Autor: Barbero, David. 
 Tras los hechos de San Sebastián. 
 Los partidos vascos se atacan mutuamente     
 
 Informaciones.    23/08/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 4. 

TRAS LOS HECHOS DE SAN SEBASTIAN

LOS PARTIDOS VASCOS SE ATACAN MUTUAMENTE

BILBAO, 23 (INFORMACIONES, por David Barbero).

DIVERSOS comunicados han sido hechos públicos por organizaciones y personalidades -políticas de Euskadi para valorar los incidentes ocurridos durante los últimos días en diversas localidades vascas, y de modo especial en San Sebastián. Según decía INFORMACIONES en su número de ayer, el primero de los partidos en hacer publico su juicio sobre los hechos fue el Partido Socialista de Euskadi (P.S.O.E.), que repartía la responsabilidad de los incidentes entre la Policía, que reprimió violentamente una manifestación popular; grupos minoritarios radicalizados, que también utilizaron medios violentos desproporcionado y el Gobierno, que está tardando demasiado en conceder la amnistía total.

Por su parte, don Francisco Letamendia, diputado por Guipúzcoa y militante de E.I.A., manifiesta en su comunicado que "la detención de Lareña, la falta de una amnistía total en un Estado que pretende ser legalizado por las elecciones y la prolongación de la detención de Apala en territorio francés, con grave riesgo de su vida, demuestran, una vez más, dos cosas: que la verdadera democracia está muy lejos de llegar y que existe una complicidad evidente entre los dos Estados". El diputado denuncia la represión policial sobre los manifestantes y advierte que ´las fuerzas políticas que rechazan expresamente las movilizaciones populares, caso del P.S.O.E. o que se inhiben ante ellas se convierten objetivamente, en cómplices de las represiones".

El partido para la revolución de Eusfcadi E.I.A., después de condenar al Partido Socialista Obrero Español por su reciente declaración sobre las movilizaciones de San Sebastián y a otras fuerzas inhibicionistas, hace un llamamiento al pueblo guipuzcoano y a todo el pueblo vasco" a proseguir las luchas populares como único medio de salvar la vida de ´´´Apala", y concluye denunciando "la represión ejercida por el Gobierno de Suárez sobre las justas reivindicaciones del pueblo vasco".

Finalmente, el Partido Comunista de Euskadi reitera su posición a la extradición de "Apala". Exige la proclamación de la amnistía general y considera que estos acontecimientos refuerzan la urgencia de institucionalización del País Vasco. Asimismo expresa su negativa a apoyar manifestaciones en las que la falta de cabeza visible y responsabilizada puede favorecer la existencia de provocaciones. Por otra parte, considera injustificables las agresiones a personas y bienes, así como las actuaciones minoritarias que prosiguen la creación de caos ciudadano, pidiendo finalmente la derogación de la restrictiva ley de manifestación y reunión actualmente vigente, así como la actitud responsable de todas las fuerzas democráticas.

INFORMACIONES

 

< Volver