Autor: Caso, José Ramón. 
 Tomas de posición. Proyectos de centro. 
 El centro sigue vivo     
 
 ABC.    02/12/1982.  Página: 25. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

El centro sigue vivo

Por José Ramón CASO

Son muchos los análisis que se han hecho de tos resultados de las elecciones generales. Entre ellos,

algunos pretenden afirmar que el centro ha muerto y que e) bipartidismo se ha asentado en España. A mi

modo de ver, tas conclusiones de un análisis objetivo deberían ser muy diferentes.

Es evidente que tanto la izquierda como la derecha han aproximado sus posturas en los últimos tiempos al

centro político intentando. cosechar votos donde más había. Y ese movimiento táctico ha tenido éxito en

la medida que la clase dirigente centrista había alcanzado enormes cotas de desprestigio tanto por factores

externos como son la crisis económica, como por factores internos como son el proceso de

autodestrucción y desunión.

Sin embargo, tanto la izquierda como la derecha, para alcanzar el éxito electoral han debido renunciar

coyunturalmente a plasmar en sus programas electorales objetivos que se desprenden de las resoluciones

de sus Congresos, Es decir, su éxito ha estado condicionado a una renuncia de sus verdaderas, esencias e

ideologías.

De alguna manera se puede afirmar que el electorado ha Seguido votando a ofertas de centro. Y hay que

recordar que entre una oferta de centro derecha conservadora y otra de centro izquierda reformista ha

elegido en una proporción de dos a uno por una política de cambio y progreso.

Desde estafe consideraciones tiene pleno sentido la´ afirmación de que el centró sigue vivo, y tiene plena

justificación la opción de centro progresista y reformista que representa el Centro Democrático y Social.

Por supuesto que cío concebirnos el centro como un mero espacio político ni nos definimos "soto

negativamente como distintos de la izquierda y de la derecha.

Es claro para todo el que pretende buscar la verdad sin refugiarse perezosamente en tos tópicos más

manidos, que en nuestro proyecto político señalamos una tercera vía ideológica y programática con

sustantividad propia; y, a nuestro modo de ver, mas moderna y adecuada para dar respuesta a tos graves

problemas que en está época dé crisis afrontamos. Y que no se responda alegremente que. ya está todo

.inventado, porque es falso. Hoy, tanto en Hispanoamérica como en Europa, se buscan nuevas soluciones

ante el fracaso de las tradicionales, y así se explica el éxito del partido ecologista en Alemania o de la

coalición liberal-socialdemócrata en Gran Bretaña. En el caso del CDS creemos que nuestro

planteamiento doctrinal de base tiene diferencias cualitativas profundas con el socialismo y la derecha

conservadora. Nuestro sistema de valores se funda en e) personalísimo comunitario, es decir, en la

consideración de* la persona, de su libertad y dignidad como el punto de referencia necesario de toda la

actividad política, pero siempre teniendo en cuenta lo esencial de su dimensión social. Para nosotros, la

libertad de la persona sólo alcanza su plenitud cuando, [unto a ella, se afirman y realizan ¡os principios de

igualdad y solidaridad. Defendemos una sociedad de. mérito, en que eí esfuerzo y .el trabajo tengan su

recompensa, pero nadie, en nombre de la libertad, puede defender la injusticia tie los privilegios.

Al servicio de estos principios estamos dispuestos a trabajar en el seno de la .sociedad española diciendo

siempre la verdad, sin recurrir nunca a la demagogia y procurando siempre el dialogo y la conciliación

como instrumentos que eviten el choque entre dos posturas tajantes y contrapuestas, porque estamos

convencidos que ante la grave crisis económica y la necesidad de consolidar el sistema democrático, es

preciso promover proyectos de futuro capaces de aglutinar a la mayoría de los españoles, y es por el

contrario suicida ahondar artificialmente las diferencias.

Estamos convencidos que un proyecto de esta naturaleza, en e! que se desea vivamente la modernización

de las estructuras, el disfrute da las libertades, de la justicia que suprima tos privilegios y, sobre todo, la

paz civil para todos y entre todos, puede atraer a muchos españoles en la medida que ese proyecto sea

servido por un grupo homogéneo de españoles como tos que formamos el Centro Democrático y Social.

 

< Volver