Autor: Garrido Conde, Andrés. 
   Los ingenieros no son grupo de presión     
 
 Diario 16.    28/03/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

CARTAS

Los ingenieros no son grupo de presión

"En relación con el artículo publicado el pasado viernes 18 de marzo en el diario de su digna dirección

con el título NO QUEDARA RIO EN SU SITIO, firmado por don José García Abad, creo interesante

hacerle las siguientes observaciones:

1.° Los ingenieros del Ministerio de Obras Públicas, por lo que a las aguas se refiere, constituimos un

conjunto de funcionarios del Estado que a las órdenes de los altos cargos políticos de nuestro Depar-

tamento nos limitamos a aplicar nuestras técnicas en el abastecimiento y saneamiento de poblaciones,

defensas y encauzamiento de corrientes de agua, obras de riego y administración dé aguas públicas. Todo

ello en base a unos Planes Nacionales de Obras Hidráulicas que nacieron en la dictadura de Primo de

Rivera, adoptó sin reservas la República y se rehabilitaron el 11 de abril de 1939, sólo diez días después

del final de nuestra guerra civil.

Para el desarrollo de estos planes ha sido suficiente una ley de Aguas contemporánea de la restauración

que ha sobrevivido a la Dictadura, la República y la democracia orgánica.

2.° La identificación de nuestro Cuerpo con un fortísimo grupo de presión nos parece, aparte de ofensiva,

totalmente gratuita. Somos casi mil funcionarios, de nivel económico similar al del resto de nuestros

compañeros ingenieros, y tenemos plena conciencia de nuestro carácter de administradores de

importantes bienes públicos, sobre los que ningún derecho, sólo obligaciones, tenemos. Muchos de nues-

tros compañeros han orientado su trabajo a actividades privadas en la industria, la banca o la política, sin

que tales actividades, por supuesto, totalmente honorables, deban ser confundidas con las quizá menos

conocidas de los que permanecemos al servicio del Estado.

3.° No tenemos la menor intención de responder a unos planteamientos que presuponen la existencia de

un enfrentamiento entre las diversos cuerpos de ingenieros. Precisamente cuando se promueve la

concordia de todos los españoles, y colaboramos con un conjunto de asociaciones en la búsqueda de unas

nuevas bases para nuestras relaciones con la Administración, no vamos a desenterrar el hacha de la guerra

de cuerpos. Antes bien, a cuantos funcionarios de cualquier titulación crean como nosotros en la unidad

de la función pública y entiendan exclusivamente como la prestación de un servicio a la comunidad, les

invitamos se integren en el movimiento que tiende a coordinar la actuación de las distintas asociaciones

de funcionarios.

4.° Por último, la información que el artículo recoge sobre el coste de las aguas subterráneas destinadas al

abastecimiento de Segovia, si honesta, es lamentablemente deficiente. El Servicio Geológico y Minero,

estoy seguro, no tendrá interés en figurar como avalista de las infundadas esperanzas de los segovianos

que a la vista del artículo crean poder resolver sus problemas de agua simplemente con dos millones de

pesetas.

Nada se les dice sobre la necesidad de un canal de más de 100 millones de pesetas, ni sobre la sangría

diaria de energía eléctrica por la necesidad de elevar el agua más de 240 metros. Se habla de un coste

inicial de casi 20 pesetas por metro cúbico, al precio actual de la energía eléctrica. Puedo, no tengo

elementos de juicio, que sea la solución más económica, pero creo que sus rectores tienen derecho a

conocer, a fin de poder juzgar, estos datos que ignoro por qué motivos no exponía el señor García Abad.

Andrés Garrido Conde, presidente de la Junta directiva provisional de la Asociación de Ingenieros

Funcionarlos del M. O. P. (en trámite de constitución). Madrid."

 

< Volver