y sólo

reapareció en el congreso de UCD en Palma de Mallorca, donde reaparecieron todos sus componentes al

servicio del dimisionario Adolfo Suárez.

En la actualidad, el único personaje de la llamada «fontanería» de la Moncloa, Rosa Posada, secretaria de

Estado para la Información, es posible que tampoco siga en su actual puesto, una vez que tome posesión

el nuevo Gobierno de Calvo-Sotelo. De momento, al menos, es la única que no ha dimitido.

 

< Volver