Hoy, en Guardamar del Segura (Alicante). 
 Los pescadores buscan su autonomía  :   
 Reunión fr representantes de la casi totalidadde Cofradías de España. 
 Arriba.    29/03/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Hoy, en Guardamar de Segura (Alicante)

LOS PESCADORES BUSCAN SU AUTONOMÍA

* Reunión de representantes de la casi totalidad de Cofradías de España

MADRID. (Sis.) - Hoy se inician en Guardamar de Segura (Alicante) las reuniones entre representantes

de la casi totalidad de las Cofradías de pescadores de España. Las Cofradías sindicales se transformarán

en autónomas y funcionarán con absoluta independencia, una vez aprobada la ley de Asociación Sindical.

La reunión contemplará igualmente la elección del presidente nacional de la Cofradías de pescadores,

cargo que, hasta el presente, sólo tiene un candidato, José Baldomero Fernández Calviño, patrón mayor

de la Cofradía de Puerto del Son (La Coruña) y actual Procurador en Cortes en representación de las

Cofradías integradas en el Sindicato Nacional de la Pesca, si bien hasta el momento de la elección

quedará abierta la posibilidad para cualquier candidatura.

Dijo al respecto:

- Creo que puede resumirse toda la problemática de los pescadores españoles en dos puntos principales:

autonomía y comercialización. La autonomía tiene que ser doble. Desligarnos del Sindicato Nacional de

la Pesca, puesto que con las nuevas circunstancias sindicales que se avecinan, lo reivindicativo tiene que

quedar para sindicatos - sean del signo que sean y lleven las iniciales que lleven - y las Cofradías deben

de entender en su propia gestión socioeconómica en todos sus aspectos.

Aspecto importante de nuestros problemas - añadió - es el de la comercialización, muchas veces

atomizada, falta de homogeneidad, sin poder alguno sobre el control de precios, con un mercado en el que

simple-mente aportamos nuestro producto, siendo otros quienes deciden el precio y el posible beneficio

que pueda reportarnos.

Es imprescindible - dijo finalmente - que las Cofradías de pescadores españolas aborden con seriedad este

problema. El importante volumen económico que potenciamos no está en relación alguna ni con nuestros

beneficios ni con las posibilidades que podrían alcanzarlos consumidores, ahora igualmente en manos del

intermediario, del asentador, de una red comercial que busca más su precio beneficio que no el de los

pescadores o el del consumo.

 

< Volver