Compuesta por carceleros progresistas. 
 Nace la Unión Democrática de Funcionarios de Prisiones     
 
 Diario 16.    03/11/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

Compuesta por carceleros progresistas

Nace la Unión Democrática de Funcionarios de Prisiones

MADRID, 3 (D16).—Ayer tarde se presentó a los medios informativos la Unión Democrática de

Funcionarios de Instituciones Penitenciarias, que fue constituida, según sus portavoces, el pasado 21 de

agosto del año en curso.

Las acuerdos adoptados en la expresada fecha fueron ratificados posteriormente, el 28 de octubre, por

setenta funcionarios representantes de diferentes centros carcelarios del Estado español.

"El aislamiento en que nos encontramos los funcionarios demócratas tras los años de represión sufridos

—expresaron los interesados— y las represalias a las que nos hallamos expuestos han precipitado la

creación de nuestro grupo."

Por el cambio

Los fines que se plantea la Unión Democrática del Cuerpo de Instituciones Penitenciarias se sustentan en

luchar por "el cambio total más que por la reforma de la institución penitenciaria. Las últimas medidas

aplicadas en este sentido sólo pueden ser calificadas como remiendo. Se necesita, para obtener el cambio

necesario, relevar de sus puestos a los Jefes de servicios y cargos superiores, y depurar a más del 50 por

100 de los funcionarios de Prisiones".

"Nosotros —puntualizaron— no hablamos de ideologías sino de cambios. No estamos implicados en la

estrategia de ningún partido político y la filosofía que nos empuja se contiene en la carta de los Derechos

Humanos. "El próximo día 9 celebrarán una comida con Victoria Kent y presentarán su programa a los

asistentes al acto.

Sobre las recientes alteraciones y conflictos carcelarios ocurridos en distintos puntos de España declara-

ron a los informadores que "parece sospechosa la campaña de destrozos que se realiza en el interior de las

cárceles. Los presupuestos de millones de pesetas que se barajan en estos casos para obras de restauración

son exagerados. Y, lógicamente, también se exageran los daños producidos".

Al aludir al comportamiento de los penados —la población reclusa española se cifra en unas catorce mil

personas— en el interior de los establecimientos penitenciarios, matizaron: "El preso de derechas se

siente protegido por el sistema. Ocupa todos los destinos de oficinas y se mueve con plena libertad. Los

reclusos de izquierdas son considerados muy peligrosos y se les vigila estrechamente. La discriminación

que sufre el preso de Izquierdas también la sufren los funcionarios demócratas."

Tras varias amnistías

De los presos sociales, con cuyas reivindicaciones se solidarizan, opinaron que "se sienten marginados

por varias amnistías. Son victimas del autoritarismo más que de la autoridad, en el interior de las prisiones

y ni tan siquiera se les resuelve el problema que tienen planteado abriéndoles las puertas de la cárcel.

El artículo 100 del Código Penal, que alude a la redención de penas por el trabajo, fue otra de las cuestión

e s planteadas por los funcionarios. "Todo está mal estructurado en torno a este tema —opinaron— y el

favoritismo, el chivateo y las arbitrariedades giran en torno a él. El taller está pensad o mediante un

sistema mercantilista y ocurre que el preso que no entra en el Juego establecido no redime pena."

 

< Volver