Tribunales. 
 Veinte años de cárcel para dos miembros de la ETA     
 
 Informaciones.    17/03/1972.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

TRIBUNALES

Veinte años de cárcel para dos miembros de la E .T. A.

SANTANDER, 17. (CIFRA.) En la mañana de hoy se ha hecho público el fallo dictado por el Consejo de guerra celebrado ayer en la Sala de Justicia del regimiento Valencia, de Defensa A. B. Q., de Santander, contra dos presuntos activistas de la E.T.A. don Jesús María Ibarguchi Sampedro, de veinticuatro años, y don Luis María Aizpurúa Berasategui, de veinticinco.

Se condena a ambos procesados a la pena de veinte años de reclusión, como autores responsables de un delito de terrorismo, con fines secesionistas. Al procesado señor Ibarguchi Sampedro se le absuelve del delito de deposito de armas de guerra, por el que también fue acusado. En concepto de responsabilidad civil, son condenados ambos a abonar a la Delegación de Juventudes de Eibar la cantidad de 50.090 pesetas, a que ascendieron los daños causados por la explosión.

La sentencia, en la que fue auditor ponente el capitán Jurídico militar don Antonio Troncoso de Castro, es la primera pronunciada en la reguión después de las modificaciones introducidas en el Código de Justicia Militar por la ley de 15 de noviembre de 1971, en la que se establecen las figuras de delitos contrarios a la unidad de la Patria, ejecutados con procedimientos de violencia.

El Consejo declara probado que los dos activistas de la E. T. A. colocaron e hicieron estallar un artefacto en la Delegación del Frente de Juventudes de Elbar el 19 de diciembre de 1967. dentro del plan terrorista seguido por los militantes de la organización marxista-separatista E. T. A. y como medio de conseguir un ambiente de pánico y coacción que favorezca el desarrollo de las actividades de aquella organización secesionista. La sentencia no será firme hasta su aprobación por la autoridad militar de la región.

Este Consejo de guerra celebrado ayer fue suspendido el pasado día 7, con motivo de la recusación del vocal ponente, capitán Troncoso, por los abogados defensores, que alegaban enemistad manifiesta, fallando la autoridad militar que no habla lugar a la recusación.

El fiscal solicitó en sus conclusiones veinticinco años de reclusión para cada uno de los acusados por el delito de terrorismo y doce años y un día para el procesado señor Ibarguchi por el depósito de armas, asi como una indemnización solidaria de 50.090,89 pesetas por daños a la organización juvenil.

Ambas defensas pidieron, por su parte, la libre absolución para sus patrocinados, que dicen no han cometida los hechos de que se les acusa.

Cuando se hizo entrar en la sala a los acusados para preguntarles si tenían algo qua alegar tanto el señor Ibarguchi como el señor Aizpurúa se declararon militantes de la E. T. A. y profirieron frases ofensivas hacia el vocal ponente, por lo que fueron retirados.

 

< Volver