Autor: Maza, Cristina. 
   Próxima legalización de la Asociación de Antiguos Alumnos del Instituto - Escuela  :   
 Soledad Ortega: "Pretendemos promover el espíritu de la Institución Libre de Enseñanza". 
 Informaciones.    09/12/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

Próxima legalización de la Asociación de Antiguos Alumnos del Instituto-Escuela

SOLEDAD ORTEGA: «PRETENDEMOS PROMOVER EL ESPÍRITU DE LA INSTITUCIÓN

LIBRE DE ENSEÑANZA»

Por Cristina MAZA

MADRID, 9.

El próximo lunes, día 13, los antiguos alumnos del Instituto-Escuela se reunirán en un restaurante

madrileño para homenajear con una cena a la antigua alumna María Casares. Con tal motivo, es muy

posible que se dé a conocer a los asistentes la constitución legal de la Asociación de Antiguos Alumnos

de este Instituto.

Por el momento, las noticias conocidas sólo hablan de que se está recopilando la documentación necesaria

para el nuevo renacer legal de esta asociación, creada ya en los años anteriores a la guerra civil y que a

partir de 1936 ha permanecido, si no de forma oficial, si al menos como grupo cohesionado, unido por un

mismo espíritu.

Tras un largo periodo de marginación, en 1955 comenzaron las primeras reuniones de ex alumnos, una

vez al año, el día de los Santos Inocentes. Mas allá del Atlántico, en Méjico, país que ha reunido a una

gran cantidad de exiliados españoles, se celebraba, el mismo 28 de diciembre, una cena paralela a la

madrileña. De esta forma tan simple, las ideas que hicieron nacer la Institución Libre de Enseñanza y,

como consecuencia, el Instituto-Escuela, se han mantenido a través de los años.

TODA CLASE DE ACTIVIDADES CULTURALES

Doña Soledad Ortega aparece, en estos momentos de constitución de la nueva Asociación de Antiguos

Alumnos, como cabeza visible. Pese a que, según nos dijo ayer, el hacer declaraciones en solitario no

combinaba muy bien con el espíritu adquirido en sus años de aprendizaje en el Instituto; el hecho de que

sus compañeros le hubieran encargado de las relaciones con la Prensa y su gran vinculación al mundo

periodístico, la obligaban a tales extremos. Tras esta premisa y recalcar que su puesto no era el de

presidenta, puesto que la Asociación no estaba constituida («se ha hecho un simple reparto de funciones

por requerimiento de la legislación vigente»), afirmó: «La nueva Asociación quiere nacer acogida a la

mayor apertura que vivimos en nuestros días. El espíritu que la presidirá es la promoción, con toda clase

de actividades culturales de lo que fue el carácter del Instituto y su labor cultural y educativa. El Instituto

Escuela fue siempre consciente —aunque se trataba de un organismo oficial— de que procedía de la

Institución Libre de Enseñanza en cuyos métodos implantó su sistema pedagógico. Específicamente fue

una creación de la Junta para la Ampliación de Estudios, que a su vez procedía de la Institución.

Creaciones de la Junta fueron también las residencias de estudiantes.»

En estas residencias de estudiantes —la de María de Maeztu para chicas y la de la calle Pinar para

chicos— se formaron muchas de las grandes figuras de la España más reciente: Juan Ramón Jiménez,

García Lorca, Dalí, Buñuel, Victoria Kent o Josefina Carabias, entre otros.

I.A LEGALIZACIÓN DE LA INSTITUCIÓN, MÁS PROBLEMÁTICA

Añade doña Soledad Onega: «Con los restos del naufragio de tantos años, pretendemos, no ya conservar,

sino promover el espíritu de la Institución. Daremos entrada en nuestra asociación, con los mismos

derechos, a todos los residentes e institucionistas. Estos últimos intentan también revivir la Institución,

pero tienen más dificultades debido a la posesión de bienes que habrán de ser reintegrados. De esta forma

parece que los alumnos seremos los primeros en conseguir que esto se cumpla.»

Ya para finalizar, doña Soledad Ortega comenta la necesidad de actualizar los Estatutos de la antigua

Asociación de Antiguos Alumnos, pese a la vigencia, hoy más que nunca, de los métodos de enseñanza y

expansión cultural que preconizara don Francisco Giner de los Ríos.

 

< Volver