Brutal atentado en el País Vasco. 
 Salvo Herri Batasuna, todos condenaron el múltiple asesinato     
 
 Diario 16.    02/02/1980.  Páginas: 1. Párrafos: 14. 

BRUTAL ATENTADO EN EL PAÍS VASCO

Salvo Herri Batasuna, lodos condenaron el múltiple asesinato

A excepción de la coalición Herri Batasuna, cuyos postulados están próximos a ETA militar, presunta organización autora del atentado de ayer, todos los partidos vascos, abertzales o no, manifestaron su repulsa por el múltiple asesinato.

Entre las condenas destaca la de Euskadiko Ezkerra por la inhabitual de sus manifestaciones ante los atentados terroristas en Euskadi. EE denuncia la actitud de ETA militar que «quiere desviar la atención hacia el eje acción-represión».

Bilbao (Corresponsal) — El atentado ocurrido en las cercanías -de la localidad vizcaína de Lequeitio, como consecuencia del cual resultaron muertos seis guardias civiles y un miembro del comando agresor, fue ampliamente respondido por los partidos políticos actuantes en Euskadi. En pocas horas, los comunicados de repulsa comenzaron a llegar a las redacciones. Desde un céntrico hotel de Bilbao, donde se hospedaba la práctica totalidad de los dirigentes socialistas, el secretario general del PSE-PSOE, José María Benegas, exigió al presidente del GGV, Garlos Garaicoechea, la urgente convocatoria de un Pleno autonómico.

Benegas: «Indignación y vergüenza»

De los comunicados de repulsa, el emitido por EE es, por lo desusado y por el contenido especialmente importante. Sé inicia con la denuncia a la ofensiva de ETA (m) que, «lejos de tener como finalidad la defensa del pueblo vasco, crea~~un clima de tensión y confusión que impide que el pueblo pueda valorar fría y serenamente lo que representa el acceso al autogobierno, conquistado con el Estatuto de autonomía. La coincidencia de esta ofensiva con la proximidad de las elecciones al Parlamento vasco, lleva a pensar que se pretende malear el debate político y el resultado del referéndum del 25 de octubre».

Más adelante afirma que esta ofensiva de ETA (m) «trata de lanzar una nube de humo sobre la ineficacia e inutilidad de la política de Herri Batasuna», coalición a la que acusa de no haber elaborado su proyecto de Estatuto de autonomía, de inoperancia del contrapoder popular y de su gestión al servicio de los trabajadores. Finaliza diciendo que lo que se trata es de desviar el centro de atención hacia el eje tie acción-represión «del que sólo la derecha puede salir beneficiada».

El secretario general del PSE-PSOE, José María Benegas, declaró que «lo que ha ocurrido hoy (por ayer) en las inmediaciones de Ispaster es una brutal matanza que debe llenar de indignación y vergüenza a todo el pueblo vasco. Hemos llegado a un punto en el que las condenas y las devcalificaciones morales casi parecen una excusa y un mal sustitutivo del propósito político, claro que todos deberíamos tener sobre las formas de atajarla violencia asesina de ETA.»

Tras manifestar que existe una relación evidente entre la acción terrorista y el periodo electoral que se dispone a vivir Euskadi, Benegas declaró: «Desearía con todas mis fuerzas creer que actos incalificables como éste permitirán descubrir al buen pueblo vasco que la pendiente por la que quiere hacerle rodar la organización ETA es un camino de frustración, vergüenza y suicidio.»

«Todos los partidos políticos —añadió— compartimos la responsabilidad ineludible de denunciarlo ante nuestro pueblo y de tomar las medidas oportunas para evitarlo. La historia juzgará" duramente a quien no sepa estar a la altura de las dramáticas circunstancias que vivimos.»

PC: Movilizaciones por la paz

El comité ejecutivo del Partido Comunista de Euskadi manifestó, por su parte, que «el brutal atentado terrorista significa, una vez más, la determinación de sumergir a nuestro país en un baño de sangre» y afirmó que «nada ni nadie obstaculizará el desarrollo de la autonomía que el pueblo vasco se ha dado asimismo».

Los comunistas hicieron constar su solidaridad con las víctimas y sus familiares; propugnaron una reunión inmediata del CGV, «convocando al pueblo a manifestar inequívocamente su rechazo al terrorismo», y volvieron a insistir en la necesidad de movilizaciones masivas y pacíficas en defensa del Estatuto de autonomía y de la ley, con «la decidida voluntad de imponer la democracia frente a la violencia».

El Partido de los Trabajadores de Euskadi consideró que el atentado de Ispaster agravaba la escalada de violencia, justo en el momento en que «miles de personas salen a la calle en manifestación para protestar contra los atentados fascistas», y manifestó su apoyo a esas movilizaciones y su oposición a los atentados.

Garaicoechea: «No al retraso de las elecciones»

También ESEI (Convergencia de Unificación Socialista Vasca) condenó enérgicamente el atentado «terrorista que no sólo ha producido un costoso balance de pérdida de vidas humanas, sino que se inserta en el momento del inicio de la campaña electoral para el Parlamento vasco». Asimismo, ESEI expresó su preocupación por los perjuicios que este acto pueda originar a toda la comunidad vasca.

«Un retraso en las elecciones al Parlamento vasco sería únicamente una perturbación y hacer el juego a los que están intentando por todos los medios que estas elecciones no tengan un buen final», declaró el presidente del CGV, Carlos Garaicoechea, minutos antes de iniciarse el Pleno del órgano autonómico para tratar el tema del atentado.

 

< Volver