Declaraciones del presidente del PNV. 
 "En las Cortes de Madrid todavía no se puede hablar de la cuestión autonomista" (Arzallus)     
 
 ABC.    16/08/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 3. 

ABC. MARTES, 16 DE AGOSTO DE 1977.

DECLARACIONES DEL PRESIDENTE DEL P.N.V.

«EN LAS CORTES DE MADRID TODAVÍA NO SE PUEDE HABLAR DE U CUESTIÓN AUTONOMISTA» (Arzallus)

El presidente del Partido Nacionalista Vasco, don Javier Arzallus. en una entrevista concedida al diario «La Voz de España», y que recoge Europa Press, afirma que «en las Cortes de Madrid todavía no se puede hablar de la cuestión autonomista».

El señor Arzallus se defendió de los ataques lanzados contra el P, N. V., según los cuales el Partido Nacionalista Vasco no defiende más bandera que la de la autonomía sin llevar ningún otro mensaje detrás. El presidente del P. N. V. niega estas afirmacoines e Indica que «si detrás del P. N. V. hay unos Intereses pequeños burgueses, como dicen por ahí. a los que les conviene la autonomía, esto no quiere decir que el P. N. V. sea sólo eso. Si el P. N. V. insiste tanto en la autonomía es porque cree que su pueblo, mientras no tenga el poder en la mano, no podrá hacer nada».

El señor Arzallus explica que el Partido Nacionalista Vasco tiene buenas relaciones con Letamendia, de Euskadiko Eskerra, y admite que han existido algunos roces con el P. S. O. E.

Al hablar de las Cortes, don Javier Arzallus reconoció que no posee la experiencia política necesaria ni esa capacidad de maniobra que se debe poseer en los pasillos. «Entiendo que hay que adquirirla y que su falta me coloca en cierta inferioridad. Sabemos que en esas Cortes hemos entrado a ciencia y conciencia, pero que no´ estamos en una situación democrática.»

Al tocar el tema de los extrañados, el señor Arzallus afirmó: «En Madrid se hacen muy poco eco de las cosas que suceden por aquí Madrid es muy Madrid, y éste es el principal defecto del sistema centralista, pero evidentemente la amnistía se ve como Inevitable.»

GUERRA POLÍTICA DE NAVARRA.— Por lo que se refiere a Navarra, el presidente del P. N. V. dijo: «En las Cortes, el Gobierno hizo referencia a Navarra como reglón aparte. Sin embargo, de cara al futuro, Navarra sola no podrá vivir, ni Guipúzcoa» ni Vizcaya sola. Por lo tanto, creo que históricamente y de cara al futuro, el que Navarra esté unida al resto de las provincias vascas, y más adelante con los vascos del Norte y del Pirineo es un hecho que vendrá v que no hay que forzar. Nosotros, con ellos, vamos a entablar la guerra política de Navarra, y en Jos próximos años va a estar sacudida bajo este signo: «Euskadi, sí: Euskadi, no; lo cual radicalizará y terminará metiéndola en Euskadi.»

mayor autonomía, dentro del total y absoluto respeto a sus peculiaridades, en solidaridad con las provincias hermanas y con las demás regiones españolas. En todo caso, cualquier cuestión trascendente para la foralidad alavesa debe ser refrendada por consulta al pueblo alavés».

A todo lo anterior, la Diputación alavesa añade que, en el propósito de ampliar su autonomía conforme a las citadas peculiaridades rosigue actualmente distintas gestiones que son de gran interés para la provincia y para todos los alaveses.

En cuanto a los parlamentarios de U. C. D. afirman éstos que la fórmula propuesta por los socialistas es perjudicial para los intereses del pueblo alavés y de sus peculiares Instituciones. Se manifiestan contrarios a la creación de una «Diputación general provisional» y a unas nuevas Diputaciones de ámbito provincial, tratando de sustituir a los actuales diputados por los parlamentaríos elegidos el 15 de junio. Según estiman los miembros de U. C. D., éste no sería un procedimiento democrático, y, por otra parte, resultaría Ineficaz que los mismos hombres debieran cumplir tan amplias tareas.

Haciendo referencia a la autonomía fiscal de que dispone Álava y que le permite una reconocida capacidad financiera a su Diputación Foral. los parlamentarios del centro dicen que «todo cambio que no vaya orientado a elegir personas que puedan dedicarse plenamente a las iniciativas provinciales sólo pueden ser freno para empresas en marcha en las que se llevan invertidos muchos millones de pesetas: aeropuertos, autovías, geriátrico, hospital, polígonos industriales, etc.

«Iniciado un proceso democrático —añaden— y anunciada la convocatoria de elecciones municipales v provinciales para antes de que finalice el año, no cabe sustraer al pueblo el derecho de elegir a sus representantes en los municipios y en la Diputación.» Los diputados y senadores alaveses de U. C. D. comentan que no puede hablarse de autonomía sin asegurar los recursos económicos para mantenerla.

 

< Volver