Para las municipales. 
 ETA pide la unidad abertzale     
 
 Diario 16.    22/11/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 20. 

Para las municipales

ETA pide la unidad abertzale

BILBAO, 22 (D16). _ La organización ETA, que ante las elecciones legislativas propugnó una campaña abstencionista, invitó a las fuerzas de izquierda abertzale a unirse, de cara a las próximas municipales.

En un folleto elaborado por ETA y distribuido profusamente entre los círculos de refugiados en el País Vasco francés, dicha organización recomienda a las fuerzas abertzales "a no cometer el mismo error de las legislativas, sino a presentarse firmemente unidas, y, a partir de esa unidad, pensar en cualquier otro tipo de alianzas".

Las fuerzas del KAS —añade ETA— han de comprometerse "a no intentar sustituir las asambleas de barrio y pueblo, sino por el contrario, apoyarlas y hacerlas protagonistas directas de la gestión municipal".

Crítica al resto délos partidos

La critica de ETA al resto de las organizaciones políticas vascas no se para siquiera ante la dirección de ETA político-militar y —en relación con la condena que este grupo hizo sobre el atentado a Unceta— indica que, "vista la línea de claudicación seguida por este grupo desde hace un año, sus constantes relaciones, aún no interrumpidas, con el Gobierno español y su negación práctica de la lucha armada posible hoy en aras de un utópico —en el momento presente— armamento de las masas, es evidente que tal condena tiene una raíz profunda con muchas- derivaciones".

En este sentido, recuerdan la condena que se les hizo por parte de la VI Asamblea, en el atentado a Carrero Blanco. "En esta condena existía además un componente personal, lo que se llama celos profesionales", señala el texto.

El impuesto revolucionario

En el mismo folleto, ETA amenaza a los capitalistas vascos que no quieren pagar el impuesto revolucionario, advirtiéndoles que el aval del Partido Nación alista Vasco (PNV) no sirve.

"Una gran parte de la burguesía milita en el PNV, paga la cuota y vota. En la medida en que pagan a ETA reducen su apoyo al Partido Nacionalista, quien además se muestra incapaz de defender sus intereses. Este partido ya ha anunciado que indica a los capitalistas que no han de pagar. Un aviso a sus capitalistas: el aval del PNV no vale para ETA", dice el texto difundido.

La organización ETA trata de Justificar el impuesto revolucionario señalando que "el pueblo vasco precisa organizarse para desarrollar la lucha armada si no desea mendigar eternamente ante la oligarquía española y su Estado". Precisando para ello la necesidad del impuesto revolucionario para "sostener una organización armada en Euskadi, donde no es posible la creación de zonas liberadas que puedan proveer a las necesidades económicas organizativas".

"Los trabajadores no pueden sostener una organización armada con sus propios recursos", dicen. "La burguesía sí. Toda la burguesía vasca paga los impuestos para sostener las Fuerzas Armadas españolas, que paguen para sostener las vascas."

Los liberados ganan menos del sueldo base

Por primera vez, ETA facilita algunos datos sobre su estructura interna, indicando que tiene muy pocos liberados "y éstos cobran un 20 por 100 menos del sueldo base si son casados —y no

tienen. Seguridad Social ni Jubilación—, y si son solteros, la mitad de lo anterior

Respecto al mismo tema del impuesto revolucionario, señalan que la acusación que pesa sobre ellos de ser culpables de la descapitalización de Euskadi es una necedad. "Basta indicar que el impuesto revolucionario nació no hace aún dos años y que lo recaudado desde entonces es inferior a la mitad de los gastos del PNV en su pasada campaña electoral. Evidentemente, la descapitalización de Euskadi comienza mucho antes. Si algún responsable de ello existe son los partidos políticos, que durante los últimos cuarenta años se han dedicado a vivir su vida esperando que Franco muriera de viejo."

El folleto acusa a los partidos mayoritarios de verse libres de recurrir a este tipo de financiaciones a base de recibir donativos por valor de varios millones cada uno procedentes en algún caso de la propia burguesía y en otros de partidos afines de otros países, cuyos regímenes califica de "imperialistas y policiacos".

Los parlamentarios, colaboracionistas

"Los parí amentados, en nuestra opinión —dice ETA—, son colaboradores directos y un apoyo —cada día menos firme, afortunadamente— de la dictadura militar española

en Euskadi; mientras los partidos a los que pertenecen no apoyen, de hecho o verbalmente, la represión del Gobierno español contra nosotros, u otro sector popular vasco, nos limitaremos a utilizar contra ellos la crítica política."

Sin embargo, lo más importante de cara al futuro pacífico de Euskadi se centra en las declaraciones que ETA hace sobre el futuro político vasco y concretamente el estatuto de autonomía, al que califica como un "objetivo táctico de KAS (Coordinadora Patriota Socialista), y paso útil hacia la construcción de una Euskadi reunificada, independiente, socialista y euskaldún", que parecen ser los objetivos de ETA.

En relación con el estatuto de autonomía señalan que debe cumplir unos requisitos mínimos que se cifran en "reconocimiento de la soberanía nacional de Euskadi, reconocimiento de los lazos entre Euskadi norte y sur, y que el euskera sea idioma oficial prioritario".

Respecto a las Fuerzas de Orden Público, a las que denomina fuerzas de defensa ciudadana, pretende que "sustituyan a las actuales represivas, sean creadas por el Gobierno vasco y dependientes únicamente de el". En este sentido exigen también que las Fuerzas Armadas dependientes del Gobierno central, acuarteladas en Euskadi, estén bajo el control del Gobierno vasco.

 

< Volver