Carlos Garicoechea, a RNE. 
 "No siento ningún escándalo cuando oigo la palabra independencia"  :   
 "Pero siento una profunda pena cuando pigo que ETA mata a quien sea", añade el presidente del Partido Nacionalista Vasco. 
 ABC.    21/04/1976.  Página: 9. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

ABC. SÁBADO. 21 DE ABRIL DE 1979.

CARLOS GARAICOECHEA, A RNE

"NO SIENTO NINGÚN ESCÁNDALO CUANDO OIGO LA PALABRA INDEPENDENCIA"

«Pero siento una profunda pena cuando oigo que ETA mata a quien sea», añade el presidente del Partido Nacionalista Vasco

Carlos Garaicoechea, presidente del PNV, ha declarado a Radio Nacional de España que siente una profunda pena y una gran repugnancia cuando oye «ETA mata a quien sea»; «porque creemos —añadió— que el valor supremo de la vida, el respeto a la integridad personal es eso, es un valor supremo... En cambio, cuando oigo la palabra "independencia" un siento ningún escándalo».

Asimismo, el señor Garaicoechea manifestó: «Yo creo que el problema vasco es un problema tremendo, no sólo de nuestro país, sino también es un problema fundamental del Estado, y creo que hemos reiterado con gran frecuencia que sólo las soluciones políticas son las que pueden dar un buen final a este problema.»

El presidente del PNV, preguntado si ante las actitudes de los grupos más radicales del País Vasco que utilizan la violencia, el Estado debe también defenderse ante esta agresión con medidas policiales, dijo: «Las medidas policiales existen en todo Estado, y en esta situación lo que constituye quizá un planteamiento es si se está de acuerdo con estas medidas o tiene que ser justo lo contrario. Creemos que hacen falta medidas políticas v fundamentales y, desde luego, es un error gravísimo pretender resolver todo con dieciocho mil policías.»

En relación con el Estatuto de autonomía como un posible primer paso para la secesión o para la Independencia del País Vasco, el señor Garaicoechea manifestó: «Nosotros creemos que puede existir una convivencia en el seno de un Estado, pero que hay que empalmar con aquel sentido original de la presencia de los pueblos en tal Estado.»

«La Implantación del PNV —dijo después— está hoy tan acreditada como no lo ha estado nunca. Ello da muestra al observar la presencia de nuestro partido en feudos que tradicionalmente no lo fueron, como son Baracaldo, Eibar y otras tantas poblaciones. Lo que pasa es que hay un espacio político que, lógicamente, están ocupando otras fuerzas de ideología, diferente a la nuestra.

 

< Volver