José Antonio Zarzalejos, sobre los "grupos incontrolados". 
 "Desgraciadamente no se han podido identificar"  :   
 "Se procede y se procederá contra cualquiera que altere el orden y la libertad de los demás, en nombre de cualquier tipo de criterio". 
 Pueblo.    16/10/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

"DESGRACIADAMENTE NO SE HAN PODIDO IDENTIFICAR"

• "Se procede y se procederá contra cualquiera que altere el orden y la libertad de los demás, en nombre de cualquier tipo de criterio"

BILBAO. (Cifra.) — «Se procede y se procederá siempre contra cualquiera que altere el orden y la libertad de los demás en nombre de cualquier tipo de criterio», ha manifestado el gobernador civil de Vizcaya, José Antonio Zarzalejos, en una entrevista que hoy publica «La Gaceta del Norte» al hacer referencia a los llamados «grupos incontrolados».

Tras manifestar que la actuación de estos grupos incontrolados no es exclusiva de Vizcaya, el señor Zarzalejos se refiere a los hechos ocurridos los últimos días en Durango. «Desgraciadamente no se han podido identificar, aunque se han abierto las diligencias pertinentes. La Guardia Civil del propio Durango es la primera que tiene interés en averiguarlo. Y por supuesto el Gobierno Civil de Vizcaya, que en este sentido tiene dadas unas órdenes muy concretas.»

Estas órdenes son: «Guardar el orden y la libertad de todos y para todos. Por tanto, los grupos incontrolados entran de lleno dentro del Código Penal. No hace falta que nadie se arrogue unas facultades que no posee.»

A la pregunta de por qué estos grupos nunca han sido detenidos, el gobernador civil de Vizcaya dice: «Hay un tipo de actuación —que podemos llamar «política», sí usted quiere, aunque en estos momentos dicha palabra tiene un mal sentido—, que se lleva a cabo por parte de los individuos que no son profesionales del delito o del crimen. Entonces resulta muy difícil localizarles. Porque se dan en los más distintos ambientes. Y verá que, lo mismo si son de un signo como de otro, desgraciadamente, quedan impunes muchos de estos atentados. Aquí y en cualquier parte del mundo.»

«Esta diría yo —añade el gobernador civil— podría ser la razón técnica de por qué ocurre esa falta de identificación y, por supuesto con demasiada frecuencia. Pero, créame, no hay ninguna reserva cuando le he dicho que las órdenes son concretas. Se procede y se procederá siempre contra cualquiera que altere el orden y la libertad de los demás en nombre de cualquier tipo de criterio.»

• LA «IKURRIÑA»

Respecto al tema «ikurriña» el señor Zarzalejos dice que este tema todavía no ha tenido una solución «oficial» y que no existe una postura oficial u oficiosa del Gobierno.

«Es lógico, por tanto, que no exista un consentimiento en su total y libre exhibición. Sin embargo, no es menos cierto que en algunas ocasiones se ha producido una cierta tolerancia. Más en razón de la teoría del «mal menor» que de otra cosa. Porque lo importante es mantener unos climas de convivencia ciudadana.»

Añade José Antonio Zarzalejos que esta bandera no merece una sola gota de sangre y que en modo alguno los vascos se sienten amparados en su totalidad por esa enseña.

Finalmente, el gobernador civil de Vizcaya dice que, para aliviar las tensiones actuales existentes en la provincia, se tiene que tomar un conjunto de medidas perfectamente estudiadas. «Nunca una sola medida, aislada, para resolver el complejo entramado de una zona tan rica y densa como ésta.»

 

< Volver