Autor: Suárez Alba, Alberto. 
 Responsabiliza a la Administración Central. 
 El Ejecutivo vasco denuncia las pintadas en las "ikurriñas" mundialistas     
 
 ABC.    16/06/1982.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

MIÉRCOLES 16-6-82

Responsabiliza

a la Administración Central.

El Ejecutivo vasco denuncia las pintadas en las «taurinas» mundialistas

VITORIA (Alberto Suárez Alba, corresponsal). Por medio de su portavoz oficial, el consejero Ramón Labayen, el Gobierno vasco atribuyó ayer a la representación de la Administración Central en Euskadi responsabilidades en una acción de elementos desconocidos contra las «ikurriñas». Pintadas en unos polémicos carteles sobre la sede bilbaína del Mundial de Fútbol, señales que en varias docenas han sido colocadas por el ejecutivo autónomo en las principales carreteras de Álava, Guipúzcoa y Vizcaya. Dichos carteles, que no se ajustan a la legalidad en lo relativo a formas y colores que van contra lo dispuesto por la convención de Viena en materia de tráfico, han motivado en los últimos dias una dura polémica entre el Gobierno de Vitoria y la Delegación General de la Administración Central.

Al ser preguntado ayer el señor Labayen acerca de las tachaduras practicadas por desconocidos a varios de esos carteles del Mundial, indicó textualmente qué «la acción responde a determinadas fobias de determinadas personas, que parecen entender así el contenido de sus acciones de Gobierno y que parecen entender de esa manera el campo de sus competencias y lo que debe ser la acción del Gobierno Central en Euskadi».

Fuentes próximas a la Delegación del Gobierno en Euskadi manifestaron a ABC su sorpresa y extrañeza por esas declaraciones y también sabemos que el señor Oreja Aguirre hizo a primera hora de ayer unas declaraciones periodísticas en el transcurso de las cuales lamentaba de una manera profunda la desaprensiva acción contra las «ikurriñas».

Tras la colocación de las mismas, la Delegación del Gobierno Central ha puesto en manos de la autoridad judicial el tema, al considerar que señales de ese tipo «no pueden hacerse al arbitrio de cualquier autoridad, sino que tienen que ajustarse a un modelo aprobado por convenios internacionales que obligan a todo el Estado».

Paralelamente ha surgido el anuncio de que el «lendakari» Garaicoecnea, junto con los miembros de su Gabinete y, en general, las autoridades peneuvistas, no asistirán hoy en Bilbao al partido inaugural del Mundial-82 en esta sede, a disputar entre las selecciones de Inglaterra y de Francia. Los responsables nacionalistas no desean estar «acompañados por quienes en ésta y en otras materias trascendentales están protagonizando una resistencia y oposición pertinaz al autogobierno de Euskadi y a sus símbolos». Asimismo, el ejecutivo de Vitoria protesta por el hecho de que la «bandera de Euskadi, siquiera por su condición de pueblo anfitrión, no se haya colocado junto a las restantes banderas representativas dé los países participantes».

 

< Volver